_
_
_
_
_

JetBlue se dispara en Bolsa tras la entrada de Carl Icahn en su capital

El inversor activista declara una participación del 9,91% y afirma que las acciones de la empresa están infravaloradas

Un avión de JetBlue Airways aterriza en el aeropuerto de Laguardia en la ciudad de Nueva York, en una imagen de archivo.
Un avión de JetBlue Airways aterriza en el aeropuerto de Laguardia en la ciudad de Nueva York, en una imagen de archivo.MIKE SEGAR (REUTERS)

Carl Icahn no ha perdido del todo su toque. A pesar de los problemas que ha atravesado el inversor al convertirse en objetivo de los inversores bajistas, cuando decide tomar posiciones en una compañía, el mercado se mueve. El inversor activista ha declarado este lunes una posición del 9,91% en la aerolínea JetBlue a la Comisión de Valores y Bolsa de Estados Unidos. Tras conocerse, la cotización de la compañía se ha disparado fuera del horario habitual de negociación, donde ha llegado a subir cerca de un 20%.

En su comunicación al organismo supervisor, se dice que las firmas de Carl Icahn han tomado posiciones en las acciones de JetBlue “en la creencia de que estaban infravaloradas y representaban una atractiva oportunidad de inversión”. “Las personas informantes [es decir, Icahn y las sociedades que controla] han mantenido, y tienen intención de seguir manteniendo, conversaciones con miembros de la dirección y del consejo de administración del emisor en relación con la posibilidad de representación en el consejo”, añade la declaración oficial.

Los 33,6 millones de acciones adquiridos sigilosamente en el mercado tenían una valoración de unos 204 millones de dólares al precio de cierre de 6,07 dólares por acción de este lunes. La revalorización posterior, al conocerse la inversión, se ha situado entre los 30 y los 40 millones de dólares. Con su 9,91%, Icahn es el tercer mayor accionista de la compañía, por detrás de BlackRock y Vanguard Group.

Pese a haber arrancado 2024 al alza, las acciones de JetBlue han caído un 29% en Bolsa en los últimos 12 meses, en gran medida porque los tribunales anularon una alianza regional con American Airlines y declararon que la adquisición de Spirit Airlines por 3.800 millones de dólares viola las leyes de la competencia. Jetblue acordó la fusión con Spirit el 28 de julio de 2022. En marzo de 2023, el Departamento de Justicia, junto con los fiscales generales de seis estados y del Distrito de Columbia, presentaron una demanda en Massachusetts solicitando una orden judicial que impidiera la fusión. El juicio comenzó el 31 de octubre de 2023 y el 17 de enero de 2024, el tribunal emitió su sentencia en la que vetó la fusión.

JetBlue y Spirit han notificado que recurrirán la sentencia, pero JetBlue dijo a los inversores el 30 de enero que también está evaluando las medidas que podría tomar para volver a ser rentable como aerolínea independiente, incluyendo mayores recortes de costes, retrasos en los aviones y la remodelación de su red de vuelos. En determinadas circunstancias, si la fusión no se consuma únicamente por razones antimonopolio, JetBlue puede verse obligada a pagar a Spirit importantes cantidades en comisiones de ruptura.

JetBlue tiene una capitalización bursátil de algo más de 2.000 millones de dólares. Este mismo lunes ha registrado su informe anual del último ejercicio, en el que tuvo unos ingresos de 9.615 millones de dólares y unas pérdidas de 310 millones de dólares.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Para seguir leyendo este artículo de Cinco Días necesitas una suscripción Premium de EL PAÍS

_

Sobre la firma

Miguel Jiménez
Corresponsal jefe de EL PAÍS en Estados Unidos. Ha desarrollado su carrera en EL PAÍS, donde ha sido redactor jefe de Economía y Negocios, subdirector y director adjunto y en el diario económico Cinco Días, del que fue director.

Más información

Archivado En

_
_