Coronavirus

El Gobierno afronta una factura de 1.300 millones en los seis primeros contratos de vacunas

La factura supera los 2.000 millones si adquiere las dosis adicionales

España recibe el 10,5% de los viales de los pactos comerciales cerrados por la CE

El Gobierno afronta una factura de 1.300 millones en los seis primeros contratos de vacunas pulsa en la foto

La factura de vacunas para prevenir el Covid-19 puede salir cara. España podría que tener que desembolsar más de 1.300 millones de euros si acaba sumándose a los seis contratos que la UE ha negociado con los fabricantes con desarrollos experimentales. Aunque el coste se podría disparar otros casi 740 millones si, además, finalmente adquiere las dosis adicionales previstas en los pactos comerciales con las empresas.

La Comisión Europea ha firmado, de momento, cinco contratos para adquirir los productos frente al SARS-CoV-2 de Pfizer/BioNTech; AstraZeneca y la Universidad de Oxford; CureVac; Sanofi/GSK, y Janssen. Adicionalmente, dispone de un preacuerdo con el laboratorio estadounidense Moderna, que el Ejecutivo comunitario de Ursula von der Leyen prevé cerrar pronto.

Gracias a estos contratos de suministro, Bruselas ha reservado ya 1.305 millones de envases como mínimo, pero a los que se pueden añadir 660 millones opcionales. Por el reparto proporcional respecto a la población por país, a España le corresponderían entre 137 y 206 millones de viales si se adhiere a todos los pactos comerciales. Concretamente, recibiría el 10,5% del producto, pero también debería desembolsar el 10,5% de la factura total.

De momento, España solo se ha sumado a uno de los contratos de compra anticipada de Bruselas, el de AstraZeneca, pero ha mostrado interés en avanzar también en los demás para hacerse con una reserva suficiente de las vacunas experimentales, a falta todavía de que finalicen los ensayos clínicos y se aprueben por parte de la Agencia Europea del Medicamento (EMA, en sus siglas en inglés). Igualmente, el Ministerio de Sanidad avanzó que se adherirá al de Pfizer, un hecho que se puede ratificar en los próximos días.

Desde el departamento de Salvador Illa no concretan a cuántos de esos seis pactos comerciales se sumarán, aunque tal como avanzaron fuentes de Sanidad a este diario a inicios de mes, “el objetivo del ministerio es tener un portfolio de vacunas y por eso se está adhiriendo a todos los contratos”.

Hasta ahora, el contrato que se conoce con algo más de detalle es el de AstraZeneca, ya que estos pactos firmados por Bruselas son confidenciales. De esta forma, ya que el propio Illa lo hizo público, que el precio pagado por dosis de la vacuna de AstraZeneca será de 2,9 euros. De ese importe, 1,12 euros serán abonados por la UE a través del fondo de apoyo de emergencias de la Comisión Europea.

Los contratos incluyen que cada país debe pagar al fabricante si la vacuna no es autorizada

De AstraZeneca a España le corresponden 31 millones de dosis, más otros 10,5 millones opcionales. Eso significaría al menos 90 millones de desembolso público (ver gráfico).

Precisamente el laboratorio avanzó ayer que su antídoto experimental cuenta con un 70% de media de eficacia según los datos preliminares de los ensayos clínicos en fase III (pruebas con miles de pacientes). Eso significa ir, de momento, por detrás en la carrera con Pfizer (95% de eficacia) y Moderna (94%). La compañía británica prevé disponer de 200 millones de dosis para diciembre, a la espera de la aprobación por parte de la EMA.

Los contratos

Todos estos contratos contarán con una cláusula de retorno, por que la que España deberá abonar el coste del encargo realizado al fabricante si finalmente la vacuna no recibe la autorización, según fuentes de Sanidad, aunque los términos exactos de la penalización no se conocen por la confidencialidad de los acuerdos.

Contará con dinero europeo para las compras

El proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2021, que se prevén aprobar antes de que finalice el año, contempla una partida de 1.011 millones de euros para la compra de vacunas frente al Covid-19. Sin embargo, fuentes gubernamentales indican que si finalmente el coste fuese superior no habría problemas de financiación porque habría una ampliación de ese monto, ya que es un asunto prioritario.

En cualquier caso, el Ejecutivo de Pedro Sánchez también se apoya en los recursos europeos para afrontar estas adquisiciones. Sanidad recibirá del programa comunitario Ayuda a la Recuperación para la Cohesión y los Territorios de Europa (React-EU) 2.436 millones que servirán tanto para sufragar la compra de vacunas como el reforzamiento de la atención primaria.

En el caso de Pfizer y su socio alemán BioNTech, España recibiría 21 millones de dosis de este desarrollo y 10,5 millones opcionales. El precio esperado de ese producto es de 15,5 euros, tal como avanzó Reuters citando fuentes comunitarias, por lo que el gasto como mínimo alcanzará los 325 millones.

Otra de las más avanzadas en los ensayos es la de Moderna, que en cuantía es la que menos dosis aportaría a la UE, un total de 80 millones más otros 80 millones adicionales, aunque todavía el Ejecutivo comunitario debe ratificar el pacto comercial. Las estimaciones dadas por la empresa y los responsables europeos señalan que el precio podría ascender a algo menos de 21 euros. Con ese importe, los 8,4 millones que corresponden a España tendrían una factura mínima aproximada de 170 millones.

Sanidad ha mostrado su voluntad de recibir asimismo el futuro suministro del producto del consorcio europeo formado por el laboratorio francés Sanofi y el británico GSK, con un pedido de 31 millones de dosis. Aunque no se sabe el precio exacto, desde el sector se ha indicado que ronda los 10 euros, por lo que la factura puede acercarse a los 310 millones. En este caso, los ensayos van más atrasados que los de Pfizer y AstraZeneca y no se espera la distribución hasta el primer semestre de 2021.

Igualmente, España prevé sumarse al contrato con Janssen, por el que a le corresponderán 21 millones de viales, más otros 21 millones optativos. La compañía del grupo Johnson & Johnson ofreció recientemente un cálculo aproximado de 8,5 euros en el coste de su vacuna, que de momento, es la única monodosis, frente las dos inyecciones del resto. En este caso, la factura se elevaría casi a los 180 millones.

Finalmente, el último contrato firmado por la CE con el laboratorio alemán CureVac tendría un coste mínimo de 235 millones por 235 millones de viales, ya que las estimaciones sitúan el precio por dosis en 10 euros.

Normas
Entra en El País para participar