Bolsas

El Congreso aprueba hoy la nueva legislación de opas

El Congreso vota hoy la legislación que regulará las tomas de control de empresas a partir de agosto

La normativa de opas española tiene el don de la oportunidad. La legislación que está en vigor nació de las polémicas tomas de control de Dragados, Metrovacesa y Vallehermoso, mientras la actual queda condicionada por la inagotable fuente de argucias jurídicas que es la opa a Endesa. En todo caso, hoy se vota una ley generalista como la directiva europea de la que procede y que deja cuestiones fundamentales al desarrollo reglamentario. Entrará en vigor en cuatro meses, y de momento la valoración en el sector es positiva. 'Hacen falta reglas homogéneas en Europa. El mercado único no tiene sentido sin un mercado de control único', explica Fernando Torrente, socio del bufete Cuatrecasas.

1 Cambio de los umbrales. La más importante modificación de la ley establece que se deberá lanzar opa sobre el 100% de una sociedad cuando se supere el 30% de los derechos de voto, directamente o mediante convenios. Anteriormente este umbral estaba en el 50%. Todos los países europeos que han traspuesto la directiva han fijado umbrales similares a partir de los cuales hay que lanzar opa por el 100%.

2 Adiós a las opas parciales y obligatorias. Hoy por hoy quien supere el 25% de capital en una sociedad está obligado a lanzar una opa parcial por el 10%. Esta condición desaparece aunque, obviamente, no limita la presentación de opas parciales.

3 Opas a priori. También se termina el régimen de las opas a priori, que obligaba a lanzar una oferta cuando se tenía la intención de tomar el control, sin esperar a que así fuese.

4 Compraventas forzosas. Si un accionista toma más del 90% de una sociedad a resultas de una opa, puede forzar la compra del resto 'a un precio equitativo'. Al contrario, el accionista que está en minoría también puede forzar la venta.

5 Breakthrough rule. Si a resultas de una opa un accionista obtiene el 75% del capital, los blindajes quedan sin efecto.

6 Un accionista de control que haya obtenido antes de la entrada en vigor de la normativa más del 30% de una sociedad no podrá elevar su participación más del 5% en un plazo de un año.

7 Blindajes previos. Las medidas defensivas existentes se pueden eliminar con los votos de dos tercios de la junta. Se puede anular la neutralización si se recibe una opa de una sociedad blindada.

8 Blindajes sobrevenidos. Sólo se podrán adoptar medidas defensivas tras recibir una opa con el acuerdo de dos tercios de la junta, salvo cuando el opante sí tenga la posibilidad de hacerlo.

El regreso de los consejeros

Una de las modificaciones introducidas a lo largo del trámite parlamentario ha sido la reintroducción del criterio de los consejeros a la hora de definir una toma de control. Dichas enmiendas fueron acordadas por PP y PSOE a principios de febrero y toman el criterio del nombramiento de consejeros de la normativa anterior, tramitada con el PP en el Gobierno. Así, cuando un accionista haya nombrado a más de la mitad del consejo, tendrá que lanzar opa por el 100%. Además, un accionista que tenga entre el 30% y el 50% de una sociedad a la entrada en vigor de la ley no podrá nombrar a más de la mitad del consejo. Y de hecho, en una disposición transitoria que puede dar lugar a confusión, se obliga a un accionista que haya entrado en una empresa antes de la entrada en vigor de la ley y que quiera nombrar a la mitad del consejo a lanzar una opa por el 100%.

Luego una empresa que haya entrado en otra vía opa antes de la entrada en vigor de la ley -Eon- quedaría, en una interpretación rigurosa que descartan tanto abogados como el propio Tesoro, obligada a lanzar una nueva opa.