Solo allí donde crecen las ventas y los visados ha concluido la crisis

Sociedad de Tasación apuesta por que la vivienda se ajuste otro 15%

¿Es compatible decir que el mercado avanza hacia su estabilización con que los precios de algunas viviendas todavían deben abaratarse entre un 15% y un 20% adicional? La mayoría de expertos y el director general de Sociedad de Tasación, Juan Fernández-Aceytuno, consideran que sí, que son dos hechos que conviven en el tiempo y que demuestran que el mercado inmobiliario lentamente está saliendo de la peor crisis de su historia reciente.

“Estamos ante una situación de estabilidad, que no de recuperación”, aseguró ayer Fernández-Aceytuno durante la presentación del último informe que ha realizado la tasadora junto con Planner, en el que se traza el nuevo perfil del comprador de vivienda que acude a salones como el SIMA de Madrid. En cuanto a qué tiene que ocurrir a partir de ahora para que se pueda hablar más abiertamente de recuperación en todo el mercado, el responsable de Sociedad de Tasación explicó que todavía queda camino por recorrer.

Mayor confianza

Por cómo está evolucionando el mercado de las tasaciones, consideró que aún existen muchos lugares donde las casas necesitan reducir sus precios entre un 15% y un 20% adicional para que la oferta case con la demanda. De hecho, recordó que solo en aquellos enclaves donde las ventas ya sean significativamente superiores a las de hace un año y se haya vuelto a edificar nuevas promociones se puede hablar de recuperación.

Factores que condicionan la compra de vivienda

Además, aseguró que debe continuar la mejora del mercado de titulización de créditos hipotecarios después de la primera operación que se suscribió en junio pasado y consolidarse el crecimiento del empleo, la renta de las familias y el PIB. “Se están dando todos los ingredientes para que la demanda reaccione. Lo que ocurre es que ahora se exige un nivel de confianza mayor, hay más prudencia y el posible comprador se ha dado cuenta de que la inversión en vivienda no es infalible”, argumentó Fernández-Aceytuno.

En este sentido, avanzó que no puede hablarse plenamente de recuperación en un mercado en el que todavía pesan más las transacciones que efectúan los inversores y los compradores extranjeros que las que realizan los demandantes de primera vivienda, como consecuencia de la creación de hogares, o aquellos que adquieren una casa mejor (como corroboró el martes un estudio de Solvia). ¿Cuánto tardará entonces en llegar esa recuperación? “Imposible saberlo, si bien pasarán años y no meses”, zanjó el director general de la tasadora.

Por otra parte, el informe de Planner y Sociedad de Tasación que analiza cómo es el perfil de los posibles compradores que acuden a ferias inmobiliarias como el SIMA revela que el perfil tipo es más joven (se enmarca en el segmento de 25 a 35 años), con mayor confianza en el futuro, que dispone de mayor presupuesto y busca viviendas más grandes, tal y como indicó el director general de Planner Exhibitions, Eloy Bohúa.

Según el informe, en paralelo, se ha incrementado la presencia de compradores con más edad cuya motivación principal es la de mejorar su vivienda actual o cambiar el alquiler por propiedad.

Entre los frenos que suelen impedir que se cierren más operaciones sigue liderando el ranking el precio, seguido de la financiación y la incertidumbre sobre la situación laboral.

Normas