Cupra prevé vender en el medio plazo más coches que los que entregó todo Seat en 2021

La firma prémium pronostica entregar 500.000 unidades anuales

La marca duplicará su facturación este año, hasta los 4.400 millones

El presidente de Seat y de Cupra, Wayne Griffiths, y el director de diseño, Jorge Díez, este martes en Sitges (Barcelona).
El presidente de Seat y de Cupra, Wayne Griffiths, y el director de diseño, Jorge Díez, este martes en Sitges (Barcelona).

El hijo superará al padre en poco tiempo. Cupra, la marca prémium de Seat que apenas tiene cuatro años de vida, prevé llegar en el medio plazo a las 500.000 unidades comercializadas anuales en todo el mundo, lo que supondría superar el volumen de entregas que toda la compañía (incluyendo a Seat y a Cupra) tuvo en 2021, cuando el fabricante comercializó poco más de 470.000 vehículos.

“Nuestro objetivo a medio plazo es entregar 500.000 coches al año e impulsar nuestra expansión internacional hacia nuevos mercados, así como entrar en nuevos segmentos. Contamos con una tribu Cupra totalmente comprometida para que esto suceda. Al final, son las personas las que construyen la marca”, aseguró este martes el consejero delegado de Seat y Cupra, Wayne Griffiths, durante un acto celebrado en Sitges, Barcelona.

De esta forma, la compañía apuesta a un crecimiento exponencial de una firma que en el ejercicio precedente entregó 79.300 coches, lo que supuso casi doblar sus ventas respecto a 2020, un año fatídico para el sector por el parón productivo que supuso la pandemia de Covid-19. Si bien la firma no ha querido dar cifras de facturación en el horizonte 2025, se ha reafirmado en su objetivo de duplicar su cifra de negocio este año y llevarla por encima de los 4.400 millones de euros.

Actualmente, la marca prémium está consiguiendo un crecimiento en ventas gracias a su producto estrella, el Cupra Formentor, un SUV con una versión híbrida enchufable y otra de combustión, que está siendo un éxito de mercado, con casi 100.000 unidades entregadas en todo el mundo desde su lanzamiento en el último trimestre de 2020.

Recientemente, además, la firma sacó a la venta su primer coche 100% eléctrico, el Born, un vehículo que en un principio había sido pensado para Seat pero que finalmente se lo quedó Cupra, dejando a Seat fuera de la electrificación.

Próximos modelos

Para continuar en esta senda de crecimiento, la compañía dio detalles de los nuevos coches que lanzará en los próximos años y desveló el nombre del SUV electrificado que sacará al mercado en 2024: el Cupra Terramar. Este coche, que tendrá una versión híbrida enchufable con hasta 100 kilómetros de autonomía en modo eléctrico, se hará en la planta de Audi (marca que también pertenece al grupo Volkswagen) en Györ, Hungría.

“Pensando en cómo se sentirá la persona que se pone al volante, ofrecemos una experiencia única con la tecnología más avanzada gracias al concepto de interior orientado al conductor. En definitiva, se trata de un SUV de 4,5 metros de largo, con ADN Cupra y dispuesto a sobresalir en uno de los segmentos más competitivos”, afirmó Griffiths durante el acto.

Ese mismo año, además, la compañía lanzará el Cupra Tavascan, un SUV que se mantendrá fiel al prototipo presentado en 2019 y que supondrá el segundo automóvil eléctrico de la firma. El grupo Volkswagen aún no ha confirmado dónde se ensamblará este vehículo.

Normas
Entra en El País para participar