La Bolsa festeja el desmoronamiento del 'procés'

El Ibex responde al 155 y a la convocatoria de elecciones con un alza del 2,44%

Los analistas esperan que el selectivo repunte y reduzca la brecha con sus vecinos europeos

ibex 35 pulsa en la foto

La Bolsa y la prima de riesgo españolas registraron una de las jornadas más propicias desde que estallara el mes pasado la profunda crisis institucional que sacude Cataluña. El desafío independentista se ha convertido en el factor de más peso en el mercado español y los últimos acontecimientos se han vuelto del lado de las compras. Los inversores dieron ayer la bienvenida a la activación del artículo 155 de la Constitución, por el que el Estado asume el gobierno de Cataluña, y a la convocatoria de elecciones autonómicas el próximo 21 de diciembre. La sesión cerró el pasado viernes bajo la inquietud de la declaración de independencia aprobada por el Parlament. Y en la jornada de hoy, el mercado ya pudo reaccionar a la convocatoria de elecciones anunciada por Rajoy en la tarde del viernes y los primeros pasos de la intervención estatal en Cataluña, que se desarrollaron ayer sin tensiones ni resistencia por parte de las autoridades catalanas cesadas.

La Bolsa festeja el desmoronamiento del 'procés'

En la respuesta alcista del mercado se aprecia el buen grado con que los inversores reciben la decisión de Rajoy de restaurar el orden constitucional en Cataluña. La convocatoria de elecciones a poco menos de dos meses vista supone además una apuesta por reducir el período de tensión política y social, con innegables repercusiones económicas, que plantea la suspensión de la autonomía catalana. Así, el Ibex aplaudió el nuevo escenario político en Cataluña con un alza del 2,44%, hasta los 10.446 puntos.

IBEX 35 9.007,70 0,23%
EUR x USD 1,2070 0,008%

El selectivo se desquitó con creces del castigo del viernes y, con su subida, logra además colocarse en positivo en el balance del mes, marcado por la inquietud ante el desafío independentista, con una ligera subida del 0,62%. 

En el mercado de deuda también se respiró alivio. La prima de riesgo cayó 9 puntos básicos, hasta los 112,5 puntos y el rendimiento del bono a diez años descendió al 1,502%, a niveles de principios de septiembre. El efecto de la rebaja de la tensión política fue incluso más potente para la deuda soberana española que el registrado el pasado jueves, cuando el BCE anunció la prolongación de las compras de deuda en 2018, aunque recortadas a la mitad, y garantizó un largo horizonte de tipos bajos.

Los valores que más brillaron en la jornada de ayer fueron precisamente los que más duramente han acusado el desafío independentista. Sabadell se anotó la mayor subida del índice, del 5,67%, y CaixaBank ganó el 4,17%. Estuvieron acompañados por los avances del 4,12% de Siemens Gamesa y del 4,48% de Inmobiliaria Colonial. El único valor que cerró en rojo fue Indra, con una caída del 2,57%.

Valores más alcistas

La situación política en Cataluña, aunque la tensión se haya rebajado, sigue siendo de incertidumbre. La inestabilidad política no se disipará de un plumazo, en perjuicio de la inversión, y en el balance económico queda el éxodo masivo de empresas que han mudado su sede fuera de Cataluña. Aun así, en el mercado quedó ayer casi amortizado el procés y los analistas apuntan ya a la recuperación bursátil española en el corto plazo.

“Si la situación se estabiliza y se tranquilizan los ánimos, es muy factible que la Bolsa española rebote con cierta intensidad en el corto plazo, sostienen en Link Securities, donde apuntan que la crisis constitucional catalana podría haber alcanzado un “punto de inflexión”, aunque habrá que estar atentos a “la resistencia de los secesionistas a aceptar la nueva realidad política de la región”. En este contexto, señalan que “es factible que la Bolsa española se desmarque en esta ocasión para bien”, aunque de las noticias que lleguen desde Cataluña dependerá que el mercado consolide o no las alzas.

Para Renta 4, la convocatoria de elecciones el 21 de diciembre “se presenta como una solución al aumento de las tensiones políticas por lo que, tras el diferencial abierto entre España y Europa las últimas semanas, podríamos ver un mejor comportamiento relativo del mercado español frente al resto de mercados europeos en el corto plazo”.

El desafío independentista ha descolgado de hecho a la Bolsa española de los avances que registran en octubre el conjunto de mercados europeos. El Ibex araña en el mes un alza del 0,62%, lejos de la subida del 3,13% del Dax –principal destino de los inversores que decidieron replegar posiciones en Bolsa española por la tensión política– ; del 3% del Cac y del 1,84% del Eurostoxx. “Lógicamente, si todo va bien y hay tranquilidad, el Ibex seguirá recuperando posiciones y las diferencias con Europa se deberían ir igualando”, apunta Ignacio Cantos, director de inversiones de Atl Capital, que coincide en que noviembre será mejor en términos relativos para el mercado español, de manera que estima que el Ibex 35 podría alcanzar los 10.800 puntos. “Cabe esperar una ganancias del 4% o 5% adicional en el Ibex de aquí a las elecciones”, afirma.

Victoria Torre, responsable de desarrollo de contenidos, productos y servicios de Self Bank, advierte aun así que la agitación en los mercados no va a desaparecer. “Es probable que la volatilidad no nos abandone en las siguientes semanas ”, cree. “Las noticias de las medidas adoptadas por el gobierno a raíz de la aplicación del 155 se irán alternando con las llamadas a la desobediencia, y también podrían entorpecer la remontada de las Bolsas los anuncios de organismos y firmas internacionales alertando sobre la situación de España”, añade.

Normas
Entra en El País para participar