Tecnología

Los robots Roomba limpiarán de forma más personalizada gracias a la inteligencia artificial

iRobot lanza un software para dar al usuario un mayor control sobre cuándo, cómo y dónde limpia su robot

Los Roomba pueden activarse a través de los asistentes de voz.
Los Roomba pueden activarse a través de los asistentes de voz.

iRobot, el fabricante del popular robot aspirador Roomba, ha recurrido a la inteligencia artificial “de última generación” para lograr que sus autómatas domésticos sean aún más eficientes cuando limpian y puedan adaptar su comportamiento según las instrucciones que le den los usuarios. La compañía, que ya ha vendido 30 millones de robots en todo el mundo, lanza hoy una plataforma de software, denominada iRobot Genius, que da al usuario un mayor control sobre su robot en cuanto a cuándo, dónde y cómo limpia, permitiendo ejecutar una limpieza mucho más personalizada.

“En los últimos años nos hemos dado cuenta de que ser autónomo era algo importante para nuestros robots, pero también era algo que limitaba su función como ayudante, así que hemos utilizado la inteligencia artificial para dar más control al usuario sobre el robot y que este mejore sus capacidades”, asegura Colin Angle, presidente y CEO de iRobot, que defiende que la inteligencia robótica debe liberarse de los límites de la autonomía. “Al tomar un mayor control sobre cómo trabajan los robots, los clientes obtendrán un verdadero compañero de limpieza que se adapta a sus vidas”, dice.

El directivo explica que gracias a esta nueva tecnología, que desde hoy está disponible de forma gratuita para todos los robots de la compañía con conexión Wifi a través de una actualización de software, el usuario podrá enviar a su robot a limpiar zonas de la casa más precisas, justo donde está la suciedad. Gracias a la nueva función Clean Zones y a la inteligencia artificial, los robots emplearán el autoaprendizaje para detectar automáticamente la suciedad y las zonas en que el usuario puede querer limpiar de manera más frecuente y sugerir de forma proactiva limpiar alrededor de objetos específicos, como sofás y mesas, que acumulan más suciedad.

“Hasta ahora, podíamos pedirle al robot que limpiara el salón o una habitación, pero nuestros usuarios nos decían que querían pedirle cosas más específicas. Ahora, esta tecnología permitirá que el robot reconozca dónde hay un sofá o una mesa, por ejemplo, y establecerlo como zonas de limpieza precisa. Así sabrá dónde tiene que ir cuando le digan ‘limpia delante del sofá’ o ‘limpia la zona de la mesa”, continúa Angle.

Otro avance proporcionado por esta tecnología tiene que ver con cuándo limpian los robots. El nuevo software permitirá al usuario establecer automatizaciones basadas en sus rutinas. El robot podrá saber cuándo es el mejor momento para iniciar o detener la limpieza, según las indicaciones definidas por el usuario. “Por ejemplo, sabrá cuándo estás fuera de casa y comenzará a limpiar, y dejará de hacerlo cuando regreses”. Y todo ello gracias a que el robot puede integrarse fácilmente con otros dispositivos domésticos y servicios conectados al hogar, como termostatos inteligentes, cerraduras, sin tener que abandonar la aplicación de iRobot Home.

Igualmente, se podrán establecer programas de limpieza recomendados basados en los patrones de limpieza del usuario como “limpiar los lunes por la mañana”. Tanto los robots Roomba como los robots friegasuelos Braava Jet podrán ofrecer recomendaciones específicas para cada habitación como “aspirar el salón los viernes por la tarde” o “la cocina y el comedor después de cada comida”. La opción de Favoritos también permitirá a los usuarios crear y acceder rápidamente a sus propias rutinas de limpieza preestablecidas, por ejemplo “después de cenar” para indicar al robot que limpie el comedor y delante de la encimera de la cocina, o “limpiar todo” para limpiar toda la casa.

Por último, iRobot Genius también logra resolver el aspecto más frustrante para los usuarios de Roomba, según cuenta Angle: que el robot se atasque siempre en los mismos sitios. “Ahora el robot tendrá memoria y va a aprender y recomendar zonas de exclusión. Cuando vea que se atasca repetidamente en una zona preguntará al usuario si quiere que deje de limpiar por esa área problemática, algo que hará si el usuario dice que sí”.

Los robots Roomba limpiarán de forma más personalizada gracias a la inteligencia artificial

Con el nuevo software, la compañía también ha añadido otra nueva funcionalidad: las recomendaciones de temporada. Estas ofrecen sugerencias personalizadas para programar automáticamente las limpiezas o sugerir momentos en los que el hogar puede necesitar una limpieza más frecuente, como es la temporada de muda de pelo de mascotas o de alergias. “El robot se adaptará al cambio de estación”, apunta Angle.

El CEO de iRobot señala que lo que logran con esta nueva tecnología es que los robots se vuelvan más inteligentes con el tiempo, lleguen a conocer las preferencias de limpieza del usuario y limpien como este quiere. Los robots podrán recibir las instrucciones bien a través de la aplicación rediseñada iRobot Home, que ofrece formas mucho más intuitivas para decir al robot qué hacer y todo con menos clics, o a través de un asistente de voz, como Alexa de Amazon o Google Assistant.

Con este anuncio, la empresa estadounidense, que arrancó su actividad como una compañía de inteligencia artificial, pone un mayor énfasis estratégico en el software. “Piensen que esto es solo la versión 1.0 de iRobot Genius 1.0, pero cada tres meses lanzaremos nuevas mejoras y cada seis meses una gran actualización que irán aumentando la inteligencia de los robots. Y para acceder a estas nuevas funcionalidades no hay que adquirir un nuevo robot. El que ya tenemos se actualizará con ellas”.

Angle aclara que los modelos más antiguos de sus robots, aquellos que no están conectados, no podrán beneficiarse de este avance, “pero son pocos”. Aún así para que el robot pueda aprovechar totalmente las nuevas características e inteligencia debe ser un Roomba i7/i7+ y s9/s9+ o un Braava jet m6 para el modelo friegasuelos. El directivo apunta, no obstante, que la compañía tiene actualmente 6,9 millones de usuarios conectados, 2,9 millones más de los que tenían hace solo seis meses. “Este dato es muy importante porque supone que los usuarios eligen crear una relación con iRobot porque valoran el servicio que les ofrecemos a través de la conectividad”.

El sector de los robots domésticos ha crecido rápido. En los últimos siete años, se ha visto impulsado a un ritmo del 22%, según el directivo, que resalta que el Covid ha tenido un impacto positivo en el sector. “La pandemia ha obligado a mucha gente a trabajar en casa y esto ha supuesto un gran reto para todos. Esta situación nos ha hecho ser más conscientes de que tenemos que limpiar y del tiempo que esto requiere y ha ayudado a apreciar este tipo de productos".

Angle recuerda que hoy son líderes mundiales en robótica doméstica (con un 67% de cuota de mercado, fuera de China) y que en 2018 alcanzaron el hito de vender un millón de robots en España. Este año han logrado sumar esa cifra en Italia, y previamente lo habían hecho en Alemania y Francia. El ejecutivo señala que durante la pandemia las ventas de iRobot han crecido de forma global, aunque han subido con fuerza en EE UU y Japón y han sufrido una pequeña caída en Europa. Con todo, el ejecutivo anticipa que prevé para el conjunto del año un "pequeño ascenso" en el negocio.

Normas
Entra en El País para participar