precios de hoteles Ampliar foto

Los hoteleros disparan los precios gracias al turismo masivo

La subida media en junio fue del 13,6%

Madrid sufre el mayor incremento, con un 35,2%

La llegada de turistas extranjeros no encuentra techo en España. En 2016 llegaron 75,3 millones de viajeros y este se pueden alcanzar los 84 millones, tal y como vaticinó la semana pasada el servicio de estudios de CaixaBank, incluso disputándole a Francia el título de destino más visitado del mundo. Hasta abril ha recibido 20 millones, lo que supone un crecimiento del 11,6%. Y ese aumento desmedido de la demanda ha sido aprovechado por hoteleros y propietarios de casas y pisos para elevar las tarifas que van a cobrar en verano.

El último índice de precios hoteleros de Trivago, correspondiente al mes de junio, revela que las tarifas han subido un 13,6% de media respecto al mismo mes de 2016, al pasar de 118 a 134 euros de media. Los precios solo han bajado en Galicia y en Aragón y en el resto de autonomías ha crecido, especialmente en aquellas que más turistas extranjeros reciben (Canarias, Baleares, Cataluña, Madrid, Andalucía y Comunidad Valenciana). Especialmente significativo es el caso de Madrid, en la que se ha registrado un alza de preciso superior al 35%. Los precios más elevados se cobran en Baleares, en los que la tarifa de una habitación doble es de 171 euros, 36 euros por encima de la media.

Ese incremento de precios no es exclusivo de los hoteles, si no que también se está produciendo en el caso de los apartamentos y casas vacacionales, incluso con mayor velocidad que en los hoteles. Los datos del comparador Hundredrooms, que dispone de una importante base de datos de apartamentos y casas vacacionales, muestran un hecho inédito en el destino en el que se cobran los precios más caros: alquilar una casa en Baleares para dos personas es más caro que una habitación doble de hotel en la misma localización, algo que tradicionalmente era al contrario. Sucede en tres de las cuatro islas estudiadas (Mallorca, Menorca e Ibiza). La excepción es Formentera, en la que el precio de los hoteles es más elevado que el de las casas.

Una habitación doble en Ibiza puede llegar a los 700 euros al día en agosto

El caso más paradigmático es Ibiza, en el que los niveles de ocupación de casas ya superan el 90% en julio y agosto, lo que ha permitido a los propietarios elevar sus tarifas hasta los 916 euros de media al día en julio o 940 euros por un día en agosto. Para los mismos meses, el precio de una habitación de hotel se sitúa en 620 o 711 euros, respectivamente. De los 2.000 alojamientos que Hundredrooms oferta en su web para Ibiza, la ocupación media llega al 93% en ambos meses. Los precios más elevados se sitúan en cuatro calles (Avenida 8 d’Agost, Cala Talamanca y Puig Manyà), con tarifas que rozan los 1.000 euros.

El informe del comparador revela que Es Cubells y la anexa urbanización Vista Alegre, en Sant Josep de Sa Talaia,son las zonas que tienen los precios más elevados de la isla. Por ejemplo, pasar 4 días en julio cuesta una media de 4.700 euros la noche (18.800 euros por menos de una semana). En algunas localidades, como Santa Eulària des Riu, el comparador señala que no hay ni una cama disponible para julio y agosto y apunta que el que esté dispuesto a buscarla tendrá que estar dispuesto a desembolsar hasta 3.000 euros por una noche. Ibiza es la punta del iceberg, pero los precios en el resto de archipiélagos en Baleares están también disparados. Incluso en el destino más asequible (Mallorca), el precio de una habitación de hotel no baja de 200 euros al día en julio y agosto y el de una casa de vacaciones roza los 3.000.

Normas
Entra en EL PAÍS