Hacienda estudiará medidas para paliar la subida del impuesto de matriculación

La entrada en vigor del WLTP conllevará un incremento medio del precio de los coches del 5%

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, durante una entrevista con Europa Press, en Madrid.
La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, durante una entrevista con Europa Press, en Madrid. Europa Press

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha asegurado que el sector del automóvil tiene que enfrentarse a normas de obligado cumplimiento, como el nuevo ciclo de homologación WLTP, que ha entrado en vigor este 1 de enero, aunque ha señalado que estudiará medidas para paliar el impacto negativo.

En una entrevista concedida a Europa Press, Montero ha explicado que, respecto al debate sobre modificar los tramos del impuesto de matriculación ante la entrada en vigor del WLTP, que conllevará un incremento medio del precio de los coches del 5%, el Ejecutivo lleva dos años trasladando al sector que hay una directiva que cumplir y que se había dado un plazo para adaptarse a esta nueva realidad.

"Tendremos que tomar decisiones en breve también escuchando todos los comentarios, pero no podemos ponernos la venda en los ojos sobre la realidad. Tenemos que cumplir una directiva y aquellos vehículos que más contaminan tienen que contribuir en mayor medida que los que usan energías más limpias", ha asegurado.

No obstante, la titular de la cartera de Hacienda ha indicado que se está estudiando cómo hacerlo y ha querido mandar un mensaje de tranquilidad al sector, con el que siguen dialogando en el Gobierno. Así, ha resaltado que se tomará una decisión una vez que se hable con el conjunto de la automoción.

Sin embargo, ha indicado que el sector sabe que se tiene que enfrentar a una serie de normas que son de obligado cumplimiento y que tienen un objetivo "noble", que es que los vehículos que más contaminen más contribuyan a las arcas públicas.

"Otra cosa distinta es cómo nos damos los plazos para que no se impacte de forma negativa sobre la producción de vehículos y sobre la compra de vehículos", ha asegurado la también portavoz del Ejecutivo.

Insiste en equiperar el diésel y la gasolina

Respecto a la subida impositiva al diésel, Montero señaló que el objetivo del Gobierno es equiparar "de forma paulatina" la fiscalidad entre el diésel y la gasolina, ya que para ella el panorama actual "no tiene razón de ser".

"España tiene una fiscalidad medioambiental más baja que el conjunto de la Unión Europea y la más baja en diésel de la zona euro, esto obliga a hacerlo, eso sí, de acuerdo con el acompañamiento al sector", ha afirmado.

Por otro lado, Montero ha mostrado su intención de homogeneizar, revisar, simplificar y concertar socialmente las diferentes figuras tributarias vinculadas con el uso del vehículo privado tanto con combustibles convencionales como con energías limpias.

"No es un proceso inmediato, espero que sirva de palanca o de comportamiento disuasorio en los casos en los que no se respeta el medio ambiente", ha subrayado, al tiempo que ha señalado que existe un sistema de incentivos fiscales que no se corresponden con la realidad.

Así, ha destacado la coordinación entre los ministerios de Hacienda, Transición Ecológica o Industria en este sentido y ha afirmado que todos son conscientes de lo que plantea el sector, que, en su opinión, "ha sido especialmente acompañado por el Gobierno" y que se enfrenta a diversos retos.

Normas
Entra en El País para participar