Luca de Meo coge los mandos de Renault para sacarla de los números rojos

El italiano tiene también el objetivo de fortalecer la relación de la marca francesa con Nissan

Se embolsará 5,8 millones de euros en su primer año

Luca de Meo, consejero delegado de Renault, en la junta general de accionistas del grupo, el pasado 19 de junio.
Luca de Meo, consejero delegado de Renault, en la junta general de accionistas del grupo, el pasado 19 de junio.

Luca de Meo comienza hoy una nueva etapa. Tras casi un lustro como presidente de Seat, vuelve a Renault 25 años después como consejero delegado con el objetivo de devolver la confianza a la alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, mermada por el caso Carlos Ghosn, y mantenerla en su lucha con Volkswagen y Toyota por ser el mayor fabricante automovilístico del mundo.

Sin embargo, el reto más a corto plazo que tiene el italiano es el de devolver al fabricante francés a los beneficios. El grupo automovilístico del rombo entró en números rojos en 2019 por primera vez desde 2009, al registrar unas pérdidas netas de 141 millones de euros, frente a los 3.302 millones de beneficio que obtuvo en 2018.

De Meo llegó a la presidencia de Seat en noviembre de 2015 y era el máximo representante del grupo Volkswagen en España, aunque a lo largo de su trayectoria también ha ocupado diversos cargos en Toyota, Fiat, Lancia y Audi. En su nueva etapa, De Meo estará acompañado en la cúpula de Renault por el español José Vicente de los Mozos, director general adjunto y vicepresidente de Producción y Logística.

La llegada de De Meo a Renault fue más tormentosa de lo esperado debido a que contaba con una cláusula de competencia en su contrato con Volkswagen, reacia a dejarle marchar porque este es conocedor de su estrategia para la próxima década.

Ahora, el directivo, con 30 años de trayectoria en el sector de la automoción, debe resolver el problema de rentabilidad que sufre Renault. Experiencia no le falta al italiano. Por poner algunos ejemplos ayudó a lanzar el icónico Fiat 500 bajo el mando de Sergio Marchionne y dejó a Seat en lo más alto. La automovilística española volvió a los beneficios en 2015 tras seis años de ‘números rojos’ y, desde entonces, se ha mantenido el línea ascendente. Año tras año ha ido rompiendo récords con De Meo al frente, hasta el punto de que el ejercicio pasado logró un beneficio neto de 346 millones de euros y las mayores ventas de su historia: 574.100 vehículos.

Plan de recorte

Renault también está inmersa ahora en un plan estratégico a tres años, a través del que prevé recortar costes en 2.000 millones de euros y 14.600 empleos para volver a un crecimiento rentable y sostenible. España se salva del plan de reajuste. De Meo cobrará 5,8 millones de euros al año como consejero delegado de la firma con sede en París, cerca de un 57% más que lo que ganó su predecesor, Thierry Bolloré, el año pasado. De acuerdo a las cuentas de la compañía, recibirá este año una retribución fija de 1,3 millones, una remuneración variable anual que podría alcanzar hasta el 150% de su sueldo fijo, y 75.000 acciones de la empresa. Clotilde Delbos ha sido la encargada de abanderar la transición en la multinacional francesa.

Relación tensa

Todas las relaciones tienen sus más y sus menos, pero la alianza entre Renault y Nissan ha sido especialmente complicada desde el arresto de su expresidente Carlos Ghosn en noviembre de 2018 por supuestas irregularidades financieras, ya que incluso se llegó a hablar de ruptura después de más de 20 años. Para salir a flote de la crisis derivada del Covid-19, la alianza franco-nipona, la cual se presupone que liderará De Meo en un periodo de tiempo no muy lejano, presentó a finales de mayo un programa a medio plazo mediante el que se reparten los mercados mundiales: Nissan liderará en China, Norteamérica y Japón; Renault en Europa, Rusia, Sudamérica y África del Norte; y Mitsubishi en la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN) y Oceanía.

“Soy consciente de las dificultades de la compañía”, señaló De Meo durante la junta general de accionistas del grupo Renault el pasado 19 de junio.

 

Normas
Entra en El País para participar