Endesa prepara la mayor inversión en hidrógeno verde en España con 2.900 millones

Presenta 23 proyectos que suman más de 2.000 MW

Endesa hidrogeno verde Pulsar sobre el gráfico para ampliar

Endesa ha diseñado un macroplán para impulsar el desarrollo del hidrógeno verde en España que contempla inversiones por 2.908 millones de euros, lo que supone el mayor volumen anunciado por una empresa en territorio nacional hasta la fecha.

La energética liderada por José Bogas como consejero delegado ha presentado una carta de interés al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico en la que detalla hasta 23 proyectos que prevén la instalación de electrolizadores que suman una potencia de 340 megavatios (MW) además de parques renovables asociados por 1.921 MW (1.075 MW fotovoltaicos y 846 MW eólicos).

Y es que, se trata de un macroproyecto integral que contempla tanto la construcción de las plantas para producir hidrógeno como de las instalaciones renovables para generar la energía de la que se alimentarán los electrolizadores.

Los desarrollos presentados por Endesa recogen distintos usos finales del hidrógeno verde, desde su producción hasta su consumo. Los proyectos más ambiciosos que se llevarán a cabo dentro de la península se ubican en las zonas en las que la compañía está cerrando las plantas térmicas: Teruel, Compostilla (León), As Pontes (A Coruña), Litoral (Almería) y Alcudia (Menorca). Los planes de la energética pasan por transformar las plantas que usaban carbón como combustible generador y convertirlas en instalaciones modernas que produzcan hidrógeno y estén alimentadas por energía verde.

“Son áreas especiales donde hemos estado muchos años y queremos seguir presentes. Ahora se abre una oportunidad para transformar estos centros de generación basados en carbón y queremos construir plantas con tecnologías innovadoras como la fotovoltaica, la eólica y la producción de hidrógeno. La combinación de estas tecnologías puede hacer que sea un complejo moderno y sostenible”, explica a CincoDías el director general de Generación de Endesa, Rafael González.

El proyecto más avanzado es el de As Pontes, que contará con un electrolizador de 100 MW y seis parques eólicos asociados, con una potencia conjunta de 611 MW y cuya construcción conllevaría la creación de unos 1.600 empleos durante los 18 meses de construcción.

El resto de proyectos presentados por Endesa están diversificados en el uso final del hidrógeno: unos están destinados al uso del hidrógeno en la industria química como materia prima, otros buscan la sustitución de consumos térmicos fósiles por el hidrógeno, y también ha diseñado proyectos para el uso del hidrógeno como combustible para transporte pesado. “Todo ello puede suponer la creación de una industria nacional”, recalca González.

En conjunto, los complejos peninsulares sumarán una potencia de los proyectos de hidrógeno de 215 MW y la creación de más de 500 empleos en su fase de construcción, y alrededor de 220 en fases posteriores de operación y mantenimiento. 

Sumará 2.000 MW renovables

En el caso de los proyectos extrapeninsulares, que absorben 900 millones de inversiones, Endesa plantea distintas opciones que van desde la producción de energía con hidrógeno verde en nuevas plantas de generación (Barranco de Tirajana, Granadilla y Alcudia), el paso de plantas operativas a bi-combustible y la sustitución de potencia de otras plantas operativas por hidrógeno y gas.

“Endesa quiere poner de manifiesto su clara apuesta por el hidrógeno verde como clave en el proceso de transición energética y la descarbonización de la economía. Los 23 proyectos de hidrógeno verde que ahora presentamos, están asociados a una capacidad de potencia de casi 2.000 MW renovables”, destaca el director general de Generación de Endesa.

Para dar una idea de la magnitud, los 2.000 MW suponen la mitad de la nueva capacidad renovable que prevé el recién estrenado plan estratégico de Endesa hasta 2023. La producción total de todas las plantas, una vez puestas en marcha, sumaría 26.000 toneladas anuales de hidrógeno. Según las estimaciones de Endesa, el conjunto de proyectos podría estar funcionando entre 2023 y 2024. Además, la compañía explica que uno de los objetivos es que todos los componentes de las plantas que pretende desarrollar estén fabricados por compañías españolas, de forma que los proyectos actúen de tractores de la economía doméstica.

El hidrógeno verde es una de las grandes apuestas del Gobierno, aunque todavía se encuentra en una fase incipiente, ya que tan solo se producen y consumen en España en torno a 500.000 toneladas de hidrógeno como materia prima, en su práctica totalidad a partir de combustibles fósiles, al no ser hasta ahora una opción competitiva.

Por ello, el sector viene pidiendo mecanismos de apoyo para hacer competitivo el uso del hidrógeno frente a otras alternativas para demostrar su viabilidad. En ese sentido, Endesa ha presentado los proyectos al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico para recibir parte de los 1.500 millones que invertirá el Ejecutivo en el desarrollo del hidrógeno verde como parte del Plan de Recuperación europeo.

Normas
Entra en El País para participar