_
_
_
_

Prosegur se dispara un 23% en Bolsa tras la opa de su presidenta Helena Revoredo sobre otro 15% del capital por 150 millones

La oferta de Gubel, de carácter voluntario, dará 1,83 euros por acción, lo que implica una prima del 27%

Furgoneta de reparto de efectivo de Prosegur.
Furgoneta de reparto de efectivo de Prosegur.

Gubel, sociedad controlada por Helena Revoredo Delvecchio, presidenta de Prosegur y dueña de la compañía con un 59,899% del capital, ha anunciado una oferta voluntaria de compra de acciones dirigida a un 15% de la empresa que no controla. La sociedad ofrece 1,83 euros por acción completamente en efectivo, lo que implica una prima del 27% sobre el cierre del martes, cuando la acción subió un 3%. El importe máximo a desembolsar será de 149,6 millones de euros, por lo que la valoración de total de Prosegur se sitúa en 997 millones de euros. Las acciones de la compañía se disparan un 23% en Bolsa, hasta los 1,77 euros, por debajo del precio de la opa.

Revoredo, presidenta de Prosegur desde 2004 y viuda del fundador del grupo de seguridad, Herberto Gut, es titular a través de Gubel y de su filial íntegramente participada Prorevosa del 59,899% del capital social de Prosegur y del 61,445% de sus derechos de voto. Además de Gubel, en el capital de Prosegur aparece como accionistas Mirta María Giesso Cazenave, con el 6,399% de las acciones.

Según el hecho relevante enviado a la CNMV, la oferta se dirige a todos los titulares de acciones de Prosegur y se extiende a la adquisición de un máximo de 81.754.030 acciones de Prosegur, representativas del 15% de su capital social. El capital social de Prosegur asciende a 32.701.611,96 euros, representado por 545.026.866 acciones ordinarias.

La oferta no está sujeta a ninguna condición, por lo que “será válida y surtirá efecto cualquiera que sea el número de acciones que la acepten”, explica el comunicado enviado a la CNMV.

Prosegur fue fundada en 1976, inicialmente con servicios centrados en logística de valores y gestión de efectivo, por Herberto Gut. En 2017, la sociedad decidió sacar a Bolsa su filial de gestión de efectivo, Prosegur Cash, por la que ingresó 875 millones de euros.

El hijo mayor de Gut y Revoredo, Christian, es consejero delegado de Prosegur y controla 3.041.202 acciones de Prosegur y cuenta con otro millón de acciones “titularidad de sus personas estrechamente vinculadas”, explica el hecho relevante. Otro de sus hijos, Germán Gut Revoredo, tiene 350.446 acciones y Bárbara controla 605.441 acciones, más otras 421.895 acciones titularidad sus personas estrechamente vinculadas. Los restantes miembros del consejo de administración de Gubel (Helena Revoredo y Chantal Gut Revoredo) no son titulares, ni directa ni indirectamente (al margen de su participación en Gubel), de acciones de Prosegur.

Acudir o no a la opa

Además de la lógica subida en Bolsa dada la prima ofrecida, la opa ha sido bien recibida por los analistas, aunque no todos recomiendan vender acciones en el marco de la oferta. Los expertos de Renta 4 valoran la propuesta como positiva por el impacto que está teniendo en el valor “y que lo acercará algo más a su valor intrínseco”. Sin embargo, la firma de análisis tiene un precio objetivo de 4 euros, más del doble del de la oferta de la familia Revoredo, por lo que recomiendan no acudir a la opa.

Por su parte, los analistas de Bankinter aconsejan lo contrario, tanto por la prima ofrecida como por el hecho de que su ya escasa liquidez y bajo free float (capital que circula libremente) serán inferiores tras la operación.

“En caso de una aceptación del 100% a esta opa, el free-float quedaría reducido al 21,6% en un valor cuya capitalización es inferior a 1.000 millones de euros. Por tanto, se reducirá significativamente su liquidez (apenas 200 millones de euros cotizando en mercado, en el mejor de los casos), que consideramos es un factor clave para un accionista minoritario”, explican en un informe.

La casa de análisis añade que “la familia fundadora y accionista de control aprovecha la debilidad de la cotización para aumentar su participación, lo cual puede tener sentido financiero por sí mismo considerando que la rentabilidad por dividendo es del 3,9%. “Aunque en el folleto de la opa se indique que no existe intención de excluir el valor de cotización, consideramos que se limita a apuntar la inexistencia de un compromiso en ese sentido, lo cual no garantiza que eso no vaya a suceder en un futuro no lejano”, agrega.

Dentro del consenso de analistas de Bloomberg, el 58,3% tiene una recomendación de compra para el valor mientras que el 33,3% aconseja mantener en cartera y únicamente el 8,3 cree que es el momento de deshacer posiciones. En cuanto al precio objetivo de la compañía, el consenso tiene 3,12 euros por acción.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Más información

Archivado En

_
_