Infraestructuras

Sacyr y Acciona se lanzan a por plantas de residuos en concesión en Norteamérica

Compiten por un proyecto en la ciudad canadiense de Edmonton

Empleados en la línea de reciclaje de residuos de una de las plantas de Edmonton (Canadá).
Empleados en la línea de reciclaje de residuos de una de las plantas de Edmonton (Canadá).

El abanico de intereses en el mercado concesional norteamericano crece para las empresas españolas de infraestructuras. Dos de ellas, Sacyr y Acciona, han logrado hacerse hueco en el concurso para construir y operar una nueva planta de tratamiento de residuos orgánicos en la ciudad canadiense de Edmonton.

Se estima que la inversión de partida se acercará a los 300 millones, para lo que la Administración ha solicitado el apoyo del sector privado. El objetivo que marca el plan medioambiental de la ciudad es que un máximo del 10% de sus residuos acaben en vertederos en 2025.

El objetivo que marca el plan medioambiental de Edmonton es que un máximo del 10% de sus residuos acaben en vertederos en 2025

Con experiencia internacional en proyectos de colaboración público-privada en hospitales, autopistas, aeropuertos, agua, universidades o ferrocarril, ambas empresas, al igual que FCC, están siendo activas en la búsqueda de negocio en el tratamiento y valorización de residuos al otro lado del Atlántico.

En el caso de Edmonton, Sacyr ha incluido sus filiales Sacyr Servicios, Sacyr Concesiones y Sacyr Construcción en un consorcio en el que también figuran Aecom, Ledcor, WTT y Convertus.

Acciona, por su parte, forma con sus filiales de Concesiones e Infraestructuras junto a Aecon, Anaergia, Sylvis, Cima y Dillon Consulting.

El tercero en la liza es un consorcio formado por Maple Reinders, EllisDon y AIM, entre otras referencias.

El calendario del concurso, en el que Arlie&Bird, EY y Stantec trabajan como asesores, prevé la solicitud de ofertas en el segundo trimestre de 2021; la selección de la propuesta preferente debería producirse en septiembre, y la adjudicación en firme está fijada para el mes de octubre.

Solo en basuras, los hogares de Edmonton produce 260.000 toneladas al año. El centro de gestión de residuos, formado por 14 instalaciones cuenta con capacidad para 500.000 toneladas, y se pretende reforzar con una planta de biometanización o digestión anaerobia en lugar de la actual planta de compostaje. Esta última viene presentando problemas técnicos desde 2017, que se agravaron en 2019.

Destino estratégico

Sacyr entró en el mercado concesional norteamericano el pasado mes de octubre al adjudicarse la gestión y mejora de los servicios energéticos y de agua de la Universidad de Idaho, en la ciudad de Moscow, durante un plazo de 50 años. Antes de ese hito ganó proyectos de construcción en Florida o Texas.

Acciona, por su parte, está desarrollando una importante cartera de renovables en EE UU (nueve parques eólicos con 866 MW de potencia instalada y una termoeléctrica de 64 MW), tiene experiencia en desalación y varias obras de calado en Norteamérica, como es la de la ampliación del Metro de Vancouver (Canadá).

Dos meses para la recuperación tras el laudo del Canal

La acción de Sacyr cerró ayer en 1,97 euros tras subir el 0,51%. Se acerca al nivel de los 2 euros perdido el 28 de septiembre. Ese lunes la Bolsa reaccionó con dureza al laudo adverso en uno de los arbitrajes que dirimen los sobrecostes en la ampliación del Canal de Panamá.

Sacyr y sus socios del consorcio GUPC debían reintegrar a la Autoridad del Canal de Panamá 240 millones de dólares tras perder un caso que daba pie a otras reclamaciones multimillonarias.

La dirección de la constructora se esforzó en explicar que, en el peor de los escenarios, perder nuevos arbitrajes supondría una salida de caja de 40 a 50 millones si hay que devolver facturas ya cobradas. La acción remonta tras un bache de algo más de dos meses.

Normas
Entra en El País para participar