Distribución

El Corte Inglés eleva un 14% la deuda desde febrero tras unos gastos extra de 220 millones

Alcanza los 4.363 millones en el primer trimestre del ejercicio

El Corte Inglés eleva un 14% la deuda desde febrero tras unos gastos extra de 220 millones

El Corte Inglés elevó su deuda neta un 14% durante el primer trimestre del ejercicio 2021, finalizado en mayo, en comparación con los niveles que registraba a 28 de febrero, cierre de su año fiscal 2020. El endeudamiento escaló hasta los 4.363 millones de euros, según refleja la presentación remitida a inversores sobre el desempeño del grupo en ese primer trimestre. Una cifra que es 552 millones superior a la de tres meses antes. El grupo explica en esa presentación que el aumento tiene su origen, sobre todo, en unos gastos extraordinarios de 220 millones en los que incurrió durante el trimestre.

Estos corresponden al último pago de 69 millones de euros a ADIF por el terreno del Paseo de Castellana donde levantará un nuevo edificio de oficinas; otros 67 millones por el impuesto de grandes superficies; y 85 millones por el primer pago del acuerdo sellado con Dimas Gimeno, para la compra de su participación y la de su madre, María Antonia Álvarez, en IASA. Sin estos compromisos, explica la empresa, la deuda hubiese subido 332 millones.

Pese a todo, la deuda neta de 4.363 millones a 31 mayo es un 1,6% inferiores a la de la misma fecha de 2020. La partida más abultada de la misma son los 1.792 millones en bonos que tiene en el mercado. En enero vencerán 600 millones de la emisión de Hipercor de 2015, que el grupo no renovará.

Otro factor que influye en el repunte de la deuda del primer trimestre son los menores niveles de liquidez. Estos caían un 34% hasta 2.342 millones frente al mes de febrero. Más aguda fue la caída de la caja, del 68% hasta 293 millones. La empresa explica esta variación por el hecho de que, habitualmente, los primeros trimestres son más intensos en gastos para la compra de nueva mercancía, mientras que los últimos lo son en ventas y generación de caja.

Además, en abril venció un crédito revolving de algo más de 400 millones, lo que también redujo el acceso a crédito sin disponer a 1.100 millones. Hay que recordar que las agencias Standard & Poor’s, Moodys y Fitch han mantenido su calificación crediticia para El Corte Inglés en la última revisión. El grupo se ha puesto el objetivo de rebajar su deuda un 60% en el año 2026.

Más ventas de moda

Por otra parte, el informe de resultados del primer trimestre remitido a inversores da más detalle sobre la evolución de las distintas líneas de negocio del grupo en el arranque de 2021. Por ejemplo, la venta de moda multiplicó casi por cuatro sus ingresos hasta 727 millones, aunque aún por debajo de los niveles pre pandemia. También crecieron los artículos para el hogar, un 91,4%; y los de cultura y ocio, un 65%. Por contra, la venta de alimentación retrocedió un 14,7% hasta 614 millones tras la demanda del confinamiento de 2020, aunque las ventas comparables de Supercor crecieron un 3,8%.

Por su parte, Viajes El Corte Inglés facturó 118 millones, un 25% más, pero registró un ebitda negativo de 19 millones.

Marta Álvarez: “Saldremos más saneados”

El Corte Inglés eleva un 14% la deuda desde febrero tras unos gastos extra de 220 millones

Carta. La presidenta de El Corte Inglés, Marta Álvarez, explica en la carta incluida en la memoria no financiera del grupo, correspondiente al ejercicio 2020 y que acaba de plublicarse, que este “ha conseguido superar el ejercicio más difícil de sus más de 80 años de historia”, y que saldrá “de esta crisis pandémica más saneado y con una gran fortaleza financiera”. La presidenta de El Corte Inglés también tiene palabras para el consejero delegado, Víctor del Pozo, de quien dice está “lleno de ideas novedosas, con amplia experiencia en el negocio y con una gran capacidad de gestión”. “Hemos convertido la crisis en una oportunidad para acometer reformas profundas y dar un nuevo empuje a las diversas áreas de negocio”, añade.

Normas
Entra en El País para participar