Deliveroo reta a Just Eat en España al abrir su plataforma a restaurantes con repartidores

La compañía lanzará en agosto su nuevo servicio Marketplace+

No contempla la opción de contratar a sus repartidos como trabajadores de plantilla

Un riders de Deliveroo haciendo un transporte.
Un riders de Deliveroo haciendo un transporte.

La compañía de entrega de comida a domicilio Deliveroo amplía negocio. La multinacional anunció ayer que en agosto lanzará Marketplace+ en España, un nuevo servicio con el que pretende competir contra otros gigantes del sector como Just Eat. La multinacional explicó que su plataforma abre la puerta a aquellos restaurantes que cuentan con su propia flota de repartidores.

La directora general de Deliveroo en España, Diana Maroto, explicó en rueda de prensa que los restaurantes podrán elegir entre utilizar sus propios repartidores o la flota de Deliveroo para realizar las entregas. Este servicio ayudará a los restaurantes locales a ampliar sus posibilidades de reparto “en las horas de mayor demanda”, además de “acelerar la entrega y ampliar plazos”, resaltó.

La compañía indicó que espera sumar alrededor de 750 restaurantes nuevos durante el próximo año, ya tiene cerrado contratos con algunos establecimientos, aunque Maroto no precisó de cuáles se trata. La directora general ha asegurado que Marketplace+ “aumentará el número de clientes, lo que generará un mayor potencial de ganancias” para los repartidores.

“Los clientes tendrán más opciones y los restaurantes mejorarán el servicio en momentos de mayor demanda”, insistió. Según Maroto, el objetivo de este lanzamiento es convertirse “en la empresa definitiva de comida”, a la altura de Amazon, Apple o Spotify en sus áreas de negocio, informó Efe.
Deliveroo cobrará con Marketplace+ una comisión por cada uno de los envíos que dirija a estos restaurantes. El servicio ya está disponible en otros países donde opera la compañía, como Italia, Bélgica, Países Bajos, Australia, China, Reino Unido e Irlanda.

El lanzamiento del servicio tiene lugar mientras la compañía hace frente a acusaciones y sanciones millonarias por su modelo de contratación de sus repartidores. El pasado junio, el Juzgado de lo Social número 6 de Valencia determinó que uno de sus riders era un falso autónomo. La directora general de Deliveroo en España, Diana Morato, defendió durante la rueda de prensa la forma de trabajar de su compañía. “Tenemos confianza en el modelo que es sólido”, dijo, al tiempo que aseguró que no contemplan la opción de contratar a sus repartidos como trabajadores de plantilla.

En la actualidad, Deliveroo cuenta con 8,5 millones de clientes potenciales en España y más de 1.000 repartidores. La multinacional, que mantiene en España una dura competencia con firmas como Glovo, Uber Eat y Stuart, colabora con alrededor de 3.000 restaurantes y está presente en 23 ciudades.

Normas