La mayor caída en dos días desde el crash de 1987

El pánico domina el Nikkei, que pierde un 10,55%

El pánico a una contaminación nuclear generalizada se ha apoderado de la Bolsa de Tokio. El Nikkei bajó hoy un 10,55%, hasta los 8.605,15 puntos, su tercera mayor caída de la historia. En los peores momentos de la sesión el desplome llegó al 14%. En dos días el índice ha cedido un 16%, el mayor desplome desde el crash de 1987.

El índice Nikkei ha retrocedido hasta niveles de abril de 2009, tras perder en la sesión un 10,55%, el mayor descenso desde octubre de 2008. La caída llegó a ser del 14% en los peores momentos de la jornada, antes de que el Banco de Japón anunciara una inyección de emergencia de más de 26.000 millones de euros para frenar el desastre económico.

Al contrario de lo que ocurriera el lunes, cuando algunas compañías, como las constructoras, registraron fuertes ganancias, en la sesión de hoy ninguna de los 225 miembros del Nikkei se apuntaron al verde.

Los títulos de Tokyo Electric Power (Tepco), dueño de la planta nuclear de Fukushima, fueron suspendidos de cotización cuando caían un 25%. La eléctrica Kansai Electric Power retrocedió un 12%, mientras la australiana Paladin Energy, que extrae uranio de África, bajó un 17%.

Entre las automovilísticas, Toyota, el mayor fabricante del mundo, se dejó un 7,4%, y pierde un 14,7% en dos jornadas. Nissan bajó un 3,3%, que se suma al 9,52% de pérdida de la víspera, y Honda cedió un 3,9%.

En banca, Mizuho cedió un 10% y Mitsubishi UFJ Financial Group, un 8,8%.

Entre los fabricantes de electrónica, Olympus se dejó un 14% y Panasonic, un 11%. Por su parte, Seven & I Holdings Co, dueño de las tiendas de conveniencia Seven Eleven, bajó un 12%.