La nómina de octubre se abonará en noviembre
Acuerdo en Donuts: ya no habrá huelga el domingo

Acuerdo en Donuts: ya no habrá huelga el domingo

El lunes si habrá Donuts.Panrico y los representantes de los trabajadores llegaron a un acuerdo para desbloquear la situación en la que se encontraba la empresa desde que a mediados de septiembre anunciara que dejaba de pagar temporalmente la nómina a sus 4.000 empleados.

El acuerdo alcanzado entre los sindicatos y la empresa contempla la desconvocatoria de huelga, prevista para el próximo 13 de octubre, a cambio de que la compañía abone el resto de la nómina de septiembre. Los plazos pactados por la empresa y los representantes sindicales contemplan el ingreso en las cuentas de cada uno de los trabajadores de 280 euros el próximo 16 de octubre. La cantidad a entregar es el doble a la abonada el miércoles, día en que la empresa desembolsó 500.000 euros en total. Los siguientes pagos tendrán lugar el 23 octubre, por el mismo importe, y el 30 de octubre, día en que la empresa abonará la totalidad de la mensualidad. Por su parte, el pago de la nómina correspondiente al mes de octubre queda aplazado para el 14 de noviembre. En el comunicado elaborado por UGT se especifica que en caso de “existir liquidez suficientes estos plazos podrían adelantarse”.

Según lo pactado, Panrico se compromete a informar del estado de las gestiones y del resultado de los avales que se negocien con las distintas comunidades autónomas, así como de las posibles líneas de crédito.

En las conversaciones mantenidas a lo largo de la pasada jornada los representantes de los trabajadores y la empresa se comprometieron a incoar un proceso de negociación para que en las próximas cuatro semanas esté listo el nuevo plan de viabilidad de la empresa.

El futuro de Panrico pasa por el despido de la mitad de sus plantilla y una drástica reducción de sueldos que, según lo expresado por la dirección, oscilaría entre el 35% y el 45%. El nuevo consejero delegado, Carlos Gila, es el encargado de poner en marcha el diseño que tiene como objetivo reducir la estructura de costes.

Panrico solicita el apoyo de la banca

La empresa solicitó el apoyo continuo de las cinco comunidades autónomas de las que Panrico forma parte clave de su tejido industrial, así como de los bancos CaixaBank y Santander, a los que considera fundamentales para el desarrollo diario de su actividad.
“El trabajo de todos debe continuar, sabiendo que el tiempo sigue siendo nuestro mayor adversario. Panrico sigue perdiendo todos los días 150.000 euros”, indicaba la empresa. La compañía espera que los esfuerzos sirvan para alcanzar un futuro sostenible. “Hemos dado un paso muy importante para crear el clima de tranquilidad y normalidad operativa que garantiza el normal desarrollo de nuestras actividades, trasladando también a nuestros proveedores, clientes y bancos la estabilidad necesaria”, rezaba el comunicado.

Normas