Cómo puede un autónomo salir de una lista de morosos

Una simple factura de teléfono impagada puede dificultar ciertas gestiones en el día a día del autónomo.

autónomos morosos

Los autónomos son un sector profesional especialmente sensible a ser incluido en una lista de morosos. Dicha entrada dificultará la consecución de créditos bancarios. No sólo a nivel personal, sino también para cualquier cuestión relacionada con su actividad. Además, puede generar problemas de confianza en sus relaciones tanto con clientes como con proveedores.

Qué es un registro de morosos

El registro de morosos es un fichero de datos que indican los impagos de personas físicas y jurídicas. Existen diferentes empresas que elaboran este tipo de ficheros, a nivel informativo.

Las personas o empresas que son susceptibles de entrar en una lista de morosos son las que incumplen pagos de facturas o créditos. Entrar en esta lista implica, por lo tanto un perjuicio para la persona o sociedad, ya que es una herramienta de consulta habitual por parte de las entidades bancarias a la hora de conceder un crédito. También es una herramienta común para las empresas a la hora de estudiar la posibilidad de realizar un negocio, según explican desde BBVA, quien ha realizado una recopilación de los ficheros de morosos más conocidos y la información que incluyen.

Desde la compañía ibercheck, explican cuáles son los más conocidos.  La ASNEF responde a las siglas de Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, pero también existen otras como BADEXCUG, CIRBE o RAI, que también son muy consultadas. El Registro de Aceptaciones Impagadas (RAI) recoge información sobre impagos que sean iguales o superiores a los 300 euros.

¿Cómo se sale de un registro de morosos?

Al contrario de lo que muchas personas piensan, es posible salir de un registro de morosos cuando te notifican la inclusión de tus datos en el mismo. La complejidad de esto reside en que cada lista o registro de morosos tiene sus peculiaridades, según explican desde pradilloconsultores.com

Las dos opciones que caben son pagar la deuda y exigir por correo electrónico la eliminación de tus datos del fichero o esperar el tiempo que establece la ley, que es de seis años en el caso de ASNEF. Este es el periodo máximo que tu nombre puede aparecer en un fichero de morosidad.

En el caso de RAI, el periodo de tiempo en el que tus datos deben ser eliminados es de 30 meses. Otra alternativa para optimizar tu tiempo es contratar los servicios de una empresa especializada en este tipo de casos.

Normas