Alta Velocidad

Talgo entrega su primer AVE, que circulará en 2004

Talgo-Bombardier ha cumplido. La semana que viene entregará el primer tren de alta velocidad de los 16 que tiene que fabricar para la línea Madrid-Barcelona, según estipulaba el contrato. Esta composición será homologada y probada durante seis meses y después entrará en servicio junto al resto de ramas que vaya entregando. El tren podrá alcanzar 330 kilómetros, pero durante muchos meses la línea sólo admitirá velocidades de 200 kilómetros por hora. Siemens, que arrastra retraso en la fabricación, tiene que entregar su primera rama en octubre.

Talgo y Bombardier entregarán a Renfe la próxima semana la primera composición del Talgo 350 o AVE-102, cumpliendo así las cláusulas del contrato firmado entre el fabricante de material ferroviario y la compañía de transporte.

Una vez efectuada la entrega, y antes de su explotación comercial, el tren entrará en un periodo de seis meses de pruebas y puesta a punto para cumplimentar la homologación de las unidades.

A lo largo de 2004 está prevista la entrega del resto de composiciones hasta completar las 16 contratadas por Talgo. Otras 16 se adjudicaron a Siemens.

Los trenes hispanocanadienses entraran en servicio comercial entre Madrid y Lleida, el primer tren apto de la línea, a partir de abril, según anunció el jueves el presidente de Renfe, Miguel Corsini. Pese a estar diseñados para circular a una velocidad máxima de 330 kilómetros por hora, los trenes sólo podrán llegar a 200 kilómetros durante varios meses, dadas las limitadas prestaciones de esta infraestructura.

Cada tren Talgo 350 estará formado por dos locomotoras o cabezas tractoras, acopladas a una composición fija e indeformable en vía, formada por 12 coches de pasajeros cada una.

En la fabricación de estos trenes, Talgo se encarga del proyecto global y diseño tanto de las locomotoras como de los coches, basados en su exclusiva tecnología ferroviaria, mientras Bombardier, líder mundial en el diseño y fabricación de equipos eléctricos para la tracción, es el titular de la tecnología y de la fabricación de las locomotoras, del bogie y de los sistemas eléctricos del tren.

El cumplimiento de los plazos por parte de este consorcio genera más presión a Siemens, el otro contratista del pedido, que tiene que entregar su primera rama el mes próximo. El gigante alemán, que tardó meses en alcanzar un acuerdo de subcontratación con Alstom y CAF, acumula retraso en la producción de esa primera unidad.

El Ministerio de Fomento salió al paso ayer de las comparaciones realizadas sobre la velocidad media del nuevo AVE Madrid-Lleida, sólo 175 kilómetros por hora, y la de la línea Madrid-Sevilla, construida bajo mandato socialista.

Respuesta de Fomento

Según Fomento esa velocidad será 'ligeramente superior' a la que se registró en el AVE a Sevilla al comienzo de su explotación comercial gracias a 'la bondad de la infraestructura'

En un comunicado, el ministerio explica que los trenes del AVE a Lleida alcanzarán una velocidad comercial de 175 kilómetros por hora de media en el conjunto del trazado, frente a los 170 kilómetros por hora que registró en su arranque el AVE Madrid-Sevilla.

El departamento que dirige Álvarez-Cascos no recuerda, sin embargo, que la velocidad punta inicial del AVE inaugurado en 1992 fue 250 kilómetros por hora, frente a los 200 kilómetros por hora que permitirá como máximo la nueva línea que se abre el mes próximo.