Sabadell gana un 92% más hasta septiembre y eleva el ‘pay out’ hasta un mínimo del 40%

Repartirá un dividendo de 0,02 euros por acción el próximo mes de diciembre

Sede de Sabadell.
Sede de Sabadell.

Sabadell ha duplicado el beneficio entre enero y septiembre. El banco liderado por César González-Bueno registró un beneficio de 709 millones de euros, lo que supone un 92% más que en los primeros nueve meses de 2021, apoyado por la contribución de la filial británica TSB y los mayores ingresos debido a la fuerte actividad comercial y la subida de tipos.

El banco ya venía disparando sus resultados a lo largo del ejercicio y debido a los volúmenes de negocio ha decidido elevar el pay-out (la parte de beneficio que repartirá entre sus accionistas) hasta un mínimo del 40%. Se trata de un aumento relevante, ya que el año pasado ascendió al 31,8%. Además, Sabadell ha anunciado que abonará un primer dividendo a cargo del presente ejercicio de 0,02 euros por acción el próximo mes de diciembre. En total supondrá un desembolso de unos 112 millones.

Los ingresos del negocio bancario alcanzan los 3.840 millones, lo que supone un 5,7% más en términos interanuales. Se vio sobre todo impulsado por el margen de intereses, que aumentó un 6,2% hasta los 2.722 millones. En ese sentido, el banco se vio favorecido por la paulatina subida de tipos en Europa y Reino Unido, los principales mercados en los que opera. Los ingresos por comisiones netas ascienden a 1.118 millones de euros a cierre de septiembre, lo que representa un crecimiento del 4,5% interanual. El margen recurrente de la entidad (margen de intereses y comisiones menos los costes) aumenta un 21,1%.

En lo que respecta a la actividad comercial, la producción hipotecaria en España ha alcanzado en el tercer trimestre los 1.472 millones, un 7% más. Además, el nuevo crédito al consumo aumenta un 18% interanual hasta 439 millones. El banco destaca especialmente la nueva producción de tarjetas y de TPV, ya que ha logrado un nuevo récord histórico: la facturación de tarjetas crece un 17% interanual, hasta 5.826 millones y la facturación de TPV un 33% hasta 13.604 millones.

Además, la entidad catalana ha logrado una ratio de rentabilidad RoTE del 8%, muy por encima del objetivo del plan estratégico. En un primer momento, Sabadell se propuso cerrar el ejercicio 2023 con una rentabilidad del 6%. Dados los buenos resultados y la aceleración del negocio, el banco decidió adelantar un año, ese objetivo y de mantener el ritmo actual lo superaría con creces. También ha mejorado la eficiencia desde el 56,5% de hace un año al 45,8% actual gracias a una  reducción de costes  (-15,2% en el año) pese a la inflación, apoyado por los planes de reestructuración de la red de oficinas y el ERE llevado a cabo el año pasado.

Igualmente, Sabadell ha reforzado la solvencia y registró una ratio de capital CET1 fully-loaded del 12,52% (+4 puntos básicos). Por su parte, la ratio de morosidad continúo con su tendencia a la baja y se situó en el 3,40%, lo que supone 19 puntos básicos menos que en septiembre del año pasado. Igualmente, coste del riesgo del crédito (el nivel de dotaciones para insolvencias sobre el total de créditos) se sitúa en 39 puntos básicos, lo que supone una reducción de 12 puntos en la comparativa interanual.

La filial británica TSB contribuyó a los resultados del grupo con 93 millones de euros hasta septiembre, frente a los 82 millones de 2021, tras obtener un beneficio neto de 103 millones de libras. TSB se ha convertido en uno de los motores de Sabadell, gracias a su potente negocio de hipotecas. Así, ha incrementado un 81% su margen recurrente, tras elevar a doble dígito las principales fuentes de ingresos y reducir los costes. El margen de intereses aumentó un 11,7% hasta 718 millones de libras, precisamente, por el fuerte crecimiento de volúmenes de hipotecas. Las comisiones netas crecen un 17,9% interanual y ascienden a 88 millones de libras..

Normas
Entra en El País para participar