El S&P 500 toma la delantera a las proyecciones a un año de los analistas

El índice estadounidense cotiza más próximo que nunca de las estimaciones de precio objetivo a 12 meses vista del mercado

S&P pulsa en la foto

El S&P 500 alcanzaba el 19 de febrero un máximo histórico de cotización, en las últimas sesiones antes de que el efecto bursátil de la pandemia echase por tierra ese hito. Pese a que el índice no fue inmune al miedo de las Bolsas, en apenas tres meses finiquitó una remontada del 39% desde mínimos del Covid-19 y, por momentos, llegó a ponerse en positivo en el año. Los analistas se han visto sorprendidos por la fortaleza del índice, ahora situado más cerca que nunca del nivel objetivo a 12 meses, según un estudio de Bloomberg.

Ese informe pone de relieve el buen comportamiento del índice, con el 60% de las acciones -unas 300 del medio millar que lo componen- marcando niveles superiores a las estimaciones medias de analistas sobre dónde estará su nivel objetivo de aquí a 12 meses. Esto sólo pasaba con dos valores a finales de marzo. La fulgurante evolución cuestiona la puntería de los analistas, a quienes en el pasado se les ha tachado de optimistas, "pero en este caso la realidad no habla en ese sentido", aseguran los expertos bursátiles de Natixis.

El repunte del S&P 500 se hizo más vertical en las sesiones inmediatamente posteriores a los sorprendentes datos de paro en EE UU, que desafiaron al consenso de mercado: en vez de crecer la tasa de paro bajó en mayo gracias a 2,5 millones de contrataciones. Así, esos datos del mercado laboral pillaron por sorpresa a los estrategas, con poco tiempo para digerirlos y ajustar sus proyecciones. Bloomberg, además, baraja un segundo motivo para el buen desempeño de este índice: la volatilidad es tan elevada que los estrategas no ven por qué ajustar la proyección a un año vista cuando los fundamentos económicos son tan volubles.

La agencia de noticias financieras señala un tercer factor que puede estar detrás de que el S&P 500 ya roce el precio que deben valer las acciones con un año de antelación. La decisión del Comité Federal de Mercado Abierto de la Fed puede ser determinante para intuir cuáles serán los pasos del banco central norteamericano durante los próximos meses.

Strategas Securities, al igual que Bloomberg, ha analizado lo próximas que están la línea de la gráfica actual a la de proyección del mercado para este índice. Este bróker norteamericano advierte que algunas de las cotizadas del S&P 500 ya se sitúan un 40% por encima de lo que los analistas de Wall Street aguardan para ellas el próximo año.

Christopher Verrone, miembro de Strategas, explicó en la CNBC que “históricamente, cuando vienes de un lugar bastante bajo del mercado, ya sea el mínimo de 2003 o el de 2009, los analistas de abajo hacia arriba [tipo de inversión centrada en valores individuales más que en los movimientos generales del mercado] tardan mucho en reconocer la mejora y, por lo tanto, tardan en elevar sus precios objetivos o en aumentar sus estimaciones”.

El jefe de investigación técnica de Julius Baer, Mensur Pocinci, habla de la situación actual como "el mercado alcista más odiado de la historia", porque muy pocos esperaban que ocurriese una recuperación tan acelerada —atendiendo a los datos macro que llegan de China— y, por lo tanto, muy pocos han participado en ella, subraya en una nota. El experto del banco suizo también explica que en situaciones de mercado previas, donde más del 90% de las acciones del S&P 500 estaban por encima de sus promedios móviles de 50 días, el índice subió 12 meses después sin excepción, en un promedio del 16%.

Amazon y Netflix, entre las ganadoras

Dentro del buen hacer del S&P 500, valores de primera línea como Amazon o Netflix baten el rendimiento del índice este año. El gigante del comercio electrónico ha tenido el quinto mejor comportamiento en lo que va de 2020 entre los componentes, con un avance del 41%. Por su parte, la plataforma de streaming, (+34%) ocupa el séptimo lugar.

Regeneron, una farmacéutica reconocida por sus terapias con anticuerpos, ha aprovechado su posición destacada en la carrera por encontrar una cura contra el Covid-19 para convertirse en el valor con mejor rendimiento del S&P 500, un 58% en el año. El laboratorio neoyorquino está testando, en asociación con la francesa Sanofi, dos ensayos clínicos.

Normas
Entra en El País para participar