Emprendimiento

ApetEat, la ‘startup’ acelerada por Roig de comida a oficinas, capta un millón de euros

La compañía quiere liderar el servicio de almuerzos para empresas que "quieren cuidar a sus empleados a través de la alimentación"

Eduardo Liviano, David Samaranch y Pablo Samaranch, fundadores de ApetEat.
Eduardo Liviano, David Samaranch y Pablo Samaranch, fundadores de ApetEat.

La startup ApetEat, seleccionada para participar en Lanzadera, la aceleradora del dueño de Mercadona, Juan Roig, ha cerrado una ronda de financiación de un millón de euros, liderada por los fondos de inversión españoles Big Sur Ventures y All Iron Ventures. Este último fundado por Ander Michelena y Jon Uriarte, tras vender ambos emprendedores a Ebay la plataforma de compraventa de entradas Ticketbis en 2016 por unos 165 millones de euros. Los dos nuevos socios controlan de forma conjunta entre el 10% y el 15% de la compañía. Los tres fundadores (Pablo Samaranch, Eduardo Liviano y David Samaranch) mantienen el 60%; el resto, está en manos de varios inversores privados y business angels.

La firma, que ha captado hasta la fecha un total de 1,6 millones en varias rondas de inversión, ofrece un servicio de entrega de comidas para empresas. “Nuestro negocio es un modelo B2B; ayudamos a las empresas a cuidar de sus empleados a través de la alimentación”, explica a CincoDías Pablo Samaranch, que precisa que sus clientes son compañías que están llevando a cabo este tipo de políticas “de cuidar al empleado y que quieren diferenciarse de su competencia con este tipo de propuesta que mejora su reputación, el rendimiento de sus trabajadores y le ayuda a atraer y retener el talento”.

La compañía, que solo opera de momento en Madrid, asegura haber servido en tres años más de 250.000 almuerzos a más de 20.000 usuarios en más de 2.000 empresas, entre ellas Amazon y Sacyr. Según Samaranch, en 2018 ApetEat facturó casi un millón de euros, con un crecimiento superior al 250%. La previsión es alcanzar este año los 1,5 millones. La compañía aún no es rentable. "Es normal porque debemos seguir invirtiendo para crecer y escalar el negocio", continúa el emprendedor.

“Con los fondos captados queremos reforzar nuestra expansión. El objetivo es asentarnos en el mercado español e invertir en talento, reforzar nuestros equipos de ventas y tecnología y seguir mejorando nuestro producto, que aún tiene mucho recorrido”, dice Samaranch. ApetEat planea empezar a operar en Barcelona y Valencia en unos meses, y más tarde dar el salto a otros países europeos. “Sería para finales de 2020, tras cerrar una ronda de financiación serie A de entre 3 y 10 millones. La cifra dependerá de la ambición y del estado de las cuentas”.

La empresa cuenta actualmente con un equipo de 25 personas (dedicadas a las áreas de marketing y ventas, tecnología, finanzas y logística). Su cofundador explica que la cocina la tienen externalizada, "aunque es como si fuera nuestra, porque llevamos tres años trabajando con ellos y tienen un equipo de cinco personas dedicado a nosotros". También aclara que es una nutricionista de ApetEat quien se encarga de elaborar las recetas de los diferentes platos. Según Samaranch, la oferta que ofrecen de platos es muy variada y sana, y hay comida para vegetarianos, veganos y alérgicos a diferentes productos.

"La gente puede solicitar el pedido el mismo día; no requiere planificación y eso nos permite servir frescos. Las empresas pueden pedirnos que incluyamos más platos de una determinada característica", dice.

El directivo asegura que la expansión a Barcelona y Valencia la cubrirán con la misma cocina con la que trabajan hoy, que tiene capacidad para escalar de forma importante. "Pero, supongo, que cuando salgamos fuera de España necesitaremos otra cocina que nos permita replicar el modelo de aquí".

Para José Miguel Herrero, Managing Partner de Big Sur Ventures, el food delivery es un segmento en expansión, pero "donde las posibilidades del B2B no han sido aún explotadas". "No se trata de la mera entrega de comidas, sino de dar una solución a las empresas bajo el concepto de lunch as a Benefit (LAAB) con claros beneficios en el bienestar de sus empleados e incluso en la comunicación interna". Para Hugo Mardomingo, director de Inversiones de All Iron Ventures, la startup, ha logrado construir "un modelo sólido que combina alimentos de alta calidad con la flexibilidad de las plataformas de entrega".

Normas