_
_
_
_

La UE acuerda un tope al gas de 180 euros tras vencer la resistencia alemana

El techo entraría en vigor a partir de la segunda quincena de febrero

El ministro alemán de Asuntos Económicos, Robert Habeck, conversa con la ministra belga de Energía, Tinne Van der Straeten. A la derecha, el ministro de Economía de Croacia, Davor Filipovic, sostiene una camiseta con la consigna
El ministro alemán de Asuntos Económicos, Robert Habeck, conversa con la ministra belga de Energía, Tinne Van der Straeten. A la derecha, el ministro de Economía de Croacia, Davor Filipovic, sostiene una camiseta con la consigna EFE
Leandro Hernández

Fumata blanca en Bruselas: los Veintisiete acuerdan finalmente un tope dinámico de 180 euros para el precio del gas que comenzará a aplicarse a partir del 15 de febrero. Esto pone fin a casi dos meses de discusión en las más altas esferas comunitarias después de que la Comisión Europea incluyera esta alternativa en su hoja de ruta de octubre.

El mecanismo temporal de corrección del mercado, el nombre oficial de la medida, tiene como objetivo evitar un nuevo episodio de descontrol de precio, como el que el bloque sufrió en agosto, cuando el coste del gas alcanzó un máximo histórico de 350 euros el megavatio-hora. “Esta herramienta pretende quitar la prima adicional de la guerra”. afirmó la comisaria europea de Energía, Kadri Simson.

Tanto Simson como el ministro checo de Industria, Josef Sikela, se esforzaron en destacar que no se trata de un tope fijo sino que tiene un carácter dinámico, con el fin de atraer a los vendedores si la situación lo merece. Una vez activado el mecanismo, el nuevo techo impediría que se realicen transacciones en el mercado TTF de Países Bajos a uno, tres y doce meses por encima de 35 euros el promedio de referencia de los mercados internacionales de gas natural licuado (GNL).

Efectivo y realista

El consenso inicial en el encuentro de este lunes estuvo en la crítica a la propuesta de arranque de Bruselas, que fijaba un límite alto y con múltiples condiciones para ponerse en marcha, “ya establecimos que el precio propuesto en un principio en los 275 euros no era en realidad un tope”, afirmó al comienzo del encuentro el ministro heleno de Energía, Konstantinos Skrekas.

La alternativa aprobada requiere que los precios superen el techo establecido solo durante tres días, no dos semanas como preveía la propuesta inicial de la Comisión Europea. A su vez, el diferencial del TTF con los mercados internacionales de GNL debe ser mayor de 35 euros. De acuerdo a un estudio de S&P Global Commodity Insights, este mecanismo se hubiera aplicado durante 40 días este año.

Una vez activado el instrumento, se mantendrá por 20 días y se aplicará a todos los mercados del gas, no solo al de Países Bajos, el de referencia en Europa. “Es un mecanismo temporal, efectivo y realista”, afirmó Sikela.

Para convencer a Alemania, el gigante escéptico de la propuesta, incorpora varios elementos que hacen simple su desactivación. Por ejemplo, la Comisión Europea puede decretar la emergencia de suministro en cualquier momento, lo que impediría la activación del mecanismo. A la vez, lo mismo podría suceder si aumenta de forma rápida el consumo o cae el suministro por parte de los países importadores.

Estas clausulas no son el único freno impuesto. La Comisión está dispuesta a suspender la activación del mecanismo antes de la segunda semana de febrero si el análisis encargado al Banco Central Europeo, la Autoridad Europea de Mercados y Valores, y la Agencia de Cooperación de los Reguladores de la Energía revela que los riesgos son mayores que los beneficios potenciales.

El mercado ya señaló algunas dudas. “Si el tope se activa, la negociación irá al mercado de entrega inmediata y la liquidez se verá comprometida”, precisó Jonathan Stern, un especialista del Instituto Oxford de Estudios Energéticos. Los analistas destacan que este intercambio suele ser menos transparente.

Negociación múltiple

La última reunión de ministros de Energía del año incluyó otras negociaciones para promover las compras conjuntas de gas, reducir las emisiones de gases contaminantes y acelerar el despliegue de renovables.

Las miradas estaban puestas en particular en este último punto, ya que la delegación alemana estaba interesada en cambios a la política para apresurar la entrega de permisos.

Ante las salvaguardas establecidas, consideradas suficientes para la delegación alemana, solo tres países mantuvieron su postura crítica. Mientras Países Bajos y Austria decidieron abstenerse de la votación, Hungría votó decididamente en contra, ya que continúa siendo fuertemente dependiente de Moscú. Esto abre un nuevo foco de disputa entre el gobierno de Viktor Orbán y Bruselas: el canciller húngaro ya precisó que abrirán de forma unilateral la negociación con el régimen ruso.

Panorama actual

La respuesta del mercado fue rápida. El precio del gas se desplomó más de un 7% una vez anunciado el acuerdo. El mecanismo está lejos de aplicarse en la actualidad, ya que la cotización actual del gas se mantiene apenas por encima de los 106 euros el megavatio/hora El valor incluso se mantiene un 25% por debajo de la cifra que alcanzaba un año atrás.

Sin embargo, la mirada de Bruselas ya no está puesta en este invierno, ya que los almacenes permanecen al 88% de su capacidad. El reto está en evitar la especulación y la competencia entre los Veintisiete el próximo invierno.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Leandro Hernández
Periodista económico. Interesado en entender más de criptoactivos, transformación digital y energía. Se incorporó a este periódico en 2022 después de haber trabajado en diferentes países de América Latina y en Estados Unidos. Estudió Relaciones Internacionales en la Universidad Torcuato Di Tella (Argentina), y el Máster de Periodismo UAM-El País.

Más información

Archivado En

_
_