Los 221 banqueros españoles que se repartieron 500 millones de euros en 2021

En promedio, cada uno de estos directivos ganó más de dos millones

Sueldos bancarios millonarios Pulsar sobre el gráfico para ampliar

En 2021 hubo 221 banqueros en España que se repartieron casi 500 millones de euros en salario. En promedio, cada uno de ellos ganó 2,164 millones, lo que los convierte en los mejor pagados de Europa, solo por detrás de Austria y Liechtenstein, según se refleja en un informe publicado este jueves por la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés). Además, España tiene al único directivo del continente que se embolsó ese año casi 15 millones.

El número de banqueros españoles que alcanzó un sueldo por encima del millón creció un 72,6% entre 2020 y 2021, pasando de 128 a 221 miembros. Esto lo convierte en el cuarto país europeo con más directivos en esta categoría, solo por detrás de Alemania, Francia e Italia. En conjunto, estos cuatro países acaparan a más de 1.500 de los 1.957 empleados de la banca con sueldos millonarios.

La autoridad europea no facilita las identidades de los banqueros ni el nombre de las entidades que abonaron estas cantidades, pero sí precisa las franjas salariales. En ese sentido, el documento señala que 148 banqueros españoles cobraron entre uno y dos millones de euros, otros 37 cobraron entre dos y tres millones, y otros 18 entre tres y cuatro. Algunos pocos banqueros más cobraron por encima de estas cifras. De hecho, uno de estos profesionales del sector recibió la mayor compensación de toda la UE, incluyendo 3,13 millones fijos y 11,54 en variables. No obstante, la EBA precisa que "un importe significativo de la retribución variable corresponde a una indemnización".

En el conjunto de la UE, el número de banqueros con sueldo millonario se incrementó un 41,5% en 2021. En total, los casi 2.000 banqueros se repartieron 3.526 millones. La mayoría de los profesionales de banca con ingresos elevados (1.516 personas) recibieron una remuneración dentro de la franja más baja, lo que resultó en una retribución media de 1,8 millones.

En su análisis, la EBA destaca el efecto sobre la remuneración del sector vinculado a la retribución variable, que representó en 2021 el 100,6% de la fija. "Dado que la retribución variable está ligada al desempeño de la institución, la línea de negocio y el personal, el buen desempeño financiero de las instituciones impulsó el aumento de algunas bonificaciones", explica. En este sentido, el documento apunta que otros factores relevantes en la evolución al alza de los emolumentos de los banqueros fueron el alivio de las restricciones por el Covid-19 y la reubicación del personal en el contexto de Brexit, así como la inflación.

Normativa

En lo que respecta a la materia de remuneración, las entidades financieras están sujetas a una normativa específica tanto europea como nacional, a diferencia del resto de empresas cotizadas para las que simplemente existen recomendaciones basadas en políticas de buen gobierno. De esta forma, existen ciertos requisitos prudenciales en lo que respecta a la remuneración de aquellos banqueros cuyo puesto incida de forma significativa en el perfil de riesgo de las entidades.

A estos profesionales, la EBA los denomina como el Colectivo Identificado. En este grupo se incluyen los miembros del consejo de administración (tanto ejecutivos como no ejecutivos), la alta dirección y otros directivos que por su actividad o su remuneración pueden tener una incidencia importante en el perfil de riesgo de las entidades.

Algunos de los requisitos de esta normativa tiene que ver con las exigencias a los bancos de contar con una política de remuneración no discriminatoria en cuanto al género. Igualmente, la normativa establece un requisito por el que los banqueros que reciban parte de su remuneración variable en acciones de la entidad, tendrán un periodo mínimo de retención de dos años.

De todas formas, los organismos supervisores no pueden imponer topes a la retribución de los banqueros más allá del requisito de que el sueldo variable no podrá ser superior al 100% de la retribución fija o al 200%, cuando así lo apruebe la junta general de accionistas.

Normas
Entra en El País para participar