Wallbox acelera su estrategia en EE UU y cierra una alianza con Napa

La compañía española comercializará sus cargadores en más de 6.000 puntos de venta

Uno de los cargadores de Wallbox.
Uno de los cargadores de Wallbox.

El fabricante de cargadores para vehículos eléctricos Wallbox ha dado un paso más en su estrategia para conquistar el mercado norteamericano. La compañía de origen catalán ha cerrado un acuerdo con Napa, uno de los principales retailers estadounidenses de piezas de recambio para comercializar los cargadores eléctricos en sus puntos de venta. Esta alianza permitirá a Wallbox estar presente en los más de 6.000 establecimientos comerciales que Napa tiene distribuidos en todo Estados Unidos y Canadá.

Fuentes de la compañía detallan a CincoDías que se trata de un paso más en la estrategia a largo plazo de Wallbox en el país norteamericano y que permitirá ganar presencia en el mercado gracias a la capilaridad y penetración de Napa. La compañía tiene entre ceja y ceja convertirse en uno de los líderes mundiales del sector y para ello quiere conquistar el mercado estadounidense debido al gran impulso que la Administración Biden pretende dar al vehículo eléctrico: los planes pasan porque el 50% de todas las ventas de coches nuevos en EE UU para 2030 sean de coches eléctricos.

Recientemente la compañía también cerró un acuerdo con Uber en todo EE UU para que los conductores de la firma puedan adquirir e instalar cargadores en el hogar a un precio reducido. En concreto, esta asociación ofrece a los conductores de Uber un paquete con descuento que incluye un cargador Pulsar Plus, la instalación del cargador y la opción de financiar el paquete, con lo que la compañía tiene acceso a una potencial base de miles de clientes. Además, ambas empresas están ultimando un acuerdo de colaboración a nivel mundial que se empezaría a desplegar en Europa y en Canadá.

Los cargadores de Wall­box ya lograron situarse como líderes en ventas en Amazon y el Amazon's Choice en esta categoría en EE UU y a principios de 2022 presentó el modelo Quasar 2 que permite convertir un vehículo eléctrico en generador de corriente para el hogar en caso de apagones, con el que pretende reforzar sus ventas en Norteamérica.

De hecho, este mismo año Wallbox ha abierto oficinas comerciales en Canadá para reforzar su presencia. Igualmente, la semana pasada Wallbox formó parte de las empresas que emitieron un anuncio en el descanso de la Super Bowl, uno de los eventos deportivo más seguidos cada año. Según datos de la compañía, la retransmisión del partido contó con 120 millones de espectadores y el anuncio de Wallbox con 100 millones.

Wallbox es uno de los unicornios españoles junto a Cabify, Glovo, Idealista o Jobantalent. La compañía debutó en Wall Street el pasado mes de octubre a través de la fusión con la SPAC Kensington. El fabricante de cargadores liderado por Enric Asunción y Eduard Castañeda se encuentra en pleno proceso de crecimiento. Según los planes presentados a los inversores, la compañía prevé alcanzar un ebitda positivo en 2024 y llegar a la cifra mágica de los 1.000 millones de ingresos en 2025. A cierre de los primeros nueves meses de 2020 la compañía facturó 48 millones (+280%) y prevé cerrar el ejercicio con ventas por 68 millones.

Levantará una fábrica en Texas

Iniciará la producción en junio. Dentro de esa estrategia de Wallbox para crecer en Estados Unidos, la compañía levantará una fábrica en Arlington (Texas) que se suma a dos factorías en Europa y una en China. La planta desempeñará un papel fundamental en la ampliación de la presencia de la compañía en Norteamérica. Se espera que la fabricación comience en junio de 2022, con una producción de 290.000 unidades anuales en 2027 y una capacidad de 500.000 unidades en 2030.

Normas
Entra en El País para participar