Salidas a Bolsa

Ibercaja acelera para tener listo el folleto de su OPV la próxima semana

El objetivo es contar con la luz verde de la CNMV a partir del 2 de febrero

Los colocadores aspiran a que el valor en Bolsa sea de 2.000 millones

Valoración banca Pulsar sobre el gráfico para ampliar

Ibercaja lleva trabajando en su salida a Bolsa nada menos que desde 2018. Pero, con el Covid de por medio y unos tipos de interés por los suelos, la operación ha ido aplazándose. Las reuniones de los colocadores con los potenciales inversores (road show) previas a la publicación del folleto, conocidas en el argot como investor education, concluyen mañana, cuando también se prevé una cumbre del consejo del banco para decidir el rango de precios. Si no hay problemas de última hora, el objetivo es que la CNMV tenga listo el folleto la próxima semana, con una fecha marcada en rojo: el miércoles 2 de febrero.

El tamaño de la operación no es menor. La Fundación Ibercaja cuenta con el 88% de las acciones y su objetivo es quedarse con un 46% si finalmente la operación se amplía con el conocido como green shoe. Esto, para una valoración de 2.100 millones de euros, supone la venta de papel por cerca de 900 millones La última salida a Bolsa de un banco fue la de Unicaja, en 2017, y vendió unos 760 millones.

El buen tono de la banca en lo que va de año, con subidas superiores al 16% para CaixaBank y Bankinter, al calor del posible cambio de ciclo en la política monetaria, es un sustento clave para que esta OPV salga bien. Incluso, a pese a los tambores de guerra que se escuchan desde Rusia y Ucrania y que han sacudido las Bolsas en las últimas sesiones.

El trabajo viene de lejos, y los bancos de inversión implicados están desplegando todos sus esfuerzos. Morgan Stanley y JPMorgan son los coordinadores globales, en un segundo lugar se sitúan Bank of America y UBS, y el tercer peldaño es para Alantra, KBW y Société Générale. Rothschild es el asesor independiente de Ibercaja Banco, mientras que Linklaters, Uría Menéndez,  y Davis Polk & Wardwell pilotan los asuntos legales.

La misma ratio con la que cotiza Unicaja arrojaría una tasación de 1.300 millones

Las fuentes financieras señalan que los informes de los departamentos de análisis no incluyen valoraciones concretas de la entidad, aunque si señalan con el dedo sus dos principales comparable. Son CaixaBank, que cotiza a 0,63 veces su valor en libros, y Unicaja, a 0,39 veces (véase gráfico).

A cierre de junio, el valor contable de Ibercaja –la suma del patrimonio neto y de otros resultados globales acumulados– ascendía a unos 3.400 millones. Aplicando la ratio del banco que preside José Ignacio Gorigolzarri, la capitalización superaría, por la mínima, los 2.100 millones, pero con la de Unicaja, la tasación caería hasta poco más de 1.300 millones. Con una intermedia, de 0,5 veces el valor en libros, la valoración rozaría los 1.700 millones de euros. La entidad más rumbosa en cuanto a ratios es Bankinter, que cotiza prácticamente a su valor en libros con un mínimo descuento del 4% (se paga a 0,96 veces su valor contable, según Bloomberg).

Pero los inversores son soberanos y serán ellos los que establezcan cuánto están dispuestos a pagar. La deliberación del consejo de Ibercaja Banco, presidido por José Luis Aguirre Loaso, está prevista para este mismo viernes. Con todo, es la próxima semana cuando está previsto que la CNMV dé luz verde al folleto. El calendario inicial que manejan las fuentes financieras consultadas es que el documento esté listo el miércoles 2 de febrero, aunque esto puede cambiar a última hora ante pequeños imprevistos. El periodo de prospección de la demanda será más breve de lo habitual, con un debut previsto a lo largo de la segunda decena de febrero.

Normas
Entra en El País para participar