Sacyr tendrá que devolver al Canal de Pánama adelantos por un total de 225 millones de dólares

La Corte de Arbitraje de Canadá obliga al consorcio GUPc a pagar 541 millones a la autoridad de la infraestructura

Sacyr tendrá que devolver al Canal de Pánama adelantos por un total de 225 millones de dólares

 El grupo Sacyr ha comunicado a la CNMV que la Cámara Internacional de Comercio (ICC) de Miami ha emitido hoy un laudo referido a los anticipos económicos recibidos por el consorcio Grupo Unidos por el Canal (GUPC), en el que Sacyr controla el 41%, para la ejecución del proyecto del Tercer Juego de Esclusas del Canal de Panamá.

De acuerdo con el documento estos anticipos de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) que GUPC debe devolver ahora se recibieron al inicio de la obra en 2009, por un importe de 547,96 millones de dólares en concepto de costes de movilización e instalación de plantas. Sacyr, que deberá abonar de ese total, 225 millones, asegura que de acuerdo al contrato y su adenda 108, GUPC solicitó en enero de 2017 "un arbitraje para determinar de forma inequívoca que la devolución de estos anticipos se debía producir de forma acorde con los laudos de los arbitrajes técnicos que deben dictar qué parte es responsable de los costes imprevistos que surgieron a lo largo del proyecto". A criterio de GUPC, este es el espíritu del acuerdo firmado en 2014, aunque el documento fijara como fecha tentativa para dicha devolución junio de 2018, cuatro años más tarde, en el convencimiento de todas las partes entonces de que ese era un plazo razonable para las resoluciones.

 Sin embargo asegura "la realidad es que, debido a la complejidad de los arbitrajes, los procesos llevarán más tiempo del previsto en un inicio". El tercer juego de esclusas del Canal de Panamá lleva operativo desde junio de 2016 generando ingresos para ACP y el Estado de Panamá.

Para hacer frente a las obligaciones financieras puntuales que el laudo ha establecido, Sacyr firmó un crédito sindicado de 225 millones de euros por un periodo de 5 años con 2 de carencia, que permitirá afrontar la devolución de la parte de los anticipos que le corresponden como accionista de GUPC. Esta operación se hace de forma independiente a la evolución de los negocios de Sacyr, que es muy positiva como se refleja en los resultados trimestrales, y que no se verá afectada por este laudo de ninguna manera.

Sacyr explica que "esta operación financiera tiene un efecto equivalente al que hubiera tenido la devolución de los anticipos a la finalización de los procesos arbitrales técnicos y cuenta con unas condiciones económicas ventajosas. Es decir, que la compañía tiene previsto amortizar el préstamo concedido conforme se vaya produciendo el desenlace final de los diversos arbitrajes existentes sin un mayor coste debido a este laudo". El hecho relevante asegura igualmente que el laudo por el contrario también establece que la ACP debe abonar a GUPC los gastos de mantenimiento no abonados hasta la fecha por 36 millones de dólares más los intereses.

Normas