_
_
_
_
_

Los fondos I Squared y TDR solicitan autorización a Bruselas seis meses después de lanzar la opa sobre Applus

El consorcio oferta 11 euros por acción, lo que valora la compañía en 1.420 millones

Á. B.
Un operario de Applus ITV, en una imagen de archivo.
Un operario de Applus ITV, en una imagen de archivo.Carles Ribas

La guerra de opas sobre Applus pasa un nuevo hito. Los fondos I Squared y TDR han anunciado este viernes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que acaban de presentar la solicitud de autorización a la Comisión Europea, seis meses después de que presentasen su oferta sobre la compañía española de certificaciones, en septiembre. Y nueve meses después de que Apollo abriese fuego por la compañía con la primera oferta.

I Squared y TDR explican que iniciaron el procedimiento de autorización en noviembre, cuando remitieron a Bruselas el borrador de solicitud de la oferta. Pero no ha sido hasta el pasado 13 de marzo cuando han presentado la solicitud formal tras meses de conversaciones con la Comisión y siguiendo sus directrices, en virtud al reglamento sobre subvenciones extranjeras. Por tanto, los fondos aclaran que su oferta sobre Applus está condicionada a la obtención de dicho plácet y que sin él la opa decaería.

Su principal competidor, Apollo ya cuenta con el visto bueno de Bruselas, así como del Consejo de Ministros y de la CNMV. En el caso de TDR e I Squared aún están pendientes no solo de Bruselas, sino también del regulador del mercado, si bien sí tienen la aprobación del Gobierno.

La razón por la que TDR e I Squared aún no cuentan con la autorización de Bruselas es que será la primera opa que se cometa a un nuevo mecanismo de control de la Comisión Europea, según indican fuentes próximas. Se trata de una especie de versión comunitaria del escudo antiopas español, que trata de velar porque los inversores que compran empresas europeas no estén respaldados ni reciban subvenciones de un tercer Estado.

La puja por Applus se ha ido calentando desde que los fondos se aproximaron a la compañía, hace ya casi un año. La actual puja más alta es la de TDR e I Squared, que ofrecen 11 euros por acción, 1.420 millones, frente a los 10,68 euros que por el momento ofrece Apollo. El precio de la acción se mantiene por encima de ambas pujas, en 11,35 euros.

Sin embargo, el mercado espera que lo más encarnizado de la guerra por Applus esté aún por llegar. Una vez que TDR e I Squared obtengan el sí de la Comisión Europea y de la CNMV, se abrirá un único plazo de aceptación para ambas ofertas de un mes, durante el cual ambos postores pueden ir mejorando sus ofertas o retirarse. Al final de ese mes, ambos inversores deberán remitir su puja final en sobre cerrado, si bien Apollo tendrá la opción de hacer una última mejora si se queda un 2% por debajo de sus competidores.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Á. B.
Redactor de la sección de empresas especializado en operaciones corporativas, banca de inversión y capital riesgo. Graduado en Estudios Hispánicos por la Universidad Autónoma de Madrid y Máster en Periodismo UAM-El País, ha desarrollado toda su carrera en Cinco Días, donde trabaja desde 2016.
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_