El Ibex se desploma un 2% y encara la recta final de 2018 en mínimos de agosto de 2016

Inditex, DIA y Siemens lideran las caídas de la Bolsa

Ibex desde 2016 pulsa en la foto

Los inversores europeos amanecieron con la resaca de la Reserva Federal y las caídas registradas un día antes en Wall Street. Siguiendo la estela bajista de EE UU y del mercado asiático, la Bolsa española, en sintonía con el resto de Europa, optó desde primera hora por las ventas. Unas pérdidas que fueron cogiendo impulso a lo largo de la sesión. Pero fue la apertura bajista de Wall Street la que terminó por dar la puntilla al Ibex 35, que concluyó la jornada con un descenso del 1,97%.

Estas pérdidas llevaron al selectivo español a decir adiós los 8.600 puntos, algo que no sucedía desde agosto de 2016. Entonces aún no se había recuperado del susto del Brexit y Hillary Clinton era favorita para ocupar la Casa Blanca.

El Ibex 35 fue el índice con peor comportamiento de Europa, a lo que contribuyó Inditex, que bajó un 5,07% después de que Credit Suisse recortara su valoración. Aunque el grupo textil fue el que más puntos restó a la Bolsa española, los mayores descenso volvieron a correr a cargo de Dia. La cadena de supermercados bajó un 9,9% y sus acciones se sitúan ya por debajo de los 0,4 euros por acción. A Dia le siguió Siemens Gamesa, con un descenso del 6,63%. Solo dos valores de los 35 que componen el selectivo escaparon a los números rojos. IAG sumó un 0,92%, rebote que encuentra su punto de apoyo en la caída de los precio del crudo. Mapfre, por su parte, finalizó la sesión en tablas.

Principales cotizaciones

IBEX 35 9.069,10 1,80%
DOW JONES 24.706,35 1,38%
EUROSTOXX 50 3.134,92 2,14%
USD x EUR 0,8793 -0,068%
Petroleo Brent 62,580 2,288%

“Poco ha durado la alegría que se llevaron los inversores al ver cómo el Gobierno italiano llegaba a un acuerdo con la CE”, afima Felipe López-Gálvez, analista de Self Bank. Los temores a una desaceleración de la economía mundial corren como la pólvora, unos fantasmas que se han visto incrementados con la rebaja de las previsiones de crecimiento por parte de la Fed y el recorte de las expectativas de subida de tipos para 2019. “El mercado está preocupado porque el banco central de EE UU podría cometer un error al endurecer las condiciones demasiado pronto y demasiado rápido”, señala Mark Holman, CEO de TwentyFour AM.

Como constató la encuesta de gestores de Bank of America Merrill Lynch los inversores han ido rebajando su exposición a activos de riesgo y reorientando su cartera hacia otros de corte más defensivo. Así mientras las Bolsas aceleran sus caídas, la rentabilidad de bonos como el alemán o el estadounidense parecen no encontrar suelo.

El Mib italiano cedió un 1,97%; el Cac francés, un 1,78% mientras el Dax alemán y el FTSE británico perdieron un 1,44% y un 1,68%. Con los descensos de hoy, las caídas en lo que va diciembre de las Bolsas europeas oscilan entre el 6% del Cac al 3% del Mib. Unos recortes que se alejan del -10% que se anotan los principales índices de Wall Street. El Dow Jones cedió este jueves un 1,99% y el S&P 500, un 1,58%, pérdidas que vienen a reforzar la idea de que ambos índices se enfrentan a la peor recta final de año desde 1931, en plena Gran Recesión.

La rentabilidad de la deuda alemana a diez años bajó al 0,228% desde el 0,23% y marca mínimos de noviembre de 2017. Los rendimientos del bono de EE UU con vencimiento en 2028 permanece estable en el 2,77%, niveles del pasado abril. Por su parte, los títulos italianos y españoles a 10 años se sitúan en el 2,73% y 1,37%.

Renta 4 sostiene que Powell sugirió que las próximas subidas de tipos serán data-dependientes. "En este contexto de moderación de crecimiento, pero aún sólido, los mercados reaccionaron con caídas en bolsa" dado que algunos inversores esperaban un mensaje aún más dovish, más acomodaticio, "aunque eso habría sido señal de que el ciclo está peor de lo que apunta la Fed".

En el mercado de divisas, el euro ha vivido similar volatilidad a la experimentada por la Bolsa: tras caer con fuerza ha recuperado posiciones hasta los 1,144 dólares. La libra esterlina, por su parte, ha recuperado algo de pulso y cotiza en 1,265 dólares, con el futuro del Brexit muy poco claro todavía.

Desde MacroYield comentan que "la Fed cumplió, pero no calmó". Añaden que "si, como esperamos, los temores excesivos al estancamiento económico tienden a moderarse en las próximas semanas al hilo de indicadores económicos razonablemente sólidos, la Fed volverá a subir tipos en marzo y en junio, pero, si no se da alguno de los dos requisitos (crecimiento suficiente o mayor tranquilidad de los mercados), podría acabar prescindiendo de una o de las dos subidas".

Normas