El precio del gas natural se hunde ante el reabastecimiento de las reservas europeas

Los depósitos se encuentran llenos a un 42% de su capacidad, en comparación de un 35% en el mismo periodo en 2021

Las válvulas de gas en el sitio de almacenamiento de gas natural en Zsana, Hungría, el 20 de mayo de 2022.
Las válvulas de gas en el sitio de almacenamiento de gas natural en Zsana, Hungría, el 20 de mayo de 2022. REUTERS

El precio del gas natural ha caído hasta en un 5,6% y ha tocado los 83 euros/mwh, su mínimo desde que inició la guerra en Ucrania, en la apertura de este lunes del mercado neerlandés, que es el referente europeo. El desplome se da en el contexto de un reabastecimiento de las reservas europeas del combustible, que ya se encuentran en niveles normales en comparación con años anteriores. No obstante, los persistentes miedos a un corte de suministro ruso que obligaría a los países a utilizar sus reservas han mitigado un poco la caída, que finalmente fue del 5% al finalizar la sesión del lunes según información de Intercontinental Exchange.

La Unión Europea se está apresurando para llenar sus reservas, a medida que busca reducir la dependencia de Rusia, que sigue abasteciendo de más del 20% de su suministro. Según información de Gas Infrastructure Europe, actualmente los depósitos se encuentran llenos a un 42% de su capacidad, en comparación de un 35% en el mismo periodo en 2021. Actualmente, los países con reservas más bajas son Croacia y República Checa, cuyos depósitos solamente están abastecidos alrededor de un 20%.

Asimismo, los compradores de gas ruso se enfrentan a la demanda de pago en rublos a medida que vencen las facturas, pero la contradicción entre la imposición de Moscú y las sanciones europeas dificultan el proceso. Rusia ya ha cortado el suministro de gas a Bulgaria, Polonia y recientemente a Finlandia, tras la decisión de Helsinki de unirse a la alianza de defensa de la OTAN.

“Las instalaciones de almacenamiento de gas se están llenando lentamente pero de manera segura. Estamos progresando, pero la independencia en lo que respecta al gas lleva un poco más de tiempo, tenemos que ser honestos al respecto” ha asegurado el lunes el ministro de Economía alemán, Robert Habeck, en una entrevista para una radio local. Alemania ha reducido su dependencia del gas ruso al 35% del 55% antes del comienzo de la guerra en Ucrania, agregó. 

Algunos de los gigantes energéticos más grandes de Europa han estado presionando con planes para mantener el flujo de gas. Este es el caso de la italiana Eni, que ya ha decidido abrir una cuenta en rublos en Gazprombank para garantizar la continuidad de los envíos hacia el país mediterráneo. El tránsito de gas ruso a través de Ucrania se redujo durante el fin de semana y se espera que permanezca así el lunes. Envíos a través del gasoducto Nord Stream a Alemania, el mayor enlace con el continente, son estables.

Normas
Entra en El País para participar