Figueruelas se queda con el Corsa y fabricará también su versión eléctrica

Será la primera planta de Opel en producir un vehículo 100% eléctrico en Europa

El anuncio se produce un día después de la firma del convenio colectivo entre dirección y comité de empresa

La planta zaragozana de Opel en Figueruelas se queda finalmente, en exclusiva con la nueva generación del Corsa y, además, fabricará la versión eléctrica de este vehículo, ha anunciado
este miércoles el consejero delegado de la marca alemana, Michael Lohscheller.

Con ello, Figueruelas será la primera planta de la marca alemana en producir un vehículo 100% eléctrico en Europa. Para el directivo, la decisión comunicada este miércoles es un paso adelante y decisivo para Opel, que compró en marzo de 2017 el Grupo galo PSA (Peugeot, Citroën y DS).

De este modo, la planta tendría sus dos líneas de producción a plena capacidad cuando se introduzca este modelo, "uno de los más vendidos de Europa en uno de los segmentos de mayor volumen", el de los compactos. El Opel Corsa cerró el año pasado con 232.738 unidades comercializadas, un 12% menos y quedó el octavo entre los 10 más entregados de la Unión Europea. El vehículo, además, está en el final de su ciclo de vida y la cercanía de la llegada de la nueva generación reduce sus ventas. El lanzamiento de la sexta generación del Corsa está prevista para el último trimestre de 2019 y el modelo eléctrico se lanzará en 2020.

Los responsables de la compañía descartaron precisar los volúmenes que se fabricarán de los nuevos modelos que llegan. Sin embargo, Antonio Cobo, presidente de Opel España, si avanzó que la línea 2 "se diseñará para garantizar la plena flexibilidad de la producción" entre modelos eléctricos y modelos de combustión del Corsa. "No podemos dimensionar la planta en función de la fabricación eléctrica porque la demanda es muy variable", aseguró. La línea 1 ya está "a plena capacidad" con el Aircross, el Crossland X y el Mokka.

En opinión de Cobo, si se trabaja en seis turnos (tres por línea) la planta puede retornar a la senda del medio millón de vehículos producidos para cuando entren en producción los dos modelos. "Si se añadieran los turnos de fin de semana, podríamos llegar a las 600.000 unidades", apuntó el directivo aunque es más partidario de una cifra de ensamblajes de entre 480.000 y 500.000 unidades. 

El directivo ha eludido concretar la inversión que se hará para la llegada del Corsa, pero ha avanzado que será "sustancial y suficiente para hacer frente a esta nueva etapa". Resaltó que la adjudicación del modelo ha sido posible gracias al "intenso diálogo y la negociación" que se ha mantenido con los trabajadores y los sindicatos para hacer Figueruelas "más competitiva".

La dirección de Opel España y el comité de empresa firmaron ayer el convenio colectivo que fija las condiciones laborales de los más de 5.400 empleados de la factoría zaragozana hasta 2022. Con el nuevo convenio, los sindicatos y el grupo francés PSA han acordado congelar los salarios en 2018 y realizar un aumento del 50% del IPC en 2019 y 2020 y del 60% en 2021 y 2022. Además, los trabajadores han conseguido que se continúe con la contratación de 170 empleados temporales.

Sin embargo, tendrán un descenso de los pluses del 5% y se reducirá el tiempo de descanso. El objetivo de PSA era ganar competitividad en la planta reduciendo sus costes laborales que, según sus números, en Figueruelas estarían un 17,2% por encima de los de las otras dos plantas del grupo en España (Vigo y Villaverde, en Madrid).

Durante la negociación, la dirección de Opel ya advirtió de que el acuerdo era un "requisito imprescindible" para garantizar las inversiones necesarias y para lograr aumentar la competitividad de la planta (Opel quiere reducir el coste por producción de vehículo a 700 euros).

Cuatro modelos

El Corsa será uno de los cuatros modelos electrificados de la oferta de Opel en 2020, de acuerdo con el Plan Pace presentado en noviembre para hacer que la marca alemana vuelva a ser rentable, sea global y eléctrica, entre los que también se encontrará la variante híbrida enchufable del GrandLand X. Dentro del plan estratégico la empresa prevé que para 2024 todas sus gamas cuenten con variantes eléctricas.

En este plan se contempla, a su vez, lograr ahorros de costes de 700 euros por coche para 2020 y trabajar para alcanzar un margen operativo del 2% y 'cash flow' positivo también para 2020 y del 6% para 2026.

Zaragoza fabrica el Corsa desde 1982 y ha producido casi 13 millones de coches. Actualmente, cuenta con dos líneas de producción, de las que una se dedica al Mokka X, Crossland X y Citroën C3 Aircross; y la otra, que hay que preparar, será para el Corsa.

Preguntado si habrá más contrataciones por dichas adjudicaciones, ha respondido que no tiene una "bola de cristal", al tiempo que ha reiterado que con el Corsa y la versión eléctrica esperan que se cubra toda la capacidad de la planta. No obstante, ha precisado que, de contratarse un turno para fin de semana, el volumen de empleo sería de una "cantidad importante". 

Normas