El Profesor de La Casa de Papel protagoniza la primera NFStorie

‘The Olyverse’ es una serie en la que los propios fans pueden participar en el proceso de creación

casa de papel
Un avatar de 'The Olyverse'.

El mundo ha cambiado mucho desde que crear una historia colaborativa consistía en empezar el relato, tapar todo a excepción de la última frase y pasarle el folio al compañero de al lado. La tecnología ha mutado el formato de las tareas más básicas, pero la digitalización no pasa solo por trasladar actividades tradicionales a un soporte basado en unos y ceros. Estas plataformas abren la puerta a un abanico de nuevas posibilidades y a interacciones más complejas.

Lo saben bien en Olyseum, la plataforma social impulsada por blockchain que acerca a los fans a sus ídolos, quienes han colaborado con Álvaro Morte, el Profesor de La casa de papel, y Koldo Serra, quien ha dirigido algunos de los episodios de la serie, para crear The Olyverse, la primera NFS (non fungible storie). Esto consiste en una serie de NFT (non fungible tokens), es decir, activos digitales únicos e irrepetibles que permiten a los compradores participar en el proceso de creación de una película, bien desarrollando la trama, dando forma a los personajes o, incluso, convirtiéndose en uno de ellos.

Los aficionados adquieren un avatar inspirado en la figura de Álvaro Morte que les da derecho a entrar en un chat, en el que también se encuentra el cineasta Koldo Serra, y participar así en el proceso de creación de la historia. En el momento de escribir estas líneas, el precio de estos avatares, que no se pueden elegir y son asignados al azar, partía de 484 dólares (432 euros), aunque su valor, como el de todas las criptomonedas, puede fluctuar con facilidad. “Puede chocarnos, pero las generaciones más jóvenes le dan muchísimo valor a lo digital. Tener el mejor diseño o los mejores complementos para su avatar se vuelve algo importante”, explica Santiago Ilundáin, socio de Santiago Mediano Abogados, quien ha asesorado a Morte en todo este proceso.

De hecho, la preventa de los primeros 300 avatares se agotó en 85 segundos el pasado diciembre, si bien la comunidad ya alcanza los 20.000 miembros. Con todas las aportaciones de los usuarios se creará el storyboard final para la grabación de los episodios, aunque el proceso no seguirá un calendario de producción al uso, pues dependerá de la fluctuación en la compra y venta de criptomonedas. También de la entrada de nuevos personajes, pues aunque, por el momento, Álvaro Morte es la única cara visible de la historia, la idea es que se vayan incorporando otros personajes reconocidos al proceso de creación. El Profesor se lleva un porcentaje de cada token que se venda, pero el acuerdo con Olyseum también incluye que una parte importante de los beneficios del resultado final se donen a fundaciones y organizaciones sin ánimo de lucro, matiza Ilundáin.

En realidad, el sistema es muy similar a un crowdfunding (micromecenazgo), con el que, además de implicar a los aficionados en el proceso, se logra financiación para el proyecto. Pero la idea es que la participación de los usuarios no se limite a la financiación, sino que, además, puedan disfrutar de eventos privados y videollamadas con los actores. La compañía no pretende cambiar –o al menos diversificar– solo los procesos de creación cinematográfica, sino que está extendiendo estos fantokens a celebridades muy diversas. En su página web se pueden encontrar experiencias que van desde una videollamada o una sesión de entrenamiento con Iniesta a un pase virtual para ver un servicio en la cocina de Azurmendi.

Normas
Entra en El País para participar