El Ibex se mantiene en los 8.900 puntos en una jornada de apatía en los mercados

El volumen negociado por la Bolsa española vuelve a estar muy por debajo de la media mensual

La Bolsa
Parqué de la Bolsa de Nueva York. EFE

Los récords de Wall Street ya no impresionan apenas a las Bolsas europeas y tras un nuevo cierre en máximos, los parqués del Viejo Continente registraban hoy una jornada de apatía propia del mes de agosto. Sin embargo, a última hora han cogido algo de impulso y el Dax ha terminado con un avance del 0,7%. El Ibex se ha quedado totalmente rezagado y ha cerrado plano, con una avance del 0,04%, que le mantiene por encima de los 8.900 puntos, nivel recuperado en la sesión de ayer y que por momentos pareció hoy que podría alcanzar los 9.000 puntos. No obstante, peor ha quedado el parqué londinense, que ha cedido un 0,4%.

Dentro del Ibex, Indra e Inditex son los valores que más suben, con un avance del 1,7% y el 1,4%, respectivamente. También se han anotado subidas superiores al 1%, Merlin, Cie, Acciona y Grifols. IAG ha sido el valor más castigado, con una caída del 2,07%, Solaria, Meliá y Viscofán han cedido más de un 1%.

La sesión de hoy se ha caracterizado por el bajo volumen negociado -como suele ocurrir en el periodo estival-: 662,5 millones de euros frente a la media mensual actual de lo que va de agosto de 1.159 millones.

El Dow Jones y el S&P 500 cerraron ayer marcando nuevos máximos, después de que el Departamento de Trabajo de EE UU informara de la mayor caída de la inflación intermensual en 15 meses, lo que ha aliviado la preocupación por la posibilidad de una inflación galopante. Este jueves, el mercado estadounidense abriñi con ligeras pérdidas pese a las buenas cifras semanales de las solicitudes de desempleo, que cayeron la semana pasada a 375.000. Sin embargo, al cierre, se impusieron las subidas y el Dow Jones y el S&P firmaron su tercer máximo consecutivo.

Los responsables de la política monetaria de Estados Unidos están debatiendo públicamente cómo y cuándo deberían comenzar a recortar las compras masivas de activos lanzadas por la Fed el año pasado para estabilizar los mercados financieros y apoyar a la economía durante la pandemia.

La disminución de los temores sobre la inflación reduce la presión para reducir esas compras de activos, después de que las fuertes cifras de empleo de la semana pasada habían dado munición a los halcones.

Como resultado, los rendimientos del Tesoro de EE.UU. cayeron el miércoles en la mayoría de los vencimientos, aunque la negociación fue agitada. Hoy, los movimientos son más moderados. El rendimiento de los bonos del Tesoro de referencia a 10 años se situó en el 1,3455%, frente al 1,359% del cierre en Estados Unidos.

Mientras, la temporada de resultados está llegando a su fin, con casi la totalidad de las empresas del S&P 500 habiendo publicado y más del 80% del Stoxx 600, con una lectura muy positiva. En el S&P 500, las ventas han superado en un 5% las estimaciones del consenso y crecen cerca de un +28% en el año, mientras que el BPA ha aumentado un 100% y se ha situado un 17% por encima del consenso. Mientras en Europa, las ventas superan en un 3% las estimaciones y presentan un avance del +28% mientras que el BPA lo hace a ritmos del +249% superando el consenso en un 28%, tal y como recuerdan en Renta 4.

En el mercado de materias primas, el crudo Brent cede un 0,3% hasta los 71 dólares por barril. El Gobierno estadounidense aclaró ayer que su petición a la OPEP+ de incrementar la producción de crudo no buscaba "una respuesta inmediata", sino obtener "un compromiso a largo plazo" para que el mercado sea competitivo, explicó la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki.saki.

Normas
Entra en El País para participar