Windows  11 Ampliar foto
Windows 11 Windows

Cómo evitar que Windows 11 se actualice sin tu permiso

Es muy fácil

El pasado mes de octubre Windows 11 llegó de forma oficial. La nueva versión del sistema operativo de Microsoft ya está disponible para probarla, y llega con algunas novedades muy interesantes.

Y es que, si el gigante con sede en Redmond lleva dominando el mercado desde hace años es por un motivo: Windows funciona realmente bien. Es cierto que algunas versiones de este sistema operativo cojeaban de una u otra forma, pero el caso es que casi todo el mundo utiliza Windows en sus ordenadores de sobremesa y portátiles.

Pero, también es cierto que la gran W no está exenta de problemas. Y uno de los mayores dolores de cabeza tienen que ver con las actualizaciones de Windows. Por ejemplo, se espera que Windows 11 reciba su primera gran actualización en verano de 2022.

Cómo evitar que Windows 11 se actualice sin tu permiso

Logo de Windows 11 ampliar foto
Logo de Windows 11 Microsoft

 Aquí hay dos factores a tener en cuenta. Por un lado, el peligro que tiene ser de los primeros en actualizar. Son muchas las veces en las que una actualización genera más problemas que soluciones, y hay que esperar hasta que lancen el correspondiente parche que solucione el nuevo fallo que ha generado la actualización.

Y aquí, la única solución viable es esperar unos días, o mejor unas semanas, para ver que es una actualización estable. Por no hablar de la capacidad de Windows 11, y cualquier otra versión anterior, para hacer la actualización en el peor momento.

Sí, hablamos de esa situación en la que enciendes tu ordenador para trabajar y descubres que Windows se está actualizando, por lo que no podrás hacer nada hasta que finalice el proceso. Es cierto que puedes pulsar el botón de apagado de tu equipo para cancelar todo el proceso, pero el sistema puede sufrir daños y no vale la pena. En cambio, si pausas las actualizaciones automáticas, o las programas para que se realicen a una hora en la que no te va a interrumpir, es un valor a tener en cuenta.

 Por suerte, el proceso para configurar este apartado está al alcance de todos. Lo único que debes hacer es seguir los siguientes pasos:

  • Abre la Configuración de Windows.
  • Pulsa sobre Windows Update.
  • Marca la opción pausar actualizaciones y selecciona el tiempo que quieres pausarlas.

También puedes ir a Opciones Avanzadas y en la sección Horas activas seleccionar las horas a las que no quieres que se reinicie tu ordenador para que se actualice Windows 11. Un truco muy sencillo y práctico, por lo que no dudes a la hora de usarlo.

Normas
Entra en El País para participar