España acumula nueve años de superávit, pero pierde fuelle

En 2021 el saldo positivo fue 8.400 millones de euros, casi 10% menos que lo que presentó un año antes

Banco de España.
Banco de España. GETTY

España cerró 2021 con un saldo positivo de 8.400 millones de euros, con lo que acumula nueve años consecutivos con superávit por cuenta corriente. Sin embargo, hay una reducción del 9,7% respecto al que presentaba el año anterior, cuando fue de 9.300 millones. Los datos publicados este lunes por el Banco de España muestran además un incremento de los ingresos en el sector turismo, aunque aún se sitúan muy lejos de los niveles previos a la pandemia.

Los ingresos ascendieron a 494.000 millones de euros, un 18,9% más que en 2020, cuando la cifra fue de 425.700 millones. En paralelo, los pagos ascendieron a 485.600 millones de euros, un 19,5% más respecto al mismo periodo. Esta evolución de la balanza y su pérdida de fuelle respecto a 2019 se explica por el aumento de déficit de las rentas primaria y secundaria. No obstante, se registra una mejora del superávit de la balanza de bienes y servicios, especialmente por los ingresos derivados del turismo.

En concreto, la balanza de rentas primaria y secundaria, que recoge las rentas del trabajo, de la inversión, impuestos, cotizaciones, prestaciones sociales y transferencias corrientes, registró un déficit de 8.600 millones de euros. Esto es un 17,8% más que el año anterior. Por contra, la balanza de bienes y servicios presentó un superávit de 17.100 millones de euros, un 3,6% más que en 2020. Dentro de esta categoría destaca el superávit de turismo y viajes, que se disparó más de un 130% para llegar a los 19.900 millones.

Los ingresos que registró España en viajes se disparó un 78% respecto al ejercicio de 2020, en plena pandemia. En ese año las restricciones sanitarias provocaron el desplome de la actividad hasta los 16.200 millones de euros. En cambio, en este los ingresos fueron de 280.900 millones. No obstante, aún está lejos de la marca de hace dos años, cuando la cifra llegó a los 71.200 millones.

El saldo de la cuenta de capital, por su parte, elevó su superávit entre enero y diciembre del año 2021 hasta los 9.900 millones, frente a los 4.500 millones de euros del ejercicio anterior.

Así, el saldo agregado de las cuentas corriente y de capital, que determina la capacidad o necesidad de financiación de la economía española, registró un superávit de 18.300 millones de euros entre enero y diciembre, un 33,6% más que los 13.700 millones registrados en el mismo periodo de 2020.

En términos mensuales, diciembre registró un déficit de 1.300 millones de euros, que contrasta con el superávit de 900 millones registrados el mismo mes de 2020. La caída se debe principalmente a bienes y servicios no turísticos, que perdieron 3.400 millones. No obstante, el turismo compensó en parte esta mala evolución. 

Por otro lado, en 2021 España registró salida de capitales por valor de 11.600 millones, frente a la salida de 98.200 millones de un año antes. Se trata de un saldo que resulta de tener en cuenta lo que los residentes españoles invierten fuera del país y lo que los extranjeros destinan a España en ese mismo periodo.

Normas
Entra en El País para participar