Crónica de Bolsa

El Ibex cede un 1,2% y hace equilibrios sobre los 8.000 puntos con la banca en la diana

El Mib italiano y el selectivo español lideran los descensos en Europa

Los inversores no consiguen aplacar las dudas y aprovechan la incertidumbre para recoger beneficios. Esa fue la tendencia que imperó en las Bolsas europeas, una jornada en la que la banca lideró los recortes. El Ibex 35 y el Mib italiano, dos índices en los que el sector financiero tiene un elevado peso, lideraron las caídas. El selectivo español, que en niveles intradía llegó a peder la barrera de los 8.000 puntos, concluyó con un descenso del 1,18% hasta los 8.028,9 puntos.

Los bancos, que el martes celebraron la posibilidad de una subida de tipos más agresiva en la eurozona, fueron ayer los más damnificados. Sabadell bajó un 2,42%; Bankinter, un 2,29%; Santander, un 2%; BBVA, un 2,12% y CaixaBank, un 1,88%. Además de las entidades, las energéticas, el otro sector en la diana del Ejecutivo, concentraron el castigo. Acciona bajó un 2,19%; Enagás, un 2,16% y Naturgy, un 2%. En el lado opuesto se situaron ArcelorMittal (1,15%) y Acerinox (0,88%).

Se ha conocido que la tasa de inflación del Reino Unido escaló al 9,4% en junio, en máximos de 40 años. También que los precios industriales de Alemania moderaron su escalada en junio al 32,7%. Pero la gran referencia llega mañana, cuando el BCE acometerá este jueves la primera subida de los tipos de interés en la eurozona desde julio de 2011, poniendo así final a una era en la política monetaria de la zona euro ante el acoso de una inflación desbocada y la caída de la cotización del euro frente al dólar en los últimos meses, a la vez que Italia atraviesa una nueva crisis política.

Los rumores acerca de que el BCE podría discutir una subida de tipos mayor a la anticipada (de 50 puntos básicos en vez de 25) debido al empeoramiento de la inflación llevó ayer a los bancos a recuperar todo el terreno perdido tras el anuncio del Gobierno de la intención de aplicar un impuesto a la banca. Sin embargo, hoy vuelven a caer tras una mañana de titubeos.

En Italia, el primer ministro, Mario Draghi, instó hoy al Parlamento a "reconstruir" su coalición de unidad nacional, tras la crisis causada por su socio Movimiento 5 Estrellas (M5S), que le obligó a presentar su dimisión, que ha reconsiderado por el momento hasta que se pronuncie el resto de partidos.

En el mercado de deuda, la posibilidad de que Mario Draghi siga en su cargo ha relajado la presión sobre la deuda transalpina, permitiendo que la rentabilidad exigida al bono italiano a diez años retroceda a mínimos de una semana. El interés llegaba a caer este al 3,269% tras haber llegado a superar el 3,5% estos días.

El cierre alcista de Wall Street, que también registró ganancias por encima del 2% gracias a los buenos resultados empresariales conocidos ayer, ha contribuido a que las Bolsas asiáticas cerraran en positivo. El Nikkei de Tokio ha subido un 2,67%. La Bolsa de Shanghái ganó un 0,77% y la de Shenzhen, un 0,63%.

Los inversionistas están analizando las ganancias del segundo trimestre en busca de señales sobre cómo la más alta inflación en décadas está afectando a las empresas y al gasto de los consumidores.

El Banco de Japón (BoJ) inició hoy su reunión mensual sobre política monetaria con la vista puesta en la subida de precios atribuida a la invasión rusa de Ucrania, aunque se espera que mantenga intacta su actual estrategia.

Por su parte, el euro recupera terreno frente al dólar por cuarta sesión consecutiva y ya sube más del 2% desde que tocó la paridad contra el 'billete verde' la semana pasada. Un euro se cambia a 1,025 dólares. Por otro lado, diversas fuentes consultadas por Reuters apuntan a que los flujos de gas ruso a través del gaseoducto Nord Stream 1 se reiniciarán a tiempo mañana, después de la finalización del mantenimiento programado, aliviando las preocupaciones de los inversores sobre el suministro de gas a Europa.

En el mercado de materias primas, los precios del petróleo se ven presionados por los esfuerzos de los bancos centrales para controlar la inflación. El petróleo Brent, de referencia en Europa, cae el 1% hasta los 106,22 dólares.

Normas
Entra en El País para participar