BCE

Madrid, París y Bruselas dan la bienvenida a la intervención de Lagarde

Comisión, Consejo y Parlamento destacan el compromiso ante los riesgos de fragmentación del euro

Sede del BCE en Fráncfort.
Sede del BCE en Fráncfort. AFP

Numerosos políticos europeos han dado la bienvenida a la intervención de emergencia del BCE para frenar el ataque de los mercados a la deuda de la periferia europea. El aumento de las primas de riesgo de España o Italia estaba amenazando, como en 2012, la estabilidad de la zona euro, ante lo que Lagarde anunció un programa masivo y discrecional de compra de deuda.

"Confieso que ayer fue un día tremendamente tenso en los mercados de deuda pública y estábamos todos pendientes de si el BCE iba a tomar una decisión contundente. Así ha sido y yo creo que responde claramente a la necesidad del momento", ha dicho la vicepresidenta Nadi Calviño en declaraciones a Antena 3 recogidas por Europa Press. Calviño ha señalado que ahora lo que toca es "empujar" una respuesta europea en el plano fiscal porque "la lucha contra este virus no es una cuestión de un país u otro" y hay que proteger la economía europea.

Pedro Sánchez, en su cuenta de Twitter, ha apuntado que "El BCE aprueba un programa de 750.000 millones de euros para proteger a nuestra ciudadanía, a nuestras economías. Haremos todo lo que sea necesario", emulando el famoso "whatever it takes" de Mario Draghi.

Otros líderes de instituciones de la Unión Europea han aplaudido este jueves el lanzamiento del nuevo programa de compras de activos públicos y privados anunciado a medianoche por el Banco Central Europeo (BCE), una decisión que muestra "la fuerza del escudo europeo" para hacer frente a la pandemia de coronavirus.

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, por ejemplo, ha subrayado que Europa está demostrando una "contundente" respuesta económica a la enfermedad y ha asegurado que "no se escatimarán esfuerzos para contener el Covid-19" y proteger a las economías europeas. "Celebro el Programa de Compras de Emergencia (PEPP), ha dicho el belga en la red social Twitter. "Una decisión importante, la fuerza del escudo europeo", ha enfatizado el comisario de Economía, Paolo Gentiloni, en la misma plataforma.

También ha reaccionado el presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli, quien ha destacado que la actuación del BCE "asegura la economía europea protegiendo a familias, trabajadores y empresas".

El Gobierno francés también celebra el movimiento del banco europeo. El presidente galo, Emmanuel Macron, ha mostrado en Twitter "su total apoyo a las medidas excepcionales del BCE". Según Macron, "depende de los estados europeos poner su grano de arena a través de medidas fiscales y una mayor solidaridad financiera dentro de la zona euro. Nuestros pueblos y economías necesitan esta medida". El ministro de Finanzas, Bruno Le Maire, ha apuntado que el programa va a reducir el riesgo de fragmentación entre los Estados de la eurozona. "Es el plan correcto", dijo, "es masivo y tendrá un impacto económico porque permitirá a las compañías financiarse mejor. Y tendrá un impacto político mayor, porque reduce el riesgo de fragmentación de la eurozona".

Normas
Entra en El País para participar