Impuestos

La Airef cifra en 1.318 millones los ingresos fiscales por equiparar el impuesto del diésel y al de la gasolina

Escrivá se queja de que la recaudación medioambiental ha caído en España en los últimos casi 20 años

El presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef), José Luis Escrivá.
El presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef), José Luis Escrivá. EFE

El presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), José Luis Escrivá, ha aportado un dato nuevo para engordar la recaudación del Estado. Ha explicado que la equiparación de tipos en el impuesto sobre hidrocarburos del diésel y la gasolina podría aumentar la recaudación en 1.318 millones de euros al año.

Escrivá considera que esta medida representaría un impacto en todos los hogares, aunque remarca que tendría una mayor incidencia en las rentas medias y altas, según comunicó en el curso de verano de la UIMP y la APIE y patrocinado por BBVA.

Sobre la fiscalidad medioambiental, Escrivá ha señalado que España recauda un 1,8% del PIB, seis décimas por debajo de la media europea, y que en 1995 recaudaba un 2,1% del PIB. "No solamente en la estructura impositiva agregada estamos por debajo de Europa, sino que también la estamos reduciendo en el tiempo respecto a los registros de años anteriores", se quejó.

Escrivá coincide con gran parte de los ponentes que han pasado por este curso en que hay una mayor demanda y sensibilización social "por lo verde". Pese a ello, Escrivá considera que la oferta aún es limitada y que las emisiones sostenibles suponen una "fracción pequeña en los mercados financieros".

El total de emisiones sostenibles en todo el mundo durante el pasado año fue inferior a la emisión bruta del Tesoro Público español y está lejos de la inversión adicional necesaria en la Unión Europea para cumplir acuerdo de País (180.000 millones anuales).

Escrivá, en su intervención, ha echado un jarro de agua fría a la aún incipiente emisión de bonos verdes, pese a la defensa de los emisores. El atractivo de los bonos verdes "puede ser limitado", ha declarado, para añadir que más allá de que haya cada vez una mayor demanda de este tipo de instrumentos, hay que trabajar más en el tema de la finalidad de las inversiones.

"Hay muchos recorridos para abordar (los bonos verdes) como iniciativas fiscales o hipotecas verdes y hay que ir pensando si solo nos quedamos con los bonos verdes o si pensamos en instrumentos financieros distintos para que el recorrido de estas inversiones dé mucho más potencia de juego", remarcó.

Para Escrivá, el sector público también puede jugar un papel importante canalizando fondos hacia inversiones sostenibles. Explicó que las comunidades autónomas y las corporaciones locales pueden destinar sus superávits a inversiones financieramente sostenibles, aunque los resultados hasta ahora "son limitados".

Pensiones

Sobre la sostenibilidad del sistema de pensiones, afirmó que era un "problema manejable" si se toman medidas en la dirección adecuada y se profundiza en las reformas emprendidas y mencionó "palancas paramétricas" ya aplicadas como la edad de jubilación. Escrivá ha señalado que, si se sigue la línea de actualizar pensiones con el IPC, ello elevará el gasto desde mediados de la próxima década y hasta 2050 cuando puede suponer dos o tres puntos del PIB de gasto adicionales.

En cuanto a las cifras de déficit de Seguridad Social, reclama una revisión de algunas medidas, y de que se contabilicen las cosas "adecuadamente" y se reflejen dónde deben hacerlo.

Normas