Energía

El 61% del beneficio de Gas Natural vendrá del negocio eléctrico si triunfa la fusión

Gas Natural tiene muy avanzado el perfil de la empresa que surgirá de su integración con Iberdrola, en caso de que triunfe la opa que ha lanzado sobre la eléctrica. El grupo, según han resaltado los directivos de la empresa gasística en sus últimos encuentros con analistas, se beneficiará de 'una menor exposición a las actividades reguladas y mejorará la calidad de los activos en Latinoamérica'.

Pero el cambio más significativo entre el actual grupo que preside Antoni Brufau y el fusionado se refleja en la composición de los negocios. Y, por tanto, en la aportación de las diferentes actividades a los resultados de explotación. El Ebitda de Gas Natural más Iberdrola se generaría en un 61% en la actividad eléctrica en España (un 41% en generación y un 20% en distribución), mientras que la distribución de gas sólo aportaría el 15% y el trading e infraestructuras de gas, otro 10%. El resto de los resultados de explotación vendría de Latinoamérica y de otros países.

En la actualidad, el 48% de los resultados de explotación de Gas Natural se debe a la distribución de gas y el 23%, al trading e infraestructuras gasísticas, mientras que el 10% se origina en América Latina. Enagás está incluida en el 19% restante de negocios.

El grupo gasístico reitera en su informe que la combinación de las dos compañías posibilita, para un mismo crecimiento de generación, 'incrementar la rentabilidad a través del acceso competitivo a gas y la racionalización de las inversiones'. Se añade que el grupo apuesta preferentemente por el mercado español.

No obstante, se detallan algunos de los compromisos, que se lanzan prioritariamente a las autoridades de la Competencia. La empresa resultante contará con una cuota inferior al 72% en el mercado de gas (distribución y comercialización), menor por tanto que la suma de las dos empresas a 31 de diciembre pasado. En electricidad, la cuota será inferior al 38% actual de Iberdrola.

El nuevo documento de gas Natural sobre la operación contiene otras novedades respecto al presentado el 10 de marzo, cuando se lanzó la oferta de adquisición sobre Iberdrola. Ahora se estima que las sinergias y ahorros de coste de la integración se elevarán a 410 millones de euros hasta 2006, frente a los 300 millones inicialmente previstos hasta el tercer año de la integración, es decir, en 2005.

Antoni Brufau, que cuenta con el irrefutable apoyo de La Caixa, de cuyo staff forma parte, es, no obstante, el líder indiscutible de esta operación que tiene como objetivo la integración de Gas Natural e Iberdrola. Por ello toman más importancia sus mensajes a los analistas y a los representantes de los inversores institucionales de Iberdrola, en los que reitera la importancia de la fortaleza industrial y financiera de la empresa resultante. Y en ellos se añade que el nuevo grupo tendrá más recorrido para sus accionistas que el que ofrecen las empresas originarias.

En el documento, presentado a la CNMV, se considera que la transacción se alargará unos cuatro meses para que se alcance la fecha de ser, si es el caso, aprobado y publicado el anuncio de la opa y su folleto. Dado que la oferta estaría vigente otro mes, la operación se cerraría a finales de agosto o principios de septiembre. El plazo más largo es el que corresponde al Tribunal de Defensa de la Competencia, al que con toda seguridad será remitida la opa desde el Servicio de la Competencia, que cuenta con dos meses para elevar su dictamen al Gobierno.

Por su parte, el presidente de Electricidade de Portugal (EDP), Francisco Sánchez, manifestó ayer que el 3% de Iberdrola que controla la empresa portuguesa 'se vendería de forma articulada con la eléctrica española, como ya se había anunciado'. 'Nada ha sido alterado', añadió. Durante la presentación de los resultados anuales, Sánchez apuntó como principal objetivo para 2003 'consolidar una posición relevante en el mercado del gas y la electricidad en la península Ibérica, aprovechando las oportunidades de crecimiento que se presenten', después de la adquisición de la compañía vasca Naturcorp a través de Cantábrico.

A lo largo de este año, EDP pretende, asimismo, mejorar su eficacia en la distribución, un área donde reconoce estar por debajo de sus competidoras españolas, y la producción, además de continuar con el proceso de contención de costes para optimizar la productividad de la empresa ante la liberalización del mercado.

Los inversores de Iberdrola quieren más dinero

Los accionistas de Iberdrola quieren más dinero por sus títulos para acudir a la opa de Gas Natural. Este es el mensaje que transmiten los representantes de los socios institucionales de la eléctrica que controlan más del 40% del capital. Lo están reiterando estos días en los que Antoni Brufau realiza un road show por diversas ciudades europeas. 'Esto no parece persuasivo', señalaba el representante de Putnam Investment en Londres, un fondo que tiene más del 2% del capital de Iberdrola. Y se refería a la última intervención de Brufau en la que afirmaba que su empresa no estaba dispuesta a dar más dinero en efectivo. El argumento empleado es que esa decisión repercutiría negativamente en la deuda financiera de la nueva empresa.El grupo gasístico ha admitido que no se niega a revisar la opa y que podría mantener la prima de casi el 20% del día del lanzamiento de la operación. Pero no quiere modificar el canje. Por su parte, Benito Vera, analista de Santander, ha manifestado a Bloomberg, que tiene la impresión, después de las conversaciones con inversores, 'que si ellos no aumentan el componente en efectivo, será muy complicado que alguien acepte'.En esa línea, Gas Natural precisó ayer que no tiene intención ni se ha planteado modificar la relación de canje de la oferta pública de acciones que lanzó el pasado 10 de marzo, según comunicó a la CNMV. Sin embargo, la compañía de gas añadía que 'si en un momento posterior se llegase al convencimiento de la necesidad de producir dicha modificación, Gas Natural lo comunicaría previamente' al organismo regulador del mercado bursátil.Los títulos de Gas Natural subieron ayer un 0,32% hasta 15,77 euros por acción, mientras que Iberdrola mejoró su cotización un 0,92% hasta 15,39 euros. El día del lanzamiento, Iberdrola cotizaba a 14,22 euros y Gas Natural a 17,61 euros por acción.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Más información

Archivado En