Crónica de la Bolsa

El Ibex lidera las ganancias y recupera los 8.100 con el tirón de la banca

El selectivo español avanza un 2,19%

La banca, el sector que el miércoles frustró el rebote del Ibex 35, se convirtió en uno de los principales catalizadores de las subidas. El repunte de las rentabilidades de la deuda se dejó sentir en la renta variable de manera generalizada, pero fueron los índices más bancarizados los grandes beneficiados. El selectivo español firmó su mejor sesión desde finales de marzo y subió un 2,19%. Este buen desempeño permitió a la Bolsa española recuperar la barrera de los 8.100 puntos.

En una jornada en la que se impuso el verde, solo Enagás (-0,99%) y Cellnex (-0,05%) escaparon a las compras. Aunque los mayores ascensos corrieron a cargo de ArcelorMiital (5,42%), fueron las entidades las que más aportaron. CaixaBank avanzó un 5,15%; Sabadell, un 4,34%; Bankinter, un 3,64%; BBVA, un 3,63% y Santander, un 3,56%.

Por encima del Ibex 35 se situó el Mib italiano que subió un 3%. Los ascensos fueron generalizados en el resto de Bolsas europeas. El Dax alemán sumó un 1,97%; el Cac francés, un 1,6% mientras el FTSE británico logró sobreponerse a la dimisión de Boris Johnson y sumó un 1,15%. Como si de un efecto dominó se tratara las subidas se repitieron al otro lado del Atlántico. las subidas se repitieron al otro lado del Atlántico. El Dow Jones sumó un 1,12%, mientras el S&P 500 y el Nasdaq lograron su cuarta sesión consecutiva al alza con avances del 1,5% y el 2,28% respectivamente .

 Además del repunte de la banca, las subidas registradas por la Bolsa estuvieron justificadas por las noticias que llegaban desde Wall Street y las expectativas de que los bancos centrales se vean obligados a moderar las subidas de los tipos en la segunda mitad de 2023 para evitar una recesión. Mientras China sigue firme en su política de cero contagios, Bloomberg ha adelantado que el ministerio de financias está trabajando en un plan para reactivar la economía. Entre las medidas que se barajan se incluye la emisión masiva de deuda por parte de las autoridades locales así como un programa para acelerar la financiación de infraestructuras. Estas iniciativas ayudarían a reanimar la economía china, una de las que más aporta al crecimiento mundial.

En las últimas jornadas los temores de recesión habían propiciado la salida de los inversores de la renta variable. En este contexto, muchos habían optado por tomar posiciones en la deuda. Esto permitió durante jornadas poner freno al alza de los rendimientos, una tendencia que se rompió. El mayor apetito por el riesgo y la posibilidad de que el mecanismo antifragmentación no esté listo en la cita de este mes volvió a despertar los recelos. Las últimas informaciones apuntan a que todavía existen muchos detalles por resolver.

Con esta idea como telón de fondo, los rendimientos de la deuda de España e Italia subieron cerca de 15 puntos básicos, hasta el 2,4% y 3,3%, respectivamente. Los ascensos fueron generalizados, pero algo más moderados en deuda como la alemana donde el bono a 10 años se sitúa en el 1;3%. Estos ascensos más acusado en la periferia se tradujeron en un repunte de los diferenciales. La prima de riesgo española sube a los 109 con la italiana quedando al filo de 200 puntos básicos, a cierta distancia de los 136 y 242 que marcaron a mediados de junio.

En el mercado de materias primas el Brent sube un 5% y se sitúa en los 105 dólares.

Normas
Entra en El País para participar