Borja Adanero: “Existe una sobreoferta formativa”

Busca ofrecer cursos con los mejores profesionales a un precio reducido

ThePowerMBA

Trabajaba en una startup y llevaba varios años buscando nuevas oportunidades de negocio cuando, de pronto, lo vio claro: la educación era el mejor campo donde encontrar nichos. “En general, es un desastre, las escuelas de negocios cuestan mucho dinero, requieren tiempo y la impresión de la gente es que les cambia la vida”, dice el cofundador de ThePower­MBA, Borja Adanero (Bilbao, 1982). La escuela que lanzó hace tres años cuenta con 46.000 alumnos y ofrece cursos online por 500 euros sobre las nuevas formas de hacer negocios.

¿Cómo funciona el método ThePowerMBA?

Es una propuesta de contenidos que te vayan a servir de verdad en la carrera, pero, además, aprendiéndolos de los mejores de cada área llevado al máximo exponente. Son responsables de las compañías, que no darían clase en ninguna otra escuela de negocios ni de broma. Los cofundadores de Tesla, Netflix..., a veces no es el nombre más conocido pero sí los que están a la cabeza. Por lo general son clases en formato vídeo de 15 minutos para que puedas integrarlo en tu día a día, mientras estás en la elíptica, cocinas...

¿Se puede aprender algo en profundidad solamente con 15 minutos?

Sí, y no es solo una cuestión de que yo lo crea, es que está demostrado que es mejor. No lo inventamos nosotros, es el microlearning, lo que aprendes en espacios más cortos, lo retienes mejor. Además, tiene otra consecuencia, cuando hay que crear contenido que dure un tiempo muy corto, es necesario un esfuerzo mayor por nuestra parte porque tenemos que explicarlo muchísimo mejor. Si tengo una hora, me subo al estrado y me enrollo, pero si tengo que elegir cada palabra para crear un guion y que lo entiendas bien en 15 minutos, me fuerza a hacerlo mejor.

Comenta que entre su profesorado hay fundadores de compañías como Tesla, Shazam, Netflix... ¿Cómo se pueden permitir esos nombres con una matrícula tan baja?

Es un tema de escala, hemos dado la vuelta al negocio. Tenemos alumnos por todo el mundo. Son miles y miles de alumnos todos los meses. Eso te permite acceder a ellos. También es superimportante que estas personas comparten nuestra misión: democratizar la educación. Por eso nos escogen a nosotros, porque les gusta lo que hacemos.

Pero no es un máster oficial.

No, no somos un máster oficial ni un MBA al uso, ni queremos serlo. Si lo fuéramos, tendríamos que atenernos a una serie de cosas con las que nuestro modelo no podría ser como el actual. Además, pensamos que no aporta nada más salvo para casos muy concretos de personas que quieran hacer después un doctorado, pero eso, en el ámbito al que nos dedicamos, que son los negocios, es un porcentaje muy pequeño.

El nombre, ThePowerMBA, puede resultar confuso.

Nuestro mercado es principalmente la gente que no estaba pensando en hacer un máster porque somos un producto masivo. La realidad de la gente pensando en hacer ahora un MBA es pequeñísima. Otra cosa es gente que quiera interesarse por nosotros y no dejarse tanto dinero. Pero ThePowerMBA es un nombre que se creó por ser una forma distinta de hacerlo. Tenemos el marco del MBA porque se entiende y se relaciona con el mundo de los negocios.

¿Cuál es el perfil de los alumnos?

Es un perfil bastante bueno en cuanto a experiencia profesional. La moda, la edad más habitual, son los 35 años. Hay quien se piensa que esto es solo para gente muy joven, pero la realidad es que no. También tenemos profesionales muy diversos: ingenieros que quieren hacerse una idea más completa de cómo funcionan los negocios, emprendedores que quieren aprender algo nuevo, empresarios que están estancados, directivos de empresas de primer nivel que quieren un refresco...

¿Cómo imagina el futuro de la educación?

Nos hemos dado cuenta de que hay cosas que se pueden hacer online y no pasa nada. Habrá muchas cosas que se queden. En la educación yo creo que se acelerará esa transformación. Es un ámbito en el que hay millones de lagunas. La gente va a la universidad y no le han enseñado cosas básicas como comunicarse, elegir su camino en función de sus competencias, cómo funciona el mercado laboral... Hace falta una renovación brutal.

¿Hay una burbuja en la formación?

Ha habido muchísima oferta de poca calidad de másteres más baratos que los tops. Nosotros hemos venido a replantear eso. Hay mucha gente que se gasta 8.000 euros pero aprende de profesores normales. Ha habido una oferta excesiva porque ganan dinero con ello. Es una forma de plantearlo que no me gusta y no comparto en absoluto. Creo que hay que ir hacia escuelas muy prestigiosas que realmente garanticen que tu carrera se va a transformar. Por debajo de eso, modelos como el nuestro tienen todo el sentido del mundo. Pero sí que hay una oferta de más en formación. La gente cuando lo hace tiene la esperanza de que cambie algo en su vida y hacen un esfuerzo económico brutal. Es jugar un poco con la ilusión de la gente.

Normas
Entra en El País para participar