El precio del gas se mantiene volátil mientras los países europeos refuerzan sus reservas

Las reservas europeas alcanzan un 87%, 2 puntos por encima del promedio histórico

Un yacimiento de gas en Argentina
Un yacimiento de gas en Argentina Reuters

El precio del gas natural en Europa mantiene su volatilidad, aunque continúa en valores inferiores a los 200 euros (MWh) en el mercado de Países Bajo. El descenso inicial de 4.6% frente al cierre de ayer fue rápidamente anulado con un alza de casi 2% solo una hora después. Los precios del petróleo Brent se mantienen al alza desde el comienzo del día, y gana un poco más de un 1%.

Esta bajada llega en un contexto de alta volatilidad después del anuncio del presidente ruso, Vladimir Putín, el miércoles por la mañana en el que declara la movilización parcial de reservistas. Esta decisión podría afectar el suministro ruso que, aunque escaso, sigue llegando a través de las conexiones en Ucrania.

Moscú también ha reportado este jueves que su servicio de seguridad frustró un intento ucranio de sabotaje al gasoducto Turk Stream que une Rusia con Turquía. Esta tubería se mantiene operativa y su uso se ha incrementado casi un 10% en comparación al mismo periodo el año pasado.

A pesar de los temores a las decisiones del Kremlin, dos buenas noticias han impulsado una leve calma en los mercados energéticos. Por un lado, los modelos meteorológicos evitan el desánimo. “La meteorología indica un período de octubre a diciembre más cálido que el promedio, lo que sería un buen augurio en las condiciones actuales del mercado caracterizadas por el aumento de los precios de la energía”, ha destacado el analista de la consultora Marex Alexandre Fierro, según recoge la agencia Bloomberg.

Por otro lado, los países del bloque europeo mantienen altos niveles de almacenamiento de gas a las puertas del invierno. Países Bajos y Alemania han reportado un alza de casi 5% en sus reservas la última semana, mientras que España y Francia son los países con mayores subidas en comparación a sus parámetros históricos.

Ambos precedentes serán de consideración en la propuesta que la Comisión Europea prevé hacer pública el próximo miércoles 28, donde se espera se detallen los elementos técnicos a discutir en la reunión extraordinaria de Energía que se celebrará el viernes 30.

La lucha por asegurar nuevas fuentes de suministro

Aunque las reservas de gas en Europa se mantienen altas, los países de todo el continente buscan asegurar el suministro a corto y mediano plazo.

El gobierno británico ha comenzado una serie de conversaciones con exportadores de gas natural licuado (GNL) estadounidenses para la firma de contratos de largo plazo, lo que permitiría garantizar el suministro hasta por 20 años.

Italia también ha aumentado su compra de gas argelino al menos un 20%, según ha declarado el miércoles Toufik Hakkar, responsable de la empresa estatal Sonatrach.

Del lado de la oferta, el gobierno de Argentina ha prometido ayer enviar al Congreso una ley que otorgue nuevas garantías a las empresas que construyan centrales de exportación de GNL. Esto permitiría colocar la producción de gas natural , que ha aumentado un 18% este último año, en el mercado internacional.

Normas
Entra en El País para participar