Calviño asegura que el número de personas en ERTE baja ya de los 400.000

La vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos ha vuelto a insistir en la necesidad de afianzar la creación de empleo antes de subir el salario mínimo

La vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño.
La vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño. Europa Press

La vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, ha anunciado este miércoles en una entrevista a la Cadena SER que el número de personas en ERTE ha bajado ya de la barrera de las 400.000. "El ministro Escrivá me ha dado hoy una buena noticia. Estamos por debajo de los 400.000 trabajadores en ERTE (...) Es una buenísima noticia", ha señalado.

Calviño ha vuelto a insistir una vez más en que la prioridad del Ejecutivo, antes de subir el Salario Mínimo Interprofesional (SMI), es afianzar la recuperación económica y la creación de empleo. "En la segunda parte del año veremos cómo evoluciona el mercado laboral y si podemos retomar esa senda de subida del SMI", ha apuntado Calviño, y ha añadido que "todo el Gobierno es perfectamente consciente de que la prioridad es reincorporar trabajadores". En esto, ha indicado, "no hay discrepancias" dentro del Ejecutivo.

Sobre la reforma laboral, la vicepresidenta primera ha subrayado que tiene que estar aprobada antes de fin de año, pero no porque exista una condicionalidad respecto a la recepción de los fondos europeos, sino porque se necesitan unas "reglas claras" para crear puestos de trabajo de calidad y acabar con una serie de problemas que otras reformas laborales "parciales" no han logrado resolver.

"Vamos a poner todo el interés en concentrar nuestros esfuerzos para llegar a un acuerdo antes de final de año", ha señalado la vicepresidenta en declaraciones recogidas por Europa Press. Calviño ha matizado que de lo que se trata no es de derogar la reforma laboral de 2012, sino de pensar qué legislación laboral quiere España para el futuro.

Díaz presiona para subir ya el SMI

Por otro lado, la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha vuelto a insistir en una entrevista en TVE, en la necesidad de aumentar el SMI. "No es creíble que sea un Gobierno de la recuperación si no mejoramos las condiciones salariales de los más débiles. Es muy difícil de justificar esto. Hablamos de 1,5 millones de trabajadores que no tienen convenio colectivo", ha comentado Díaz.

"Me reuní la semana pasada con empresarios y a mí me decían que el SMI no les importaba nada. Les preocupaba la temporalidad", ha añadido la titular de Trabajo, cuya idea de reforma laboral tiene por objetivo reducir precisamente el exceso de temporalidad de la economía española. Sin embargo, su propuesta de acabar con la contratación temporal para aquellos trabajos en los que aumenta la demanda de manera estacional, no ha sido bien recibida por la CEOE y Cepyme, quienes han pedido una propuesta diferente al Ejecutivo para seguir negociando.

"Creo que el acuerdo es posible si no se hace partidismo", se ha mostrado optimista la vicepresidenta segunda, que ha asegurado ser consciente de estar abordando "la mayor transformación del mercado laboral en décadas". "[La distribución de rentas en España] se ha fundamentado en parte en empleo de mala calidad: salarios bajos, jóvenes con sueldos mensuales de 430 euros y mujeres con contratos a tiempo parcial de dos horas", ha dicho Díaz. 

"También hay política en los agentes sociales (...). Estoy segura de que Antonio Garamendi [presidente de la CEOE] no cree que un joven que perciba 430 euros al mes tenga una modalidad contractual correcta", ha indicado la ministra. Este miércoles a la tarde se celebrará una nueva reunión de la mesa de diálogo social para continuar con las negociaciones.

Normas
Entra en El País para participar