Deporte

La venta del Manchester United, una operación que puede batir récords en el mundo del deporte

Pese a su crisis deportiva, el club lleva años entre la élite financiera del fútbol

Un aficionado del Manchester United se fotografía junto a una pancarta que dice:
Un aficionado del Manchester United se fotografía junto a una pancarta que dice: AFP

Los rumores acerca de una posible venta del Manchester United, que impulsaron las acciones del club inglés casi un 15% este martes, se confirmaron a última hora del día. La familia Glazer, que en 2005 se hizo con la mayoría del club por 790 millones de libras (915 millones de euros al cambio actual), anunció la puesta en marcha de un proceso para "explorar alternativas estratégicas" para la entidad.

Entre ellas, incluye "la entrada de nuevos inversores, la venta u otro tipo de transacciones", explicó el Manchester United en un comunicado lanzado anoche al mercado financiero. "Esto incluirá una evaluación de múltiples iniciativas para fortalecer el club, incluida la remodelación del estadio y de su infraestructura, y la expansión de las operaciones comerciales del club a escala global, en un contexto de asegurar el éxito a largo plazo de los equipos masculinos, femeninos y de cantera del club, y proporcionar beneficios a los aficionados y otras partes interesadas".

Ya en verano trascendió un interés por parte de los Glazer por deshacerse de una parte de sus acciones, a raiz de una broma de Elon Musk, aunque estos ahora se abren una venta total.

Según el último informe financiero del club, a cierre del ejercicio 2022, estos tienen alrededor del 70% del capital del Manchester United, y casi un 96% de los derechos de voto. En definitiva, un control total. En el accionariado también aparecen fondos como Lindsell Train Limited y Ariel Investments, con cerca de un 7% cada uno, y Massachusets FInancial Services Company, con un 2%. El resto se reparte entre pequeños accionistas y la Bolsa de Nueva York.

Los Glazer han contratado a Raine Group como asesor financiero en exclusiva del proceso. Es el mismo que participó en la venta, en mayo, del Chelsea, seleccionando a cuatro inversores para la fase final de ofertas. El consorcio liderado por Todd Boehly completó una operación valorada en 4.250 millones de libras, casi 5.000 millones de euros, aunque la transacción financiera como tal estuvo por debajo de los 3.000 millones.

¿Venta récord?

Con estos datos encima de la mesa, una venta total del Manchester United puede suponer un nuevo récord en una operación de compra de una entidad deportiva. Aunque el club vive instalado en una continua crisis de resultados, que ha desembocado en la salida de Cristiano Ronaldo del mismo tras las duras críticas lanzadas por el deportista portugués contra la entidad, sigue estando en el podium de clubes más valiosos del mundo.

El último informe de KPMG Football Clubs’ Valuation le otorga un valor de 2.883 millones de euros, solo superado por el Real Madrid, y pese a que ha dejado de ser un club fijo en cada edición de la Liga de Campeones. La consultora establece ese valor teniendo en cuenta la popularidad de cada equipo, sus ingresos, el valor de su plantilla y sus costes salariales respecto a su facturación. El Chelsea, por ejemplo, recibe una valoración de 2.179 millones de euros, casi un 25% menos que el United. Su valor en Bolsa este martes rozaba los 2.500 millones.

"La fortaleza del Manchester United está en la pasión y lealtad de nuestra comunidad global de 1.100 millones de seguidores y aficionados", defendían Avram y Joel Glazer, principales ejecutivos del club este martes. Según ellos, casi 1 de cada 8 personas del planeta son aficionados del Manchester United. Una asunción algo exagerada, aunque es uno de los clubes que mejor capitalizó, desde el inicio, la globalización del deporte rey y su conversión en un gran negocio a principios de siglo XXI. En la actualidad suma 61 millones de seguidores en Instagram, y unos 35 en Twitter y 19 en Tik Tok.

Algo que siempre le ha permitido estar entre los equipos que más facturan. De las últimas 20 ediciones del informe Football Money League de Deloitte, el United ha estado en el podium en 17, y liderando el ranking en cinco. Bien es cierto que en las últimas dos, que miden los ingresos ordinarios en las temporadas 2019-2020 y 2020-2021, ha sido cuarto y quinto, respectivamente, lo que habla de una tendencia a la baja y, sobre todo, de la competencia con otros clubes ingleses, sobre todo el Manchester City o el Liverpool.

En la temporada 2021-2022, según su informe anual, los ingresos fueron de 583,2 millones de libras, casi 675 millones de euros, todavía lejos de sus cifras pre-Covid. Algo característico del United es su potente generación de ingresos comerciales: el 44% de su facturación total en la última temporada, al igual que antes de la pandemia, mientras que su dependencia del dinero televisivo está en el entorno del 37%. Más estancado está el apartado de taquilla, estable en unos 110 millones de libras en las últimas temporadas.

Pero el problema está en su rentabilidad y su deuda. De las últimas cinco temporadas solo dio beneficios en una, la 2018-19. En la 2021-2022 perdió 133 millones. Y en las últimas dos, también ha sufrido pérdidas operativas.

En cuanto a su deuda, esta era de 515 millones de libras a 30 de junio de 2022, casi 600 millones de euros. Buena parte es herencia de la transacción con la que los Glazer compraron el club, al que apalancaron para afrontar la operación.

Estos, tras años de fuerte oposición por parte de los aficionados, preparan ahora una salida que puede batir récords.

Normas
Entra en El País para participar