_
_
_
_

Microsoft: “La IA debe ser responsable y tener un freno manual humano por si algo falla”

4.500 empresas usan ya la IA generativa de la multinacional. En unos meses abrirá su región cloud en España, “que será una de las mayores de Europa”

Marimar Jiménez
Alberto Granados, presidente de Microsoft España, durante el Microsoft IA & Innovation Summit, en Madrid.
Alberto Granados, presidente de Microsoft España, durante el Microsoft IA & Innovation Summit, en Madrid.

Microsoft, que a principios de este año invirtió 10.000 millones de dólares en Open­AI, la empresa creadora de ChatGPT, la herramienta de inteligencia artificial generativa más popular, defendió ayer la necesidad de apostar por “una inteligencia artificial responsable”. Alberto Granados, presidente de Microsoft España, aseguró que su compañía respalda “totalmente” la propuesta de Ley de Inteligencia Artificial aprobada por el Parlamento Europeo el pasado junio. Esta ley ha desatado los temores de más de 150 grandes empresas europeas, que han pedido a la UE que la revise porque creen que una regulación excesiva de esta tecnología frenaría la capacidad innovadora de las compañías europeas e incitaría a deslocalizarse a quienes quisieran escapar a un marco reglamentario demasiado restrictivo, poniendo en peligro la capacidad competitiva de la industria europea ante sus rivales, sobre todo EE UU.

“La IA tiene que estar regulada”, insistió el directivo. Microsoft, que cuenta con más de 300 empleados dedicados a tiempo completo a la inteligencia artificial, fue consultada por las autoridades europeas para elaborar la citada ley. Granados explicó durante el evento AI & Innovation Summit, celebrado este miércoles en Madrid, que Microsoft ha definido una hoja de ruta para la gobernanza de la inteligencia artificial, “con el objetivo de garantizar la seguridad y los derechos fundamentales, y facilitar, al mismo tiempo, el desarrollo de un ecosistema de innovación global”.

La compañía destacó cinco recomendaciones pensando en los reguladores. Así, habló de implementar y desarrollar nuevos marcos de seguridad de la IA, basados en el trabajo realizado por el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST, por sus siglas en inglés) y otros organismos en todo el mundo, y establecer medidas de seguridad específicas para los sistemas de IA que controlen infraestructuras críticas. “La IA tiene que tener un freno manual humano, por si algo falla; sobre todo cuando se habla de infraestructuras críticas”, remarcó Granados.

El directivo también abogó por crear un amplio marco legal de la arquitectura tecnológica de la IA, asignando responsabilidades regulatorias concretas a cada uno de los actores, según su papel en la gestión de los diferentes aspectos de la tecnología. Y pidió fomentar la transparencia y garantizar el acceso académico y público a la IA, y buscar más colaboraciones público-privadas para abordar los retos del uso de la inteligencia artificial.

Granados indicó que ya hay 4.500 empresas en todo el mundo (entre ellas las españolas Amadeus, Mutua Madrileña, Repsol, Santander o Técnicas Reunidas) que utilizan la inteligencia artificial generativa de Microsoft (AzureOpenAI). “Este servicio”, aclaró, coge los modelos de IA generativa de ChatGPT (el servicio público al que todo el mundo tiene acceso), pero le añadimos una capa de seguridad y privacidad para que los datos de nuestros clientes queden totalmente protegidos”.

El directivo reconoció que para explotar todo el potencial de la IA hace falta contar con potentes infraestructuras que ofrezcan mucha capacidad de proceso y, por tanto, tener centros de datos cercanos. Granados aseguró que en los próximos meses estará disponible la región cloud de Microsoft en España. “Va a ser una de las regiones cloud más grandes de Europa, y desde ella proporcionaremos cargas sofisticadas, entre ellas soluciones de IA”, añadió. La consultora IDC estima que, de aquí a 2025, Microsoft, junto a su ecosistema de socios y clientes en España que utilizan su nube, aportarán 26.000 millones de euros adicionales al PIB español (2.500 están relacionados con la citada región cloud) y generarán 62.000 nuevos empleos durante ese mismo periodo.

Como parte de su acuerdo con OpenAI, Microsoft ha aplicado los modelo de inteligencia artificial generativa desarrollados por esta compañía en la creación de “Copilots” que facilitan y potencian el trabajo con sus principales productos. Así, Microsoft ha presentado GitHub Copilot para el ámbito del desarrollo y la programación; Security Copilot, para ayudar a los profesionales de seguridad en la detección, gestión y resolución de ciberataques; Windows Copilot, para facilitar el uso de Windows; así como otros “Copilots” específicos para el trabajo con productos como PowerPoint, Word, Excel, Outlook, Teams, Dynamics 365, Viva Sales o Power BI.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Marimar Jiménez
Redactora senior en la sección de Empresas de CINCODIAS. Sigue la actualidad del sector de tecnologías de la información y del ecosistema emprendedor español. Antes de incorporse al diario en 2000 trabajó en Actualidad Económica y los suplementos Futuro y Negocio en EL PAIS. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid.

Más información

Archivado En

_
_