_
_
_
_
_

CBOE pisa los talones a BME y dispara la negociación de valores españoles

La plataforma, que opera desde Ámsterdam, mueve casi el 72 % de todas las compraventas en el exterior de valores españoles

Laura Salces
Bolsa inversión
Interior de la Bolsa de Madrid.ANA BORNAY (EFE)

El gigante de la negociación bursátil CBOE Equities, filial europea de la Bolsa de Opciones de Chicago, sigue aumentado su peso en la Bolsa española. En los primeros tres meses del año, la plataforma que opera desde Ámsterdam y que hasta 2020 se realizaba en Chi-X y BATS, movió 69.543,7 millones de euros en acciones admitidas en el sistema de interconexión bursátil español (SIBE), de los 170.449 millones que se negociaron en total, según datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Esto es, el 40,8%.

El principal damnificado de este avance es Bolsas y Mercados Españoles, que sigue perdiendo cuota de mercado. El gestor de la Bolsa española, propiedad del grupo suizo Six, registró al cierre de los tres primeros meses del año una cuota del 43,6%, inferior al 46,4% obtenido en el conjunto de 2023, según datos de la CNMV calculados sobre la contratación total sujeta a reglas de mercado no discrecionales, explicita el supervisor del mercado español. Los datos difieren, con todo, de los proporcionados por BME y estimados por Liquidmetrix que tiene en cuenta el volumen negociado en las subastas, y que a cierre de 2023 le otorgaban un 64,7% de todo el mercado. Donde más destaca CBOE frente a BME es en la negociación de valores españoles en el exterior: el primero tiene casi un 72% de la cuota de mercado, y es más del 94% de lo contratado en BME, destaca el supervisor.

Las plataformas de negociación alternativa han adquirido un papel cada vez más relevante en los mercados europeos, según constata la CNMV, que indica en su último boletín semestral que el descenso experimentado por la cuota de mercado de BME -que se mantiene desde 2022 por debajo del 50%- está en línea con “la observada en otras economías de nuestro entorno”. La aplicación de la normativa europea Mifid 2 supuso la liberalización de los mercados y la entrada de competencia como CBOE o Turquoise las primeras plataformas que irrumpieron en el mercado español. La norma prima el que los intermediarios busquen la mejor ejecución cada vez que casen una orden de compra o venta de un cliente, utilizando para ello todas las herramientas a su alcance. Es decir, que traten de lograr para el cliente el mejor precio, ya sea a la venta –lo más caro posible– o la compra –lo más barato–.

Más allá de CBOE, el resto de plataformas alternativas han seguido aumentado también su peso. Equiduct y Aquis concentran ya el 4,1% y 4,5% de la negociación total, mientras que Turquoise ha ido reduciendo su peso relativo en el mercado, hasta suponer el 4,6% de todos los centros competidores a BME. También han crecido el peso de los internalizadores sistemáticos, más opacos, que suponen ya cerca del 7,6% de toda la negociación total de los valores españoles tras el crecimiento que han ido registrando en los últimos meses. Porcentaje que, según la CNMV, se estima tomando como negociación total la suma de aquella sujeta a reglas de mercado no discrecionales y la realizada por internalizadores sistemáticos.

La negociación de la Bolsa europea está en manos de dos grandes plataformas de negociación: Euronext y CBOE Europe. En lo que va de mes, la primera, gestora de las Bolsas de Ámsterdam, Bruselas, Dublín, Lisboa, Milán, Oslo y París, tiene una cuota de mercado del 26,74%, según datos de CBOE Global Markets, mientras que CBOE Europe controla un 21,74%.

Un 41% del Ibex, en manos de accionistas nacionales

La CNMV ha detallado en un informe qué papel que tienen los inversores en el Ibex 35 y cuál es la representatividad del Ibex 35 sobre la economía española. Según el estudio, los accionistas españoles suponen un 41% del selectivo, frente al 33% que tienen los accionistas nacionales en el Dax. Mayor peso tienen los accionistas estadodounidenses en el S&P 500 (80%) o los inversores portugueses en el PSI 20 (48%).

La presencia de los inversores internacionales, esto es, no europeos, es mayor (31%) que la de los accionistas europeos (28%), algo que sucede también en el caso del Dax alemán, con un peso del 37% los internacionales no europeos y del 30% los europeos, según datos recopilados por Reuters. 

El Ibex 35 aportó, según el estudio, cerca de un 10% del PIB nacional, equivalente a unos 146.000 millones de euros, y el 7,1% de los empleos, lo que se traduciría en 1,4 millones de puestos de trabajo. Su aportación a la economía nacional es inferior a la de otros índices europeos, a excepción del luso PSI 20, que supone el 6% del PIB nacional. Así, la aportación a la economía francesa del Cac 40 llega a alcanzar el 14%.






Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Para seguir leyendo este artículo de Cinco Días necesitas una suscripción Premium de EL PAÍS

_

Sobre la firma

Laura Salces
Es jefa de sección de Mercados/Inversión de Cinco Días, donde ha ejercido la mayor parte de su trayectoria profesional. Entre 2017 y 2020 coordinó también la sección de Economía y previamente estuvo especializada en empresas turísticas.
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_