_
_
_
_
_
Guía para el inversor

El carrusel de la Bolsa

Caídas casi verticales y rebotes más tímidos se han ido sucediendo en las últimas seis sesiones en los mercados bursátiles, evolución que ha situado al Euro Stoxx y al Ibex en retrocesos del 2,59% y 1,75%, respectivamente, en este mes. Sin embargo, el temor se había colado en los mercados, especialmente en Estados Unidos, tras los retrocesos de viernes anterior y el pasado lunes, que quedó aparcado días después por los buenos resultados empresariales. Pero ayer nuevamente allí se optaba por la toma de beneficios. Ante este mercado errático, los analistas creen que se atraviesa una minicrisis puntual y que el año acabará con estos índices en positivo. Cautela, no obstante, pero no huida de la renta variable, que sigue siendo la vía más adecuada para invertir, según los expertos.

'Creo que partíamos de un buen periodo, en el primer mes y medio del año el Ibex había subido más del 7%, por lo que prácticamente habíamos consumido todo la revalorización prevista para el ejercicio, que era del 10%', señala Fernando Hernández, responsable de gestión de Inversis Banco. Pero además del punto álgido en el que estaban algunos mercados, estima que varios factores provocaron las caídas. 'El miedo a la ralentización económica en Estados Unidos, en Europa ya estamos en esa situación, y que el petróleo se mantenga en niveles altos', destaca.

'Aunque la corrección es lógica y le viene bien a la Bolsa, la caída fue más drástica de lo previsto', subraya el analista de Inversis. 'En el fondo, hay nervios', añade. Pronostica que 'nos esperan semanas movidas, con días alternos'.

Más información
Consulte el suplemento 5D

Javier Alonso, analista de BNP Paribas, sustenta la evolución de los mercados en datos macroeconómicos, como la inflación de EE UU. 'Con esta coyuntura, a los buenos resultados empresariales publicados, después de los de IBM que fueron malos, les cuesta más transmitir optimismo', destaca. El mercado percibe 'más inflación de la prevista y crecimiento moderado, lo cual nos lleva a más riesgo de estanflación' añade. En esas circunstancias, los inversores tendrían menos excedentes para invertir.

Una visión optimista es la que aporta Álvaro Winzer, analista de Beta Capital, quien no cree que se trate 'de un cambio de tendencia'. 'El soporte se logrará cuando el S&P 500 se quede en los 1.020 o 1.025 puntos ahora está en los 1.159 puntos, y después los otros índices se comportarán en la misma línea'.

'Los buenos resultados empresariales y las perspectivas en la misma línea son las principales causas del rebote de los dos últimos días', señala Felipe Mesia, analista de Self Trade. 'Por el contrario, las caídas anteriores, que fueron considerables, se debieron al miedo a la ralentización y a los datos del índice de confianza del consumidor', añade. 'Ahora, sólo unos días después', dice Felipe Mesia, 'se ha impuesto más el optimismo y se ha restablecido el ánimo para tomar posiciones'.

Pero el analista de Self Trade cree que la marcha de los mercados bursátiles a corto plazo dependerá de factores como los tipos de interés, el petróleo o el crecimiento económico. 'Este mes será movido -añade- pero esperamos que los índices terminen en positivo a fin de año, con subidas moderadas'. Y las recomendaciones de esta firma apuntan a 'empresas sólidas, con buena rentabilidad por dividendo y, en especial, algunas que se han quedado algo rezagadas, como Arcelor o Telefónica'.

Pero Javier Barrios, analista de Intermoney, manifiesta que 'la Bolsa está siendo más sensible a las malas noticias que a las buenas. Estamos ante una tendencia bajista, pero sin peligro de que se convierta en una crisis', agrega.

Entre los datos que se han hecho públicos estos últimos días y que han impactado de forma negativa en la evolución de la renta variable, el analista de Intermoney cita al 'temor a una desaceleración económica: las cifras macro no son buenas y las perspectivas tampoco se mueven al alza'.

Para Jesús Sánchez Quiñones, director de Renta 4, 'la situación actual es similar a la del año pasado'. 'Primero meses de euforia, luego una fase de incertidumbre y, si no ocurre nada extraordinario, no podemos pensar que el crecimiento se vaya a torcer. Lo difícil es saber cuanto va a durar estas fases de incertidumbre', destaca.

Sánchez Quiñones, quien enumera algunas de las posibles causas para justificar la debilidad de las Bolsas de los primeros días de la semana, añade que 'los inversores lo que tienen que analizar es si ha cambiado algo de fondo o no, y no parece que eso esté ocurriendo'.

También Fernando Hernández, de Inversis, estima que 'el fondo del mercado no es malo, especialmente por los resultados de las empresas y la previsión de los próximos trimestres. Los de IBM no son extrapolables', subraya, y recuerda que otros como los de Intel, han sido buenos. A su juicio, el panorama es aceptable 'a no ser que el barril de petróleo alcance los 70 dólares'.

Álvaro Winzer, de Beta Capital, se pregunta igualmente por las causas de la minicrisis, en parte superada, y la basa principalmente 'en el peligro de desaceleración económica y la inflación de Estados Unidos'. Otro factor negativo 'es el exceso de inventarios en EE UU en sectores como el tecnológico y el automovilístico. Si lo normal es que alcancen a 60 días, General Motors y Ford tienen los stocks en los 89 días', explica.

Ahora, a juicio de Alvaro Winzer, el mercado está a la espera de algunos datos para marcar rumbo, 'como es la publicación del ISM índice de actividad manufacturera elaborado por el Instituto de Gestión de la Oferta el próximo 2 de mayo. El último fue del 55,2% y sería aceptable que no bajase del 52 o 53%. Nuestras perspectivas es que el S&P 500 concluya el año con una revalorización del 4%', cuando ahora acumula pérdidas en similar porcentaje, señala el analista de Beta Capital.

'Los mercados ya están pendientes de los resultados que se conocerán en septiembre, y aunque las perspectivas no son malas, persisten ciertos riesgos', resalta.

Para Víctor Peiró, director de análisis de Caja Madrid, 'las fuertes correcciones que hemos visto en los mercados en varias sesiones son una toma de beneficios, en medio de unas expectativas moderadas'. Destaca que ahora los principales índices europeos, así como el Ibex, han regresado a las cotizaciones del inicio del año, por lo que 'ahora volvemos a tener valores en niveles atractivos y con un riesgo bastante acotado'. En este grupo, Peiró cita a Telefónica, Repsol, Endesa, Ferrovial, Inditex y los grandes bancos.

Además hay 'otras empresas con mayor potencial, pero más riesgo, como Arcelor, Acerinox, Iberia y Sogecable', agrega Peiró. La lista preferida de valores medianos está formada por Telepizza, Fadesa, Zeltia y Ebro Puleva. Por el contrario, a su juicio, están sobrevaloradas Abertis, Bankinter, Fenosa y Metrovacesa.

El director de análisis de Caja Madrid estima que las empresas con más recorrido del Euro Stoxx son Telecom Italia, Crédit Agricole, Total, Deutsche Telekom, Phillips y Allianz. En la parte contraria, con perspectivas de caídas, sólo cita a Iberdrola, Deutsche Bank, ING Groep, RWE y Ahold. De esta forma, la mayor parte de los valores de ese índice cuentan con posibilidades de revalorización.

En su último informe, Beta Capital mantiene asimismo su visión optimista sobre la renta variable. 'Hemos reducido nuestra posición en el sector de telecomunicaciones europeas para aumentar en el sanitario', dice, dado que las farmacéuticas están bien situadas ante futuras subidas de tipos.

Javier Alonso, de BNP Paribas, señala que, pese a los problemas que afloraron en sesiones anteriores 'seguiría apostando por la Bolsa, ya que no hay demasiadas alternativas a la renta variable'. Recomienda elegir 'empresas con dividendos altos y sostenidos, y valores con poca sensibilidad a la subida de tipos de interés'. Así, prefiere Europa, sectores como 'petroleras, aseguradoras y farmacia', entre ellas REE e International Grid. Por el contrario, recomienda tener más cuidado con empresas vulnerables a las subida de tipos, como RWE. Tampoco cree que sea un buen momento para fijarse en América Latina y otros mercados emergentes.

Jesús Sánchez Quiñones, de Renta 4, señala igualmente que hay que fijarse en algunos valores que han sufrido correcciones. 'Cuando en los medios se comenta la euforia bursátil no es buen momento para invertir en Bolsa', manifiesta.

Según Fernando Hernández, de Inversis, 'el Ibex puede subir el 10% en 2005, menos, por tanto, que el año anterior cuando subió un 17%, mientras que el Euro Stoxx tendrá un comportamiento similar al de 2004 cuando subió un 9%. Nuestra recomendación es diversificar carteras. En una global, invertiríamos un 50% en renta variable, un 40% en deuda europea y un 10% en activos monetarios', afirma. El responsable de gestión de Inversis Banco prefiere la renta variable europea, porque está más barata, y sectores como telecomunicaciones, financiero e industria.

La previsión que aporta Javier Barrios, de Intermoney, incluye 'un segundo trimestre negativo en las Bolsas y un tercer y cuarto trimestre con comportamiento lateral'. Y manifiesta que del Ibex todavía son atractivas las empresas de medios, como Telecinco, porque la publicidad va a seguir tirando.

Aunque en Europa haya tenido menos impacto, los analistas también analizan la influencia del contencioso político entre China y Japón en los mercados, y dado además que la minicrisis bursátil se inició en las Bolsas niponas. 'Ha influido', señala Javier Barrios, de Intermoney, 'pero más en Japón que en Occidente'. Y Fernando Hernández, de Inversis, cree que 'el conflicto no irá a más porque ambos países se necesitan'. En caso que se reavive, estima que perjudicará a Tokio, 'ya que le puede suponer un aumento de la prima de riesgo'.

Consulnor recoge, en su informe del viernes, el mayor optimismo de los mercados tras los temores anteriores. Sus analistas creen en Europa también se pueden reflejar algunos buenos resultados de empresas que se van conociendo, como los de SAP, Nokia y Prisa.

Diversas lecturas de los resultados en EE UU

La campaña de resultados empresariales en Estados Unidos se convirtió a principios de la semana en el principal detonante de la minicrisis bursátil. 'Los mercados llevaban sin corregir desde agosto y parece que buscaban cualquier excusa para tomar beneficios', señala Mercedes Camacho, de Safei. Sin embargo, y pese a que algunas compañías como IBM o General Motors decepcionaron y desataron las órdenes de venta, otras insuflaron nuevo optimismo con resultados mejor de lo previsto, como Viacom, Intel, Yahoo, Lucent, Texas Instruments, Google o Johnson & Johnson. En líneas generales, y con una perspectiva más amplia que a principios de semana, los analistas creen que 'aun siendo mixtos, los resultados no se están apartando mucho de las previsiones del mercado', dice Víctor Peiró, de Caja Madrid Bolsa. De hecho, la mayoría de analistas y bancos de inversión anticipaba desde hace tiempo una significativa desaceleración de los beneficios, tras haber superado sistemáticamente tasas de aumento del 20% en los últimos trimestres. Buena parte del crecimiento vivido el año pasado respondió al proceso de reestructuración y recorte de gastos puesto en marcha por muchas empresas tras el estallido de la burbuja tecnológica y otro tanto se atribuye al efecto estadístico de comparar con años de caída. Estos efectos beneficiosos estarían prácticamente agotados en el primer trimestre de 2005, por lo que 'la atención del mercado debía haberse centrado más en la calidad de la composición de los resultados y en el dinamismo de los ingresos', señalan los analistas de Banif.Al término de la semana, de las 147 empresas del S&P 500 que habían presentado sus cuentas sólo un 17% decepcionaron las perspectivas de los analistas, por debajo de la media del 20% que suele hacerlo, según datos de Thomson Financial. Y no sólo eso. Un 65,3% superaron las expectativas. Un 17,7% no aportan sorpresas, ni positivas, ni negativas, situándose en línea con lo previsto.Según esta consultora de información financiera, las compañías que ya han publicado sus cuentas ganan un 12,02% más, una tasa que, aunque lejos del 27,5% del primer trimestre de 2004 (el mayor incremento en 10 años), supera las estimaciones anteriores a la campaña, que eran del 9,41%.

Variables Los focos de atención del inversor

Después del buen comportamiento de principios de año, la Bolsa empieza a ser más vulnerable a las malas noticias. Los focos de atención de los inversores se amplían y cada vez entran en juego más variables para hacer un diagnóstico que permita definir una trayectoria de aquí a fin de año.-Crecimiento y precios. Los inversores temen una ralentización económica en Estados Unidos y siguen pendientes de la esperada recuperación en Europa, pero los indicadores todavía son mixtos y un día dan motivos para la decepción y otros para el optimismo. La Fed ha variado recientemente el diagnóstico sobre la trayectoria de los precios al constatar que las presiones inflacionistas están aumentando. Hay analistas que hablan incluso de la posibilidad de un escenario de estanflación que acabaría afectando a la renta variable.-Petróleo. La evolución del precio de esta materia prima sigue siendo una de las principales fuentes de preocupación tanto para el crecimiento económico mundial como para la inflación. Sin embargo, hasta ahora los mercados no han reaccionado en exceso a la evolución de este mercado, que sigue muy volátil.-Tipos. A la vista de las nuevas previsiones sobre precios y el impacto del petróleo, la duda de los inversores es si la Fed mantendrá una política más neutral o será mucho más restrictiva. La mayoría de los analistas está revisando al alza las previsiones para el bono del Tesoro estadounidense a 10 años. Las rentabilidades ya han repuntado en los últimos meses. Por ahora, el contagio a las rentabilidades de los bonos de la eurozona es reducido.-Resultados. Los inversores ya tienen descontado que los resultados este año no serán tan espectaculares como en 2004. Pero ha habido más sorpresas positivas que negativas.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Archivado En

_
_