Fraude

El INE niega irregularidades pese a la relación comercial con Planistat

El Instituto Nacional de Estadística (INE) negó hoy que existan irregularidades en su gestión, pese a la relación comercial mantenida con la empresa Planistat, implicada en el escándalo de venta fraudulenta de datos de la Oficina Estadística Europea (Eurostat). El INE señaló en un comunicado, en relación a la información publicada hoy por Cinco Días, que no ha recibido ningún requerimiento de Bruselas al respecto.

Así, el INE explica que ante las presuntas irregularidades detectadas en diferentes capitales europeas en la gestión del servicio de información estadística Eurostat Data Shop por parte de Planistat, y tras la decisión de la Comisión Europea de suspender sus contratos con dicha empresa, la Dirección del INE comunicó a Planistat el pasado 15 de julio su voluntad de suspender de manera inmediata el contrato de gestión del servicio Eurostat Data Shop Madrid, de lo cual se informó tanto a Eurostat como a la Oficina de Publicaciones de las Comunidades Europeas (OPOCE).

Pese a ello, asegura que el INE ha comprobado, por orden del secretario de Estado de Economía, Luis de Guindos, y a través de los servicios de la Inspección General, que no existe ninguna irregularidad en el procedimiento de contratación de Planistat para la gestión del Eurostat Data Shop Madrid.

No obstante, y como consecuencia de la investigación que se está llevando a cabo en Eurostat, el informe recomendaba la suspensión del contrato con Planistat a la vez que insistía en "la conveniencia de asegurar el servicio a los usuarios", añadió. De esta manera, el INE ratificó, con fecha 24 de julio de 2003, la suspensión del contrato con Planistat para la gestión del servicio Eurostat Data Shop Madrid.

Convenios INE-Eurostat

En diciembre de 1996 el INE y Eurostat firmaron un convenio para la gestión del Data Shop Madrid, mediante el cual el INE cedía un local a Eurostat, que delegó dicha gestión en la empresa francesa Planistat. Con fecha 3 de diciembre de 2001, el INE firmó un nuevo convenio con Eurostat y la Oficina de Publicaciones de las Comunidades Europeas, propietaria de las publicaciones impresas.

Como consecuencia de este nuevo convenio, el INE convocó un concurso público para contratar la gestión del Data Shop de Madrid (publicado en el BOE del día 24 de enero de 2002), y se concedió la adjudicación el 21 de marzo de 2002 a la empresa Planistat, que cumplía todos los requisitos exigidos y que fue la única que se presentó al concurso.

El contrato entre el INE y Planistat se firmó el 8 de abril de 2002, y tenía como objeto la gestión del servicio Eurostat Data Shop Madrid para la asesoría y venta de información contenida exclusivamente en las bases de datos de Eurostat. El INE proporcionaba la infraestructura física en el entorno de su sede central de Madrid y el hardware informático, y Planistat aportaba la infraestructura humana y el software informático. Como contraprestación, el INE percibía en torno al 12% de los ingresos del Eurostat Data Shop Madrid.