Wallbox abre una planta en Barcelona donde fabricará un millón de cargadores de coches eléctricos al año

Dará empleo a 520 personas cuando alcance su máxima capacidad de producción

Iberdrola comprará 10.000 unidades de sus cargadores rápidos y ultrarrápidos

El cofundador y CEO de Wallbox, Enric Asunción.
El cofundador y CEO de Wallbox, Enric Asunción. Europa Press

El fabricante de soluciones de recarga para vehículos eléctricos español Wallbox ha inaugurado este miércoles su segunda fábrica de cargadores en Barcelona y su tercera en el mundo (tiene otra planta en China mediante una joint venture con una firma china). Esta nueva planta, en la que Wallbox ha invertido nueve millones de euros, se encuentra en Zona Franca y da empleo actualmente a 203 trabajadores, aunque se prevé que cuando opere al máximo de su capacidad con tres turnos dará trabajo a 520 personas.

“Ya no somos una start up, ya nos hemos hecho mayores”, ha dicho el consejero delegado y confundador de Wallbox, Enric Asunción, en un evento que ha contado con la presencia de la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto; el presidente de la Generalitat, Pere Aragonés; la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; y el consejero delegado de Iberdrola, Sánchez Galán, empresa que ayudó al desarrollo de este unicornio siendo su primer inversor.

Durante el acto, Sánchez Galán ha anunciado que Iberdrola adquirirá 10.000 unidades de los cargadores públicos de Wallbox Supernova e Hypernova. El primero es un cargador rápido de 60 KW de potencia, mientras que el segundo es un cargador ultrarrápido que se encuentra en estos momentos en desarrollo. Cuando salga al mercado, con sus 350 KW de potencia, podrá cargar el 80% de la batería de un vehículo en apenas 15 minutos.

“Pueden parecer pocas esas 10.000 unidades, pero es lo que hay actualmente instalado en toda la red pública de recarga de España”, ha indicado el consejero delegado de Iberdrola. Por su parte, Asunción ha evitado dar detalles de cuántos serán Supernova y cuántos Hypernova de esos 10.000 cargadores, ya que es algo que actualmente se encuentran conversando ambas compañías.

Objetivos de producción

Actualmente, la nueva planta de Zona Franca (la otra se encuentra en Sant Andreu) produce unos 1.200 cargadores diarios, una cantidad que la compañía prevé cuadruplicar para llegar al millón de cargadores anuales en 2025 solo en esta fábrica. Este año, Wallbox prevé producir un millón de cargadores entre todas sus factorías, incluyendo la que está construyendo en el Estado de Texas, Estados Unidos, que se prevé que comience a funcionar en otoño.

Esta última factoría se dedicará a la producción de cargadores para el mercado norteamericano (Estados Unidos, México y Canadá). Allí, Wallbox ha firmado en los últimos meses dos grandes acuerdos para ampliar su presencia en el mercado estadounidense con Napa y City Electric Supply, dos importantes vendedores de piezas y complementos para vehículos eléctricos que cuentan con más de 6.530 puntos de venta repartidos por EE UU y Canadá. Previamente, en octubre del año pasado, Wallbox debutó en Wall Street con un valor de 1.200 millones de euros. A día de hoy, su capitalización bursátil supera los 1.690 millones.

“Wallbox es uno de nuestros unicornios, una de nuestras start ups con mayor proyección internacional. Un éxito que se debe a su apuesta decisiva por el talento y por la capacidades nacionales. España es un país atractivo para la inversión, queremos muchos más Wallbox”, ha dicho, por su parte, la ministra de Industria.

Normas
Entra en El País para participar