Perfil: Chema Alonso
El ‘hacker’ comunicador Ampliar foto

El ‘hacker’ comunicador

Doctor en seguridad informática, Chema Alonso entra de lleno en el comité ejecutivo de Telefónica como jefe de datos sin perder sellos de identidad como su forma de vestir.

Investigador que con pasión y habilidad es capaz de hacer cosas con las tecnologías más allá de las que los propios creadores pensaron. Que busca los límites a la tecnología con el fin de mejorarla.” Es la definición de hacker que Chema Alonso (Móstoles, Madrid, 1975) proponía en 2014 a través de su blog a la Real Academia de la Lengua Española convencido de que la acepción de pirata informático que recoge el diccionario –y que aún hoy se mantiene pese a sus esfuerzos– no es la más adecuada. Y es que el nuevo chief data officer (CDO) de Telefónica ha vuelto a defender públicamente tras su nombramiento la semana pasada que no es correcta la asociación que la mayoría de la sociedad todavía hace entre la palabra hacker y ciberdelincuente.

Alonso se ha mostrado sorprendido estos días por el gran revuelo que ha generado la noticia de su entrada en el comité ejecutivo de Telefónica, compañía en la que lleva ya algunos años ejerciendo como directivo. Allí empezó como asesor del actual presidente, José María Álvarez-Pallete, en el marco del programa para emprendedores Talentum Startups. En 2013, el gigante de las comunicaciones lanzó la filial ElevenPaths, dedicada a la seguridad digital, en la que el mediático experto informático ejerce como consejero delegado. Esta compañía surgió como refundación de Informática 64, empresa adquirida por Telefónica que Alonso dirigió y donde trabajó durante 14 años como consultor de ciberseguridad.

En su blog, titulado Un informático en el lado del mal, el hacker más conocido de España lleva desde 2006 relatando trucos y exponiendo su opinión sobre diferentes temas relacionados con esa materia que ocupa gran parte de su tiempo: la seguridad informática. Sin embargo, también hace de vez en cuando un hueco en su bitácora para explicar detalles desde un punto de vista más personal. Hace más de una década, aseguraba en el blog que tras ciertos acontecimientos en su vida laboral decidió inventarse un personaje para escribir sobre el mundo de la informática. Parece que el personaje ha llegado muy lejos.

Ya por aquel entonces, Chema Alonso hacía gala de uno de sus grandes dones: la capacidad de comunicación. Para los entendidos en la materia, y también para quienes no controlan demasiado sobre líneas de código o protocolos de seguridad, es ahí donde radica gran parte de su éxito. Y es que si por algo ha destacado este profesional de la informática –que siempre lleva tapada la cámara de su portátil como medida de precaución– es su facilidad para explicarse y acercar a cualquiera la importancia de la ciberseguridad.

En sus dinámicas charlas, en las que pregunta frecuentemente al auditorio y nunca faltan el sentido del humor ni referencias a películas y series, se mete a los oyentes en el bolsillo. Las ponencias de Chema Alonso comenzaron en aulas universitarias y más tarde fueron necesarios salones de actos para poder atender a todos los interesados en escucharle en vivo. Hoy en día, el nuevo jefe de datos de Telefónica ha pasado por programas televisivos de éxito en los que ha hackeado móviles en directo y advertido sobre los riesgos de utilizar las wifis abiertas, lo cual le convirtió en un personaje conocido por el gran público. Pero hacía ya tiempo que se había ganado los elogios entre sus compañeros de profesión, donde muchos lo describen como uno de los grandes hackers, no solo a nivel nacional, sino también internacional.

Empezó en el gigante de las telecomunicaciones como asesor de Álvarez-Pallete en un programa para emprendedores

Ingeniero de sistemas por la Universidad Politécnica de Madrid e ingeniero informático por la Universidad Rey Juan Carlos, así como doctor en seguridad informática por la misma institución, Alonso empezó estudiando tecnologías de bases de datos antes de dar el salto al mundo de la seguridad. El reto al que se enfrenta en su nuevo rol es acercar todo lo posible esta área a la que se ha dedicado tantos años y el big data, dos ámbitos por las que ha apostado fuertemente Telefónica en los últimos años.

Además de numerosas conferencias e intervenciones, este hacker al que muchos reconocen por sus camisetas desenfadas, su larga melena y, por supuesto, su gorro de lana, lleva a sus espaldas una gran cantidad de publicaciones especializadas y desde 2012 es Embajador Honorífico de la Escuela Universitaria de Informática de la institución en la que estudió.

Otro de los honores que ostenta es el de haber sido nombrado como el profesional más valioso de Microsoft –compañía que también contó con sus servicios dando charlas a sus profesionales sobre los puntos débiles de sus sistemas–.

Aunque este apasionado de la tecnología podría pasar desapercibido entre el grupo de protagonistas científicos y geeks de la serie The Big Bang Theory, él siempre defenderá la importancia de hacer y explicar la seguridad informática pensando en Penny, la joven camarera y aspirante a actriz que los acompaña en sus aventuras y desventuras sin ser experta en ninguna de las áreas que ellos tanto dominan.